Menú Buscar
Primeras planas

Soraya desbarra, Vidal-Folch y los mozos de Arran

La vicepresidenta se precipita y da alas a Puigdemont. Rajoy pasa de Rivera. Ignacio Vidal-Folch disecciona el proceso en e-noticies. Los borrokas locales y el nacionalismo consentidor

26.01.2018 10:11 h.
7 min

El cementerio de elefantes del Consejo de Estado, que no es precisamente un órgano hostil al Gobierno, ha desestimado el informe monclovita para desactivar a Carles Puigdemont. El sopapo se ha oído hasta en Bruselas, pero el Ejecutivo no se rinde. Papelón de la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, que tiene el don de la inoportunidad en lo relativo a Cataluña.

El prófugo le ha ganado otra batalla al Ejecutivo, lo cual no parece muy difícil cuando la vicepresidenta funda el recurso en las "limitaciones deambulatorias" del candidato a la investidura. Los venerables dinosaurios del antedicho Consejo entienden que no caben recursos preventivos, que Puigdemont es elegible, si bien consideran que no es de recibo un nombramiento telemático o por persona interpuesta. La situación supera a Sáenz de Santamaría. Tendrá que afinar más la brigada Aranzadi si no quiere poner en un aprieto al Tribunal Constitucional.

elpais.200En El País abren con el varapalo al Ejecutivo. Anabel Díez firma la crónica del entuerto: "Una crisis institucional de alcance imprevisible se abrió ayer al rechazar el Consejo de Estado la decisión del Gobierno de impugnar ante el Tribunal Constitucional la candidatura a la investidura de Carles Puigdemont. El órgano consultivo no encuentra bases jurídicas para tomar esa decisión toda vez que no se ha producido ningún hecho que pueda justificar el recurso. El Gobierno, no obstante, sigue adelante con su intención de impugnar la candidatura. El Ejecutivo confía en que el Tribunal Constitucional admita el recurso y pare la elección".

Sigue Díez: "No se ha producido ningún hecho que justifique la impugnación de la candidatura de Carles Puigdemont, que tiene una orden de detención del Tribunal Supremo, pero sobre el que no pesa ninguna decisión judicial firme que le impida presentarse como candidato o ser presidente de la Generalitat. En este sentido, la mera proclamación como candidato para que intente ser investido en el pleno del Parlamento de Cataluña no supone un acto reprobable jurídicamente, según el Consejo de Estado. Este criterio expresado anoche por el órgano consultivo, en un informe que es preceptivo pero no vinculante, produjo en el Gobierno estupor y consternación". 

La estupefacción no impide maniobrar a don Mariano, que ha encontrado en Pedro Sánchez una muleta perfecta para permitirse el lujo de ignorar a la fuerza más votada de Cataluña. según la nota de Raúl Piña en El Mundo: "El desafío independentista de Cataluña armó el denominado bloque constitucionalista, con un apoyo "sin fisuras" del PSOE y Ciudadanos a las decisiones del Gobierno. Mariano Rajoy consultaba con Pedro Sánchez y Albert Rivera, consensuaba, e interponía recursos al Tribunal Constitucional. Pero el conflicto catalán puede derivar en grietas y fisuras en este frente, sobre todo por la batalla política desencadenada entre el PP y Ciudadanos. La decisión de Moncloa de poner en marcha los trámites para impugnar ante el Tribunal Constitucional la candidatura de Carles Puigdemont es una decisión consensuada y hablada con el PSOE, pero no con Ciudadanos".

En el plano de la Audiencia Nacional se ennegrece el panorama de los mandos de los Mossos por su actuación en vísperas y durante el 1-O. J. G. Albalat suscribe un texto en El Periódico sobre el informe de la Benemérita respecto a sus colegas: "La Guardia Civil ha enviado a la jueza de la Audiencia Nacional Carmen Lamela un exhaustivo informe sobre las comunicaciones internas entre los mandos de los Mossos y las patrullas de calle el día antes del referéndum unilateral y durante el mismo 1-O en el que, tras analizar los mensajes e instrucciones, llega a la conclusión de que existió un operativo específico para conocer los movimientos de las unidades del instituto armado y de la Policía Nacional".

Más: "Las órdenes, según la documentación que tiene la magistrada, eran concretas y a "todo el territorio": "Petición: Se transmite a todo el territorio que CECOR (Centro de Coordinación) solicita que en caso de localizar vehículos y efectivos de CNP (Policía Nacional) y GC (Guardia Civil) efectuando movimientos, se informe a través del chat". La jueza ya se hizo eco de esta vigilancia en los autos de prisión de miembros del cesado Gobierno catalán".

Xavier Rius entrevista a Ignacio Vidal-Folch en e-noticies, quien repasa de cabo a rabo el momento procesal:

- ¿Qué nos ha pasado a los catalanes?

A mí personalmente, casi nada en los últimos treinta años. A las clases dirigentes del nacionalismo se les ha acentuado un síndrome complicado, compuesto de complejo de superioridad, narcisismo herido, pereza intelectual y falta de sentido de la realidad. Luego están los típicos rufianes que pescan bien en río revuelto. Camus los retrata bien en “La peste”. Finalmente, una nutrida masa de ciudadanos ha deseado creerse los embustes y “sopars de duro” que les ofrecían esos vendedores de crecepelos.

Ataque a la sede de Crónica Global. Arran, los muchachos de la CUP, reivindica la "machada" de pintar y aporrear con martillos la cristalera del periódico. No se cortan ni un pelo los borrokas autóctonos, que gozan, además, de una notoria impunidad. Al parecer, no les gustan los contenidos del medio, pero debe ser por lo que les han dicho ya que es harto dudoso que semejantes australopitecos sepan leer. El nacionalismo tiende a disculpar a estos mozos, lo que es una de las razones por las que campan a sus anchas causando estragos en nombre de la república. Lo que hacen tiene nombre. Se llama terrorismo.

26 de enero, santoral: Teógenes, Tito y Timoteo.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información