Menú Buscar

La mano izquierda de José Borrell

11.11.2015 12:20 h.
2 min
El ex ministro socialista Josep Borrell
Redacción

José Borrell vive en su propio mundo. Es un erudito metido a político. Su última actuación ha centrado críticas y elogios que le han hecho protagonista de la siempre convulsa política catalana. 'Las cuentas y los cuentos de la independencia' es un libro de análisis bien sustentado en datos y muy analítico. Así es Pepe Borrell. Sin embargo, es un hombre dado a meter la pata con los medios de comunicación.

En su etapa de candidato socialista a la Presidencia del Gobierno tuvo un almuerzo con un grupo de periodistas en un restaurante cercano al Congreso. Delante de Borrell se sentó Alfredo Urdaci. "¿A qué te dedicas exactamente?", le preguntó el candidato al polémico presentador del telediario de Televisión Española. Nada más y nada menos. En una entrevista con el malogrado Carlos Llamas en 'Hora 25', el programa con más audiencia de la radio nocturna española, le espetó: "¿Y esto lo oye mucha gente?".

Estas salidas de tono le crearon una imagen muy negativa ante la prensa, a pesar de los ímprobos esfuerzos de su director de Comunicación, el fallecido Julio de Benito. Pero, a pesar de todo, Borrell no ha cambiado. A punto de ser entrevistado por Susanna Griso en 'Espejo Público' de Antena 3, Borrell preguntó a un técnico: "¿Cómo se llama la presentadora?". Esta vez, al menos no lo hizo en público, pero sigue teniendo entumecida la mano izquierda.

Comentar
Olegario 14/11/2015 - 15:55h
Y eso, ¿a quién le importa?
m.a. 14/11/2015 - 15:55h
Artículo anodino que no se corresponde con las expectativas que genera la enorme categoría del personaje. Un poco de respeto por favor, a él y a sus lectores, los de Vdes.
Ramonsalvat 14/11/2015 - 15:55h
Jolin, pues esto no es precisamente un demerito. Los buenos periodistas, los de verdad, pocas veces son estrellas "mediáticas" a las que todos "han" de conocer.
leborgne 14/11/2015 - 15:55h
Es cierto que el artículo (más bien el "suelto") es de una inexplicable trivialidad...
¿Quiere hacer un comentario?