Menú Buscar

Mascarell cobrará a las operadoras 0,25 euros al mes por cada conexión en internet

Es una cantidad incluso superior a los 0,20 euros de qué hablaba el consejero en diciembre. La Generalidad espera recaudar 20 millones al año. Las operadoras, en contra.

24.01.2014 16:04 h.
4 min
Fernando de Páramo Gómez
Redacción

El consejero de Cultura, Ferran Mascarell, ha revelado este viernes los detalles económicos de su proyecto de tasa a las operadoras de internet para recoger fondos con los que subvencionar el cine catalán: aplicará una tasa de 25 céntimos mensuales por cada conexión contratada en Cataluña, con lo cual la Generalidad espera recaudar 20,5 millones de euros al año. La Generalidad también espera que las operadoras no repercutan este nuevo impuesto en sus clientes.

Según ha explicado el consejero en rueda de prensa, su departamento trabaja con la cifra de cerca de 6,7 millones de conexiones a internet contratadas en Cataluña, incluyendo las conexiones de datos de teléfonos móviles y tabletas, que también tributarán. La nueva tasa se denominará "Impuesto a los proveedores de contenidos por internet para el fomento del sector audiovisual". Y, en contra de los primeros anuncios del propio Mascarell, no sólo servirá para subvencionar el audiovisual catalán, sino también para fomentar el acceso a la red en los equipamientos culturales.

Debido a esta nueva finalidad de la tasa, según ha explicado el consejero, las cantidades se han corregido al alza: si en diciembre Mascarell hablaba de hacer pagar a las operadoras 0,20 euros al mes por conexión -2,4 euros al año-, con la idea de recaudar 16 millones anuales, ahora las cifras han aumentado hasta los 0,25 euros al mes -3 euros al año-, para recaudar 20,5 millones anuales.

La postura de las operadoras

La consejería de Cultura tiene previsto iniciar los trámites del nuevo impuesto en dos semanas, y después este tendrá que ser aprobado en el Consejo Ejecutivo y en el Parlamento autonómico.

Mascarell ha explicado que se ha reunido con representantes de las principales operadoras de internet -Movistar, Orange, Vodafone, Yoigo, Jazztel y ONO-, y que las conversaciones han sido "cómodas", y que están estudiando la propuesta. Sin embargo, las operadoras se mostraron frontalmente en contra de la nueva tasa cuando se propuso por primera vez, calificándola de injusta y arbitraria, y pidieron a la Generalidad abrir una negociación antes de acudir a los tribunales españoles y europeos para conseguir su anulación.

Sobre la posibilidad que el impuesto lo acaben pagando en la práctica los ciudadanos, la consejería ha argumentado que el redactado del nuevo impuesto prevé sanciones para las operadoras que repercutan el precio del impuesto en sus clientes. Esta es una postura diferente de la que expresó el propio Mascarell en noviembre, cuando anunció por primera vez su proyecto. Entonces, se limitó a confiar que las compañías no repercutirían el impuesto, porque "no tienen porque hacerlo".

Compara la tasa con impuestos de Francia y Alemania

Mascarell también ha razonado que, según sus cálculos, "la compañía que más pagará [por este nuevo impuesto] no sobrepasará los siete u ocho millones de euros" al año. Una cantidad que no ve excesiva para estas empresas, que, según ha explicado, ya están acostumbradas a pagar tasas similares en países como Francia y Alemania.

Sobre este punto, de hecho, las compañías ya se quejaron en su momento de que actualmente ya están tributando un 5% de sus ingresos para ayudar los sectores audiovisuales europeo y español, y que la tasa de la Generalidad se añadiría a este importe.

Además de un posible recurso de las operadoras, la medida podría tener otra traba: que el Gobierno la invalide, como ya hizo con la tasa a los depósitos bancarios que aprobó la Generalidad a finales de 2012. Sobre esta posibilidad, Mascarell se limitó a decir en diciembre que "lo que es poder, puede pasar todo, pero en principio no tiene porque pasar".

Comentar
Juan Pérez 25/08/2015 - 11:32h
Quina manera de governar, mare meva... Amb personatges com aquest, amb aquests nivells de raonament volen construir un estat? Clar que no són diferents dels d'Homs, Junqueras, i tota la troupe, amb la participació estelar de la Marta Rovira, que deuria de cobrar una entrada cada vegada que donés una roda de premsa, perquè obtindria, el seu partit, uns ingressos que serien l'enveja de la resta de partits...
¿Quiere hacer un comentario?