Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Primeras planas

Referéndum de autogobierno y discurso Frankenstein de Torra

El presidente Sánchez propone votar un nuevo Estatut y el president replicará esta tarde con un discurso teóricamente pactado con presos y escapados. La ola de calor en Europa mata el turismo

12 min

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, tiene un plan para Cataluña y ese plan consiste en que los catalanes voten sobre el autogobierno, no sobre la autodeterminación. Según los teóricos del Ejecutivo, si los soberanistas quieren un referéndum, tendrán un referéndum, si bien relativo a las condiciones, alcance y límites de la independencia política de la Generalitat en el concurso ibérico de las naciones, reinos, territorios forales y regiones.

En El Mundo dan cuenta en portada del anuncio que Sánchez hizo ayer en la Ser para encauzar la crisis territorial: "El presidente del Gobierno se ha mostrado a favor de que se celebre un referéndum en Cataluña sobre el autogobierno, según ha afirmado ante los micrófonos de la cadena Ser. Sánchez es partidario de buscar una solución política al reto independentista catalán: "Queremos dialogar y resolver una crisis política. El hecho final tiene que ser una votación", ha asegurado. El presidente ha dejado claro que si se celebra un referéndum se debe votar sobre el autogobierno en Cataluña y no sobre la independencia. "Un referéndum por el autogobierno, no por la autodeterminación", ha matizado. (...) También ha pedido al independentismo que haga un ejercicio de autocrítica y ha mostrado su intención de "trascender la dinámica de bloques".

Autodeterminación y autogobierno son términos muy similares al punto de que fuera del ámbito político son perfectamente sinónimos. Quien se audotedermina, se gobierna y quien se gobierna no necesita autodeterminarse. Los leves matices que separan ambas palabras compuestas en la vida real resultan rubicones en política. El soberanismo ha encajado la oferta como si Sánchez fuera el típico trilero que vende burras a precio de yeguas de carreras. Dicen que no han llegado hasta "aquí" para apañar otro Estatut. "Aquí" son los políticos presos y los escapados así como la fractura social, la fuga de empresas y el no gobierno.

Por lo primero, los políticos presos, el independentismo exige medidas extraordinarias por parte del Gobierno, algo más que el traslado a Cataluña de los preventivos con el que ya se había comprometido el anterior Ejecutivo. Quieren que se note que a la fiscal general la pone el Gobierno, por lo que proponen un giro "sutil" de los fiscales del 1-O que provoque la caída de la causa.

El País incluye en su edición el concepto sanchista de independencia fiscal y el siguiente titular: "El Gobierno cree que un cambio de posición en la Fiscalía por el 1-O podría ser contraproducente". Texto de Carlos E. Cué: "Hasta ahora no se hablaba mucho del asunto en público, pero el posible cambio de posición de la fiscalía en el inminente juicio del procés sí estaba en las conversaciones dentro del Gobierno y entre el Ejecutivo y los independentistas. En todos esos análisis, el Gobierno ha concluido y ha trasladado a los independentistas que no es viable forzar la posición de la fiscalía no solo por el escándalo interno que provocaría en el mundo judicial y político, sino porque sería “contraproducente” y podría provocar una sentencia aún más dura. El Gobierno está pidiendo calma precisamente para no complicar aún más el ambiente entre los jueces". 

El antecedente más cercano de cambio de criterio fiscal no fue positivo. De la misma crónica: "Varios dirigentes consultados tanto del Gobierno y del PSOE como de los independentistas recuerdan un caso reciente y paradigmático. En marzo, el fiscal general elegido por Mariano Rajoy, Julián Sánchez Melgar, ordenó un cambio de la posición de la fiscalía del Supremo y forzó que se pidiera la liberación bajo fianza de 100.000 euros del exconseller Joaquim Forn por “motivos humanitarios”. Ese movimiento político no sirvió de nada. Los magistrados del Supremo Alberto Jorge, Francisco Monterde y Miguel Colmenero rechazaron la petición de la fiscalía y Forn aún sigue en prisión".

En la contraparte soberanista, gran expectación por la conferencia de apertura del curso del presidente de la Generalitat, Quim Torra. El otoño caliente ya está aquí. Discurso Frankenstein. Torra ha evacuado consultas con los presos y en Waterloo, así como con ERC, la ANC y Òmnium. Dice, no obstante, que se notará el autor. En ascuas a la espera de alguna aportación del president a la teoría de la evolución de las especies.

En La Vanguardia abren portada con la previa y el siguiente titular: "Torra ultima con ERC la hoja de ruta que revelará hoy". Texto de Àlex Tort: "Al lado de la bandera del diálogo que ayer aseguró enarbolar siempre, Torra hará hoy un llamamiento a la movilización permanente del independentismo. En este sentido, aseguró está dispuesto a “llegar hasta el final en términos de obediencia o desobediencia” para alcanzar la república catalana, afirmó que “las amenazas de aplicar el 155” lo animan y pidió a la ciudadanía “capacidad de resiliencia y de sacrificio”. El punto de inflexión, sin embargo, podría llegar si hay una sentencia condenatoria contra los líderes independentistas encarcelados. Un hecho que tanto el Govern, como JxCat, ERC y la CUP piensan que puede desembocar en un verdadero momento de rechazo contra el Estado".

Torra vende el humo de la unidad entre JxCat y ERC, pero los republicanos tienen otra idea sobre el futuro, según revela Nació DigitalLa alternativa de Junqueras y Romeva y ahí no hay ni choque, ni unilateralidad, ni desobediencia. Firma la pieza Roger Tugas: "ERC insistirà en la via del diàleg i la negociació per buscar una solució política per a Catalunya. Els republicans han iniciat formalment un procés de debat intern per certificar el nou discurs i que concretarà el document de la conferència nacional d'abans de l'estiu, avalat massivament per les bases i que ja dibuixava un gir per deixar com a opció secundària el retorna a la unilateralitat i la desobediència. Llavors no hi van poder participar amb una intensitat elevada, però ara són precisament Oriol Junqueras i Raül Romeva els que, des de la presó, han posat les bases per acabar de certificar el viratge republicà".

Prosigue: "Fonts del partit expliquen que, especialment des del trasllat a la presó de Lledoners, l'exvicepresident català i l'exconseller han estat actius a l'hora de rebre altres dirigents del partit, així com representants d'entitats, sindicats i associacions diverses, i pensant cap a on hauria d'avançar el procés per a la implementació de la República. Unes trobades que els hauria permès pensar una estratègia orientada a fer realitat el nou mantra republicà conforme cal augmentar la majoria social i guanyar múscul per encarar un futur nou embat amb l'Estat. Miren especialment cap a l'entorn dels comuns per aconseguir fer de "l'esperit del 3-O" -una vaga general amb un suport molt hegemònic- un bloc republicà nítid i estable"".

En medio de las maniobras políticas de aproximación a la cosa, la ANC ha activado una alarma independentista por los inscritos en la Diada. Sólo son 170.000, poca gente para tanta avenida como la Diagonal, la mitad de los apuntados a estas alturas el año pasado. Pieza de apertura de El Confidencial: "El mensaje interno que en la mañana de este lunes comenzó a circular entre los principales organizadores y el núcleo que está movilizando la manifestación de este 11-S no deja lugar a dudas: "Los diarios españolistas publican que 31 de los 38 tramos de la manifestación están prácticamente vacíos y, desgraciadamente, es cierto. Por favor, no les demos esa satisfacción. Si aún no os habéis inscrito, hacedlo. Y si estáis apuntados, haced la máxima difusión. Esta Diada es muy importante que estemos todos y todas", reza el texto que ya se ha difundido entre los principales círculos soberanistas y al que ha accedido este diario. El temor de que la imagen de este 11 de septiembre sea la del fracaso del independentismo, a pesar de los exdirigentes catalanes presos y el 'expresident' huido en Bélgica —y en plena batalla con el juez Llarena—, es absoluto".

Es un clásico de los últimos finales de verano y que ha llevado a teorizar de manera prematura sobre la fatiga de los elementos en el seno del secesionismo. No preocuparse. Seguro que con la ayuda de los medios afectos, un último esfuerzo de los tractoristas por la república y la generosidad de la Guàrdia Urbana el número de participantes en la Diada será el de siempre, millón arriba o abajo.

En el plano general, el turismo ha caído no sólo en Cataluña sino en toda España. A la industria del sol le ha salido un inesperado rival, el calentamiento, la ola de calor en Europa, razón de peso por la que muchos ingleses han decidido pasar calor en su casa en lugar de disfrutar de las playas, los precios y los calores hispánicos. El turismo se frena en España, advierte la primera de El País.

4 de septiembre, santoral: Caletrico de Chartres, Ida de Herzfeld y Moisés profeta.