Menú Buscar

El ex consejero Quim Nadal, imputado por estafa en una operación urbanística

El crítico soberanista del PSC y ex consejero de Obras Públicas "promovió" una recalificación de terrenos que, según la empresa querellante, le supuso una pérdida de 20 a 25 millones. Se protegió medioambientalmente la zona donde el editor José Manuel Lara había comprado una masía, y donde estaba previsto construir un polígono industrial.

29.10.2014 15:27 h.
3 min
El ex consejero de Política Territorial y Obras Públicas durante los dos tripartitos y ex líder del PSC en el Parlamento autonómico durante la primera legislatura de Mas, Joaquim Nadal
Redacción

Joaquim Nadal, ex consejero de Obras Públicas durante el tripartito, histórico ex alcalde de Gerona, ex candidato por el PSC a la presidencia de la Generalidad y, más recientemente, destacado dirigente del ala soberanista de los socialistas catalanes, ha sido imputado por estafa en una operación inmobiliaria. Según cree la fiscalía, Nadal favoreció al editor José Manuel Lara, a la vez que habría perjudicado a una promotora que preveía construir un polígono industrial.

Según la Fiscalía Anticorrupción, en 2006, Nadal, máximo responsable entonces del Institut Català del Sòl (Incasòl) como consejero de Obras Públicas, "promovió las negociaciones" para recalificar como zona verde un terreno en Santa Cristina d'Aro (Gerona) en el que inicialmente se preveía construir un polígono industrial. Según los investigadores, el editor José Manuel Lara había comprado una masía en la zona, por valor de 6,5 millones de euros.

Estas negociaciones, según los datos de la fiscalía, desembocaron finalmente, en octubre de 2006, a la firma de un convenio entre el Incasòl, el Ayuntamiento de la población y la empresa promotora del polígono industrial, Vara Real Estate, por la que se permutaban los terrenos originales, que pasaron a ser protegidos como zona verde, por otros de la misma población, donde debería haberse construido finalmente el polígono industrial.

Terrenos inundables

La estafa radicaría, según cree la fiscalía, en que los terrenos ofrecidos a Vara Real Estate como permuta eran "inundables", por lo que no se podía construir en ellos, y Nadal y el Incasòl conocían este dato. La investigación también apunta que la recalificación respondía a la intención de hacer un favor a un importante empresario -posiblemente Lara- y no a un interés ecológico, como se argumentó en su momento.

Nadal declarará como imputado el próximo 21 de noviembre. También ha sido imputado el entonces gerente el Incasòl, Emili Mas. La fiscalía había pedido igualmente la imputación del alcalde de Santa Critina d'Aro en el momento de los hechos, el socialista Ricard Herrero, pero este falleció el pasado mes de marzo. Nadal ya fue interrogado el pasado mes de diciembre por la Guardia Civil en relación a este caso.

Varal Real Estate presentó una querella hace dos años, al considerarse estafada en la permuta, aduciendo que habría perdido entre 20 y 25 millones de euros en la operación.

¿Quiere hacer un comentario?