Menú Buscar

Núñez y su hijo, a casa por Navidad

El ex presidente blaugrana y su hijo tardaron 23 años en entrar en prisión, y solo 36 días en obtener los beneficios penitenciarios que obligan a pernoctar en prisión únicamente los días laborables.

24.12.2014 16:13 h.
2 min
Núñez, saliendo de la prisión
Redacción

La prisión estricta para los Núñez apenas ha durado un mes. El constructor y ex presidente del FC Barcelona Josep Lluís Núñez Clemente y su hijo Josep Lluís Núñez Navarro, condenados y encarcelados por un delito de soborno, ya han obtenido el tercer grado penintenciario, y pasarán las fiestas de Navidad en casa.

Según informa Europa Press a partir de fuentes judiciales, los Núñez, que ingresaron en prisión el pasado 16 de noviembre, han recibido ya la calificación del tercer grado penintenciario, que obliga a permanecer en la cárcel solo las noches de los días laborables.

De entrada, pues, los Núñez, que ya han dejado la prisión de Quatre Camins este miércoles a mediodía, no volverán a pisar su celda hasta el lunes, teniendo en cuenta que los días 25 (Navidad) y 26 (San Esteban) son festivos en Cataluña.

Un proceso interminable

Josep Lluís Núñez y su hijo fueron condenado a dos años y dos meses de prisión por soborno, por el célebre -e interminable- 'caso Hacienda', por unos hechos que se produjeron en 1991. Se da la circunstancia de que Núñez fue condenado inicialmente a seis años de prisión, por su implicación en una trama de sobornos a altos cargos de Hacienda para eludir impuestos. El Tribunal Supremo, no obstante, rebajó esa condena por apreciar dilaciones indebidas del proceso.

Las dilaciones del proceso -que, indirectamente, costó la carrera del ex ministro de Hacienda Josep Borrell para ser candidato socialista a la presidencia del Gobierno, al verse implicados hombres de su confianza-, en efecto, fueron extraordinarias: los hechos se produjeron en 1991, la primera sentencia del caso no llegó hasta 12 años y medio después, y la ratificación final del Supremo tardó más de 22 años. Y aun se demoró 10 meses más la entrada en prisión, mientras se resolvía la petición de indulto del ex presidente blaugrana.

No ha habido tantas dilaciones para que los Núñez obtuvieran el beneficio del tercer grado penitenciario: 36 días, desde que ingresaron en prisión el 16 de noviembre.

¿Quiere hacer un comentario?