Los candidatos de Junts pel sí discrepan en público sobre BCN World

Germà Bel defiende el proyecto de ocio y juego de Tarragona, mientras que Romeva expresa sus dudas

17.09.2015 16:05 h.
3 min
Los candidatos de Junts pel sí Germà Bel y Raül Romeva, en un acto en Tarragona
Redacción

Los integrantes de Junts pel sí, la lista común para el 27S de CDC, ERC y las entidades independentistas, se presentan a estas elecciones con un mismo plan independentista y una misma "hoja de ruta" para aplicarlo. Pero no están ni mucho menos de acuerdo en otras cuestiones ajenas al 'procés'. Como han demostrado este jueves claramente -y en público- dos de sus principales candidatos.

El teórico número uno de la lista, Raül Romeva, y el candidato por Tarragona, Germà Bel, han discrepado este jueves en relación a BCN World, el complejo de ocio y juego que impulsa la Generalitat en la población tarraconense de Vila-seca.

En un acto de campaña en el Puerto de Tarragona, Bel ha defendido BCN World, porque "será capaz de crear riqueza y puestos de trabajo". Bel se ha cubierto contra las críticas al proyecto argumentando que los impuestos sobre BCN World permitirán generar ingresos para financiar servicios sociales. Y ha asegurado que la Generalitat actuará para evitar que BCN Wolrd sea "el Benidorm de la Costa Daurada".

Romeva lo considera un "tema no cerrado"

Un punto de vista diferente tiene Raül Romeva, que no ha defendido el proyecto. Tampoco lo ha atacado, sino que se ha limitado a señalar que es un "tema no cerrado" dentro de la candidatura de Junts pel sí, porque sus distintos integrantes tienen diferentes visiones al respecto. Romeva ha añadido que el asunto quedará "congelado" hasta que haya un "mandato ciudadano que aclare qué y cómo se debe hacer esta inversión", dejando claro así que el 27S no dará este "mandato".

Las dicrepancias en el seno de la candidatura se explican por el origen diverso de sus componentes. Mientras que CDC está claramente a favor del proyecto, que ha impulsado desde el Govern y el Parlament, ERC se muestra en contra. De hecho, una de las contadas ocasiones en que ERC votó contra sus aliados de CDC en la pasada legislatura fue para oponerse a la rebaja de impuestos a los casinos en relación a BCN World.

Aun con más intensidad se opuso al proyecto ICV-EUiA, de donde proviene el número 1 de Junts pel sí, Raül Romeva.

Comentar
Antoni Ferret 18/09/2015 - 09:20h
Això no, que no respon a cap necessitat. Els llocs de treball per altres vies.
¿Quiere hacer un comentario?