Menú Buscar

CiU y ERC tratan de blindar las prerrogativas y honores de Mas en caso inhabilitación por el 9N

Los nacionalistas tratan de modificar la Ley 6/2003 del estatuto de los expresidentes de la Generalidad que, entre otras cosas, ha permitido que el fundador de CDC y expresidente de la Generalidad, Jordi Pujol, fuera privado de sus privilegios como expresidente debido a las cuentas ocultas en Andorra.

28.05.2015 12:38 h.
3 min
Redacción

El Parlamento autonómico ha dado luz verde a una modificación de la Ley 6/2003 del estatuto de los expresidentes de la Generalidad, en la que se deja en manos de la Cámara autonómica votar si se revocan total o parcialmente los derechos y prerrogativas de los exmandatarios.

Como informa el diario Abc, todo indica que esta medida se ha llevado a cabo para blindar las prerrogativas y honores de Mas en caso inhabilitación por el simulacro de consulta secesionista del pasado 9 de noviembre.

Dicha Ley, antes de la propuesta para su modificación, ha permitido, entre otras cosas, que el fundador de CDC y expresidente autonómico, Jordi Pujol, fuera privado de sus privilegios como expresidente debido a las cuentas ocultas en el Principado de Andorra.

Todos los grupos salvo el PP apoyan la modificación

La reforma de la ley ha sido aprobada en la Comisión de Asuntos Institucionales y está previsto que sea votada en el Pleno en el mes de junio. Todos los grupos han apoyado el punto relativo a la intervención del Parlamento autonómico, excepto el PP.

El portavoz adjunto del grupo parlamentario del PP, Santi Rodríguez, ha afirmado que "pocos meses antes de que Artur Mas pase a ser ex presidente, constatamos que algunos grupos prentenden transformar la ley de expresidentes en una ley hecha a medida por él".

Rodríguez ha precisado que la "ley surge pocos meses antes que Pujol pasara a ser expresidente y ahora, de forma sintomática o anecdótica, se reforma pocos meses antes que Mas también pase a ser expresidente". "Es evidente la obsesión de algun grupo en prever una situación particular del aún presidente de la Generalidad", ha manifestado el dirigente del PP.

"Con una sentencia judicial en firme los honores se deben perder"

El diputado autonómico popular ha reiterado que "estamos de acuerdo en que si un expresidente comete un acto que no es digno de honorabilidad se le puedan retirar por decisión parlamentaria, en cambio, si hay sentencia judicial penal no vemos el motivo por el que el Parlamento [autonómico] haga de decir si la sentencia merece o no que el expresidente pierda los honores".

Finalmente Rodríguez ha asegurado que su partido "no dará apoyo a este punto" y ha insistido en su acusación a que dicha modificación de la ley "solo responde a la voluntad de evitar que Mas acabe siendo condenado".

Comentar
Antoni Ferret 25/08/2015 - 11:13h
Bé, no em preocupa excessivament.
¿Quiere hacer un comentario?