Menú Buscar

El silencio del País Vasco, el nuevo oasis

Xavier Salvador
2 min

Con discreción (nadie nos ve) le propongo un juego entre usted y yo: ¿Dígame cuál es el nombre del actual lehendakari del País Vasco?

Seguro que quienes se respondan con sinceridad habrán tenido que darle una vuelta a la memoria con el fin de refrescar el nombre de Íñigo Urkullu Rentería, jefe del Ejecutivo vasco desde 2012. 

El entretenimiento sólo tenía por objeto evidenciar una cosa: mientras todos habíamos interiorizado los nombres de Garaikoetxea, Ardanza, Ibarretxe o Patxi López, el último gobernante de Euskadi pasa del todo desapercibido para el conjunto de la opinión pública española, salvo en su propio territorio.

El País Vasco mira a Cataluña con atención, pero sin mojarse

¿Es un hombre con una comunicación low profile? No, los vascos, antaño tan activos, viven bajo un silencio sepulcral los acontecimientos políticos que transcurren en España. Ellos, que son el 6% del PIB español; que gozan de una situación tributaria pública excepcional y privilegiada; que disponen de unos recursos adicionales venidos de los tiempos de las pistolas; ellos, mayoritariamente gente de orden, ahora callan.

El País Vasco mira a Cataluña con atención, pero sin mojarse. Quizá algunos piensen que están expectantes para beneficiarse de lo que pueda suceder entre Madrid y Barcelona en los próximos tiempos. Igual sería más certero pensar que viven políticamente en voz baja para evitar no sufrir los contratiempos que un debate en profundidad del modelo autonómico español podría suponerles.

Manejan el dinero, han conjurado la amenaza terrorista y, finalmente, parecen tan exhaustos de su ebullición política durante años que ahora todo silencio es poco.

¿Quién les iba a decir a ellos que los catalanes del seny iban a traspasarles el dudoso honor de convertirse en el nuevo oasis español? Sorprendente, pero real.

Artículos anteriores
¿Quién es... Xavier Salvador?
Xavier Salvador

Pese a nacer en Barcelona en un ya lejano 1965, he acabado siendo un tipo de pueblo. Hoy dirijo CRÓNICA GLOBAL después de haber dado bandazos periodísticos por ahí durante años (El Observador, Diari de Barcelona, El Periódico, Economía Digital...). He escrito dos libros. El más leído, Pujol KO, junto a varios autores. Del otro (El yugo milenario) es del que me siento más orgulloso, pero fue un divertimento intelectual de otro tiempo y otro lugar. Me gustan las personas auténticas, trabajar en equipo, la familia y el buen vino. Bonhomía en estado puro, vamos.

Comentar
Ramonsalvat 16/09/2015 - 15:55h
Si, pero todo gracias a que en un determinado momento el Estado respondió como tenia que responder ante los "patriotas" "revolucionarios" del tiro en la nuca. No precisamente a los señores del PNV que se lo miraron desde la barrera, en el mejor de los casos.
Mateos 16/09/2015 - 15:55h
No hay prisa por suprimir el "cupo vasco y navarro". Si en un futuro se establece en la Unión Europea una unión fiscal común ya pueden olvidarse vascos y navarros de sus "privilegios" forales y resto de mandangas medievales.
Olegario 16/09/2015 - 15:55h
(1) "Ellos, ...que gozan de una situación tributaria pública excepcional y privilegiada...". Sí, pero no, al menos, no tanto. Debe explicarse que de lo que realmente gozan es de una inutilidad política española que nos debería avergonzar. Ángel de la Fuente ha explicado con autoridad que si se hicieran las cosas bien desde la administración central, lo que realmente se haría desde las Diputaciones vascas sería recaudar los impuestos en nombre del Estado, ajustar las cuentas con la administración central y devolver el saldo sobrante. Así las cosas, su ventaja sería disponer del dinero antes y... poco más. Sucede que tradicionalmente presentan sus cuentas "como El Gran Capitán"... Y SE LAS ACEPTAN.
Olegario 16/09/2015 - 15:55h
(2) Un sistema complicado, hiperbólico y que necesitaría de una precisión suiza y de una coherencia alemana, pero como somos como somos, la complicación se resuelve con el compadreo. ¿Cómplices?, nuestra clase política. Que yo sepa, sólo UPyD ha planteado con rigor e insistencia la eliminación de los conciertos vasco y navarro, pero ninguno de los partidos "de Estado", o con vocación de serlo, ha recogido el envite. (tampoco han propuesto contratar contables suizos o alemanes...)
telamarinera 16/09/2015 - 15:55h
El Pais Vasco, debería estar en el Régimen Fiscal común, o fuera del Estado. Evidentemente, con ayuda para q sigan en la UE, NacionesU... etc.
Pablito 16/09/2015 - 15:55h
Amigo Xavi, tu comentario maravillosamente desarrollado creo que no se ajusta a una realidad, ya que el aparente sosiego vasco solo es un espejismo. La locura, solo la locura sigue campando como única ley y aunque aparenten que la naturaleza, allí prescindió del atardecer, si te sales del discurso nacionalista, el resultado te lo puedes imaginar. Tienen la espada de Damocles a punto de caerles, ya que un ordenamiento de las autonomías por culpa de Mas, les puede restar las ventajas que han tenido, ellos y Navarra, que a todas luces es injusta con el resto de comunidades y no les hables de solidaridad. Cataluña solamente pasa por una etapa desesperada; o una Cataluña independiente sin que se puedan aplicar las leyes españolas o la cárcel para muchos de los que pululan por halla disfrazados de políticos. Como diría mi abuelo; más claro el agua.
¿Quiere hacer un comentario?