Menú Buscar

El cerco a las torres de La Caixa contraprograma la Via Catalana

La Via Catalana no ha sido la única acción vistosa de esta Diada. A la misma hora, miles de personas han rodeado la sede de central de La Caixa, en Barcelona, en un acto protagonizado fundamentalmente por la izquierda alternativa. Un acto al que no ha asistido una de las principales promotoras, la monja benedictina Teresa Forcades.

11.09.2013 19:22 h.
3 min
Montilla, increpado por manifestantes en la marcha de 2010, protegido por la policía
Carles Bellsolà

La cadena humana independentista ha tenido contraprogramación en esta Diada. Exactamente a la misma hora, y también en parte desde dentro de las filas del independentismo y de sectores cercanos. Se trata de la acción llamada Rodeemos La Caixa, promovida por la plataforma Procés Constituent, que encabezan el economista y activista Arcadi Oliveres y la monja benedicitina Teresa Forcades.

A las 17:14 horas de este miércoles, varios miles de personas han formado una cadena humana -doble y triple en algunos tramos- que ha rodeado las dos torres de La Caixa en la Avenida de Diagonal de Barcelona, acercándose hasta la Plaza de Francesc Macià y la Travesera de Gracia, en un acto que tenía como objetivo "señalar a los culpables de la crisis y los recortes", en referencia general a la banca y las ayudas públicas que ha recibido en los últimos años.

ICV-EUiA se vuelca

En realidad, los promotores de la acción la convocaron "dentro del marco de la cadena humana" organizada por la Assemblea Nacional Catalana (ANC), con el objetivo "de unir la defensa de los derechos sociales y de los derechos nacionales". Pero la coincidencia de los dos actos ha sido criticada por parte del independentismo. Y ha sido aprovechada por ICV-EUiA para desmarcarse de la cadena humana de la ANC pero, a la vez, mantener una cierta ambigüedad de cara a sus simpatizantes.

De hecho, los ecosocialistas se han volcado en el acto, al que han asistido -dándose las manos- sus dos coordinadores, Joan Herrera y Dolors Camats, y los diputados autonómicos Joan Mena y Lorena Vicioso. También ha asistido el coordinador general de EUiA, Joan Josep Nuet, que se ha encargado de inmortalizar a sus correligionaris y que los días previos ha ido calentando personalmente la convocatoria en las redes sociales en internet.

Antes de iniciar el acto han hablado Oliveres, el sindicalista andaluz Diego Cañamero, el activista sanitario Edu Lucaso y el sindicalista Josep Bel, entre otros. No ha estado presente, en cambio, Forcades, que, según ha revelado el diario Ara, está en Berlín "preparando una actividad académica". Un trabajo que no le ha impedido encontrar tiempo para dedicarlo a la acción de Barcelona. Por un lado, con numerosos tuits de ánimo en Twitter, ya desde media mañana. Por otro, con un mensaje que se ha leído en el momento culminante del acto.

¿Quiere hacer un comentario?