Menú Buscar

La posibilidad de un adelanto electoral al 9 de noviembre coge fuerza

El anuncio de 'planes B' ante la imposibilidad de celebrar el referéndum secesionista por parte de Junqueras y Homs, y el reconocimiento por parte de Felip Puig de que difícilmente habrá consulta, generan el desasosiego entre el independentismo más radical. "No hablemos de otros escenarios porque, si no, estamos deslegitimando el escenario de la consulta", advierte Forcadell. Mas baraja adelantar las autonómicas.

03.07.2014 19:12 h.
5 min
Representantes del Gobierno autonómico, CiU, ERC, ICV-EUiA y la CUP, durante la rueda de prensa de diciembre de 2013 en que anunciaron la fecha y las preguntas pactadas para celebrar un referéndum independentista en Cataluña

A pesar de que el presidente de la Generalidad, Artur Mas, y el líder de ERC, Oriol Junqueras, han repetido por activa y por pasiva de que el 9 de noviembre habrá un referéndum para la secesión de Cataluña dentro de la legalidad, a medida que se acerca la fecha, todo apunta a que esa consulta no se celebrará.

La mayoría de los dirigentes de CiU y ERC aseguran públicamente en que la consulta se hará, pero después, en privado, reconocen que no será posible porque -con toda probabilidad- esta será suspendida por el Tribunal Constitucional, previo recurso del Gobierno, y no están por la labor de celebrar una consulta de pandereta.

De hecho, desde las cúpulas de ambas formaciones ya empiezan a hablar de 'planes B' para el caso de que finalmente no haya referéndum el 9 de noviembre.

Junqueras admite que tiene un 'plan B'

Este miércoles, en una entrevista en Catalunya Ràdio, Junqueras admitió que tenía una alternativa para ese caso, pero declinó hablar sobre ella. "Una cosa es tenerla y otra es explicarla", argumentó, porque eso "pondría las cosas fáciles a los que quieren que el proceso fracase. "La discreción es imprescindible para que todo salga bien", añadió.

Y lo ilustró señalando: "Cuando yo era adolescente y me gustaba una chica en concreto, no iba explicando a todo el mundo que, si no me salía bien, lo intentaría con otra. Es muy poco elegante, y poco efectivo. Estoy enamorado de la democracia, del referéndum".

Homs: "Tenemos todos los escenarios previstos y las respuestas pensadas"

De una forma muy parecida se ha posicionado el consejero de la Presidencia y portavoz de la Generalidad, Francesc Homs, este jueves. Durante una entrevista en RAC1, el jefe de máquinas de CDC ha asegurado que el Ejecutivo autonómico baraja alternativas a la consulta. "Tenemos todos los escenarios previstos y todas las respuestas pensadas, desde la más beligerante a la más inteligente", pero ha descartado hacerlo público "porque no hay que dar pistas al adversario", ha indicado.

"Es evidente que no podemos explicar a diestro y siniestro qué tenemos pensado ante todos estos escenarios. Eso sería absolutamente suicida", ha añadido.

Estas declaraciones se suman a las realizadas por el consejero de Empresa y Empleo, Felip Puig, el pasado domingo. "Dependiendo de lo que hagamos el 9 de noviembre, si hay consulta o nos la prohíben, que es lo que parece que quieren hacer desde Madrid, estaremos en un escenario en que el Gobierno [autonómico] de concentración nacional, de coalición, se impondrá por si mismo", señaló, dando por descontado que no habrá referéndum.

Forcadell: "Al hablar de otros escenarios, estamos deslegitimando la consulta"

Como era de esperar, estas declaraciones no han gustado a la Assemblea Nacional Catalana (ANC), una de las entidades independentistas más beligerantes. Pocas horas después, su presidenta, Carme Forcadell, ha advertido de que es negativo para sus objetivos hablar de 'planes B':

"Nos están negando el derecho a voto, y eso es muy grave. Por tanto, que sea el Estado español el que se retrate quitando las urnas, retirando las urnas, no nosostros de entrada. Nosotros como ANC, en estos momentos, contemplamos solo el escenario de la consulta. Después, cuando llegue el momento, ya se decidirá. Pero no hablemos de otros escenarios porque, si no, estamos deslegitimando el escenario de la consulta, que es el que quiere la mayoría de la sociedad catalana".

Sin embargo, fue la propia Forcadell la que, el pasado domingo, se mostró poco convencida de que pudiese haber consulta el 9 de noviembre. "La única opción que ahora trabajamos es la consulta pero, si la consulta no fuese posible, nosotros apoyaríamos cualquier propuesta que se hiciese desde el Parlamento [autonómico] de Cataluña, si fuese de forma absolutamente democrática y pacífica", señaló durante un acto de la entidad.

Posible adelanto electoral

Ante este escenario, vuelven a sonar con fuerza en los mentideros políticos catalanes -e incluso en algunos círculos de Madrid- los rumores que apuntan a que el 'plan B' de Mas pasaría por convocar unas elecciones autonómicas para el propio 9 de noviembre. Unos comicios que el nacionalismo trataría de darle un carácter "plebiscitario".

Según diversas fuentes, ante la imposibilidad de sostener las presiones del independentismo más radical desde esa fecha hasta el final de la legislatura, y a la vista de que CiU no consigue recuperar apoyo electoral, esta acción podría ser presentada por el presidente autonómico como un acto de inmolación política con el fin de cumplir su palabra de que el 9 de noviembre, de una forma u otra, se votaría en Cataluña.

Comentar
sebasth 25/08/2015 - 11:26h
simplemente maravilloso.genial. el sr mas lo sabia desde el principio. mientras... el sr. boi ruiz nos seguira robando nuestros hospitales simplemente ha sido un truco. lamento de veras la fractura social y el sufrimiento que generan. pero cada uno es cada cual. ya somos mayorcitos para pensar.... si se puede.
Pepitox 25/08/2015 - 11:26h
Yo no me fiaría. Simplemente recordaré que el día anterior a la reunión de la "fecha y pregunta" desde este y otros diarios se afirmaba que la posibilidad de una "fecha y pregunta" se alejaba y que no habría presupuestos de la Generalitat. El error de predicción fue garrafal, así que cuidado, no nos equivoquemos, porque esta gente está dispuesta a cualquier cosa (ya lo han dicho desde la ANC y desde ERC, y el propio Mas). Y cuando es cualquier cosa, estamos hablando de cualquier cosa, como se ve en los documentos que la ANC está produciendo, obviamente con el beneplácito de Homs y Mas.
albertfonxe 25/08/2015 - 11:26h
El objetivo de Mas era convocar esas elecciones a finales del 2016, esto es, cuando tocaba. Y así gestionar de forma "brillante" el fiasco del 2012 con la pérdida de 12 diputados, y mantenerse en la poltrona los 4 años de rigor. Ahora el agua le llega al cuello ¿Qué pretende ahora? ¿Convocar elecciones y la noche del 9 de noviembre salir abrazado a Junqueras al balcón del palacio de la Generalitat a hacer el ridículo como lo hizo el fantoche del Umberto Bossi?
Olegario 25/08/2015 - 11:26h
Antes o después convocarán elecciones y el voto se polarizará hacia ERC y C's. Mas habrá conseguido extinguir su propio partido. Ya se sabe... "todo por la Patria"
Antoni Ferret 25/08/2015 - 11:26h
Doncs ja cal preparar-se, per part de l'esquerra.
¿Quiere hacer un comentario?