Menú Buscar

Los coleccionistas desconfían de las promesas de Andorra de ‘limpiar’ la venta de sus euros

Los numismáticos no se creen los “retrasos burocráticos” que alega el Gobierno de Principado para evitar la especulación

30.07.2015 20:08 h.
3 min
El ministro andorrano encargado de las transacciones internacionales del Principado, Gilbert Saboya

Andorra ha movido ficha ante la imagen que el Principado ha dado frente a los coleccionistas de monedas internacionales, denunciantes de la barra libre a la especulación en las transacciones. El ministro de Exteriores, Gilbert Saboya, ha manifestado que los trabajos para “diseñar un mecanismo de distribución” están en marcha y que en breve dispondrán de suficientes emisiones para cubrir las demandas de los numismáticos de todo el mundo. El sector ha recibido con recelos el anuncio.

“Seguimos pensando que el Gobierno no es consciente de lo que se gesta a nivel internacional”, afirma el portavoz de los coleccionistas, Rubén Pulido, de la plataforma Coin Collectors & Professionals Ourtraged by Andorra (CCPOA). El sector indica que no ha lugar al argumento de que hasta ahora no se ha podido regular con suficiente rapidez por la burocracia del proceso.

Ventas anteriores

En un comunicado, la plataforma afirma que “históricamente, el Coprincipado ha emitido y distribuido emisiones a nivel internacional sin problema alguno, todo esto debe tener otra explicación y otro plan de actuación”.

El anuncio del Ejecutivo andorrano, por el momento, no ha frenado las ventas a precios astronómicos de la divisa del Principado. Los profesionales denuncian que en los establecimientos numismáticos se mantenían los precios que han desatado la polémica sectorial: lotes de euros andorranos que se debían vender a 24 euros y el precio final alcanzaba en 100.

Ha sido otra transacción la que ha levantado más recelos sobre el control que el Gobierno del Principado ha manifestado que quiere ejercer. En Manacor (Mallorca) se ha vendido por 65 euros una moneda de dos euros andorranos que oficialmente aún no ha sido acuñada. “No ha habido ninguna explicación oficial del Gobierno”, indica Pulido.

Medidas urgentes

“Las medidas a tomar deberían ser urgentes para frenar este mercado opaco”, añade. Los coleccionistas piden que las 35.000 carteras que el Ejecutivo retiene y ha anunciado que se habilitarán para la venta internacional salgan sin mayores demoras al mercado. Asimismo, reclaman a Andorra Mint, la distribuidora oficial, que habilite un canal de comunicación con los especialistas en las ventas de estos lotes para evitar falsas expectativas que alimentan la especulación.

El sector calcula que ya se han movido unos tres millones en negro en transacciones opacas de euros andorranos. “La especulación es totalmente palpable por parte del mercado internacional y ha hecho un daño irreversible a la marca Andorra”, avisa la plataforma.

Imagen ante el Banco Central Europeo

El Gobierno confía en que en los próximos días su anuncio acabe con estas prácticas. Tanto por su imagen ante los coleccionistas de todo el mundo como, aún más importante, ante el Banco Central Europeo.

La autorización de acuñar moneda propia, algo por lo que el principado luchó y propició la implementación de prácticas de mayor transparencia que le alejaran de la etiqueta de paraíso fiscal, está en juego.
¿Quiere hacer un comentario?