Menú Buscar

Reproche de Mas a ERC por el 9N: "El adversario de los partidos catalanes está fuera de Cataluña y se llama Estado español"

El presidente de la Generalidad carga contra Junqueras por poner en riesgo la unidad del proyecto independentista. "Luchar noblemente entre compañeros para ser titular del equipo está muy bien -aunque ahora hay algunos a los que eso de salir al terreno de juego no les acaba de gustar del todo-, pero una cosa es querer ser titular en tu equipo, que es el equipo de Cataluña, y otra cosa es jugar a favor del adversario, que es el Estado español", advierte.

11.10.2014 14:10 h.
4 min
El presidente de la Generalidad, Artur Mas
Redacción

El presidente de la Generalidad y de CDC, Artur Mas, ha aprovechado su intervención en el Día del Partido que ha celebrado este sábado CDC en Manresa para reprochar a ERC -sin citarles- que están poniendo en riesgo la unidad del proyecto independentista. Y lo ha hecho tildando al Estado de "adversario".

"Es muy importante que en Cataluña los que hacen la política, que son los partidos, entiendan muy bien una cosa: el adversario no lo tenemos en Cataluña -y, si lo tenemos en Cataluña, no es demasiado poderoso-, el adversario de los partidos catalanes está fuera de Cataluña y se llama Estado español y no nos podemos confundir ni equivocar en eso", ha señalado.

"Hay algunos a los que eso de salir al terreno de juego no les acaba de gustar"

Mas ha insistido:

"Si en Cataluña nos confundimos de adversario, no nos saldrá bien; si identificamos bien al adversario y nos juntamos y sumamos y vamos haciendo piña, entonces nos puede salir bien y probablemente nos saldrá bien. Los partidos políticos pueden decidir en esta hora importante y trascendente ser parte de la solución del país [por Cataluña] o parte del problema. Hemos de estar todos juntos, la mayoría social, política e institucional han de ir todos juntos, si falla uno de ellos, se rompe la cadena entera".

El dirigente nacionalista ha reiterado, una vez más, su mensaje apelando a una metáfora futbolística: "Intentar ser titular en un equipo está muy bien; luchar noblemente entre compañeros para ser titular del equipo está muy bien, y todo el mundo tiene derecho a ser titular de un equipo y a querer salir al terreno de juego, aunque ahora hay algunos a los que eso de salir al terreno de juego no les acaba de gustar del todo, pero todo el mundo tiene derecho a salir al terreno de juego y a luchar por la titularidad; pero una cosa es querer ser titular en tu equipo, que es el equipo de Cataluña, y otra cosa es jugar a favor del adversario, que es el Estado español".

"Pase lo que pase, habrá un antes y un después de lo que estamos haciendo"

Durante su intervención, Mas también ha cargado duramente contra el Estado español. "Dicen que es un Estado de derecho y presumen mucho de eso; seguramente es un Estado de derecho, pero sobre todo es un Estado que va derecho y se burla de la democracia". "Este Estado se ha quitado la careta y ahora vemos su cara auténtica, que no nos gusta, porque es una cara intolerante", ha añadido.

Según el presidente autonómico, "esta Constitución, tal y como la estan utilizando, la están convirtiendo en un trágala o en una jaula". Pero ha asegurado que "pase lo que pase en las próximas semanas, meses o incluso años, en este antiguo país [por Cataluña] habrá un antes y un después de lo que estamos haciendo y lo sabemos".

Comentar
m.a. 25/08/2015 - 11:23h
¿Si hacemos una piña?...O sea que una piña. Seremos independientes y como todos somos uno, las propiedades y todo tipo de bienes se repartirán equitativamente entre toda la población y las directivos de los partidos independentistas, para dar ejemplo, serán los primeros en entregarlos a la bolsa común. A continuación los grandes empresarios donarán sus fortunas a la causa, y les seguirán los "butigués" que compartirán sus mercancías con los más pobres Porque eso es ser una piña, todos los piñones más menos iguales. Menudo ejercicio de cinismo del irrevelante mas y de estupidez de los borregos que le jalean.
EduardoPinzolas 25/08/2015 - 11:23h
Este personaje, presidente de la Generalitat oficialmente, presidente de facto de solamente parte de los catalanes, al calor del sol y de los fieles, ha ido al meollo del asunto: él y su alegre pandilla (numerosa, cierto, pero pandilla al cabo) se han situado fuera del Estado español (ese ente que al parecer se ubica fuera de Cataluña) y, en consecuencia, fuera de la legalidad española (vigente en el Estado español). No sólo fuera, sino en contra ya que lo califica de “adversario” (eufemismo por “enemigo”). ¿Alguien se imagina al presidente de Cantabria o de La Rioja o de cualquiera otra comunidad negando su condición de representante del Esatdo y situando a su comunidad fuera de ese mismo Estado? Los nacionalistas catalanes no toleran ser iguales a otras comunidades autónomas, ellos son otra cosa, son una “nación” y su equivalente no es otro que el Estado español que engloba al resto de comunidades. De ahí los conceptos “España versus Cataluña”, “relación bilateral”
EduardoPinzolas 25/08/2015 - 11:23h
(2)o “trato de igual a igual con España”, conceptos repetidos por los nacionalistas infinidad de veces. Atención ahora a estos dos párrafos. Ver cómo el primero es aplicación del segundo: 1º "Es my importante que en Cataluña los que hacen la política, que son los partidos, entiendan muy bien una cosa: el adversario no lo tenemos en Cataluña -y, si lo tenemos en Cataluña, no es demasiado poderoso-, el adversario de los partidos catalanes está fuera de Cataluña y se llama Estado español y no nos podemos confundir ni equivocar en eso. […] Si en Cataluña nos confundimos de adversario, no nos saldrá bien; si identificamos bien al adversario y nos juntamos y sumamos y vamos haciendo piña, entonces nos puede salir bien y probablemente nos saldrá bien. Los partidos políticos pueden decidir en esta hora importante y trascendente ser parte de la solución del país o parte del problema. Hemos de estar todos juntos, la mayoría social, política e institucional han de ir todos juntos,
EduardoPinzolas 25/08/2015 - 11:23h
(3)si falla uno de ellos, se rompe la cadena entera". (Artur Mas) 2º “Es tarea de la genialidad de un gran líder el lograr que incluso adversarios muy distintos entre sí pertenezcan a una misma categoría…Siempre debe combinarse una multiplicidad de adversarios, de modo que a ojos de las masas de seguidores, la lucha vaya dirigida a un solo enemigo. Esto fortalece su fe en sus derechos y acentúa su enconamiento contra quienes los atacan.” (Adolf Hitler, “Mein Kampf”)
aulet 25/08/2015 - 11:23h
El Sr Mas es president por una ley del "adversario"; es representante del "adversario" en Catalunya. Pero como el "adversario" le deja decir estas barbaridades con impunidad, pues ahí vamos. ¿Se imaginan algo así en alguno de los otros países de la UE?
JuanPerez 25/08/2015 - 11:23h
Eduardo, el projecte federalista del PSOE assumeix fil er randa aquest món referencial de la sobirania catalana. Potser per això reclamen molt el canvi de la constitució i no gosen dir la seva proposta: L'estat serà una Monarquia federal (per molt que pugui sonar a disbarat) de nacions sobiranes, les quals, motu proprio, acorden constituirse com a tal Monarquia federal. El senat daquesta monarquia federal regiria les relacions entre comunitats i d'aquestesamb l'estat, però l'estat no tinfria dret de veto contra les lleis i normes emanades del senat concebut com a càmera territorial. Jo vaig tenir la santa paciència de fer aquest anàlisis, "fisking al projecte federal" li vaig anomenar, i de debò que vaig quedar fins a dalt de tot de les maneres tramposes amb què volen reconèixer no que Espanya és una nació, sinó que és la suma de les diferents sobiranies. O sigui, tornar a l'edat mitjana o poc menys...
EduardoPinzolas 25/08/2015 - 11:23h
Completamente de acuerdo, Juan. De modo que la propuesta federal del PSOE no es tal, en el sentido puramente federal igualitario, sino una propuesta confederal en tanto el Estado se supedita a acuerdos entre partes (estado-comunidad o comunidad-comunidad) y en tanto la posición de cada comunidad en el conjunto no es igual en potestades sino que depende de su "legitimidad nacional histórica", lo que redunda en privilegios para unas fuera del alcance de otras.
Olegario 25/08/2015 - 11:23h
(1) A mí me produce mucha desconfianza lo que dice el PSOE, sobre todo por la falta de concreción. Esta indefinición calculada sólo presagia que no tienen política de Estado y que lo que pasa en Cataluña, sólo lo conocen a través de los "voceros" del PSC. Pero hay algo que sí entenderán: el PSC ha perdido toda credibilidad entre la población humilde que pretende representar, y eso se traduce en votos. Esta pérdida debe llegar a ser tan obvia que les obligue a repensar si su "socio" es el camino adecuado para trasmitir su mensaje. Al mismo tiempo, les debe mostrar con claridad que es su propio mensaje el que no sirve, que basta ya de doctrina rubalcabiana, que hay que recuperar las ideas básicas y clásicas del socialismo: igualdad entre los ciudadanos, estado de derecho,
Olegario 25/08/2015 - 11:23h
(2) honestidad, justicia social y de la otra, servicios públicos y construcción de un Estado que permita realizarse a las personas, que permita esa realización precisamente a los que están en desventaja por baja renta, por escasez de preparación de los padres, por circunstancias sociales que marcan las diferencias desde el inicio de la vida. De ahí la necesidad de la enseñanza de calidad al servicio de los que más lo necesitan. De ahí lo perentorio de la sanidad pública eficiente, de los servicios sociales, de la justicia rápida y equitativa, de la hacienda sin privilegios, de la cultura del trabajo, de la igualdad de oportunidades. Los "pueblos irredentos", las "culturas oprimidas", las "particularidades culturales" son los inventos argumentales de los que temen la aplicación de los valores socialistas antedichos, porque usan esos "constructos" como excusa para estar instalados en el privilegio y encima "blindarlo".
¿Quiere hacer un comentario?