Menú Buscar
Primeras planas

El PSC gana la guerra de las baronías y colapso climático

Calvo respalda a Iceta. Aragonès presume de la distensión judicial. El PSOE pierde votos a chorros. La cumbre ecologista se atasca: Chile cede el mando a España

15 min

Congreso del PSC en medio de la compleja negociación con ERC para la investidura de Pedro Sánchez. La política española lleva semanas varada bajo el influjo de las calmas ecuatoriales. El líder de los socialistas catalanes, Miquel Iceta, continúa bajo el foco. Es el fiel de la balanza del diálogo, marca el punto hasta donde está dispuesto a llegar el PSOE en sus tratos con los independentistas republicanos. Ayer recibió el espaldarazo de Carmen Calvo, la vicepresidenta que resiste todos los embates, hasta los que se provoca ella misma.

En la pugna entre barones, Iceta ha salido vencedor frente a los virreinatos de Aragón y Castilla-La Mancha, según refleja la crónica de Pere Ríos en El País: "Tras las críticas de algunos barones territoriales del PSOE contra Miquel Iceta por reclamar diálogo con Esquerra Republicana para facilitar la investidura de Pedro Sánchez, la vicepresidenta del Gobierno en funciones, Carmen Calvo, salió ayer en defensa del líder del PSC en el Congreso que celebran este fin de semana los socialistas catalanes en Barcelona. “En democracia estamos obligados a hablar”, dijo Calvo, poco antes de que Iceta reclamase la ayuda de los "independentistas demócratas” para “coser Cataluña".

Sigue la pieza: "Carmen Calvo no se refirió al proceso negociador de los socialistas con el partido de Oriol Junqueras, pero en sus palabras se entendió un mensaje de apoyo a la mano tendida de Iceta a los republicanos para que Sánchez pueda continuar en la Moncloa. “Miquel, vas a tener una oportunidad extraordinaria para poner en valor la política, la que se construye con puentes, realismo, responsabilidad y con aguante”, dijo Calvo, después de que el líder del PSC anunciara el viernes que estaba dispuesto a todo para que la investidura se hiciera realidad".

El Nacional recoge la actualidad congresual y la actividad ponente del PSC, Marina Fernández, quien escribe: "Al redactat final, d'una quarentena de pàgines, el PSC "es proposa com la força superadora de blocs i diferenciada d'uns i altres". Se subratlla la necessitat de "refer pactes" i impulsar una "millora de l'autogovern i del finançament". Tot, partint del "reconeixement de Catalunya com a nació", una premissa que, com recorden fonts del partit "no és la primera vegada que posem per escrit". Sí que és nou, en canvi, l'afegitó del concepte d'Espanya com a "nació de nacions". L'escrit també desenvolupa la proposta per resoldre el conflicte català que els socialistes catalans vénen defensant des de fa anys i defensa que el primer pas per un acord ampli --de dos terços-- entre els partit catalans, que després es pacti amb Madrid i que l'acabin votant els catalans en referèndum. La idea, expliquen "és votar un acord i no un desacord".

También alude a la inmersión: "En relació al que ha estat, sens dubte, el punt més espinós, el la flexibilització del model lingüístic a l'escola catalana, finalment l'assumpte ha quedat resolt amb un seguit d'ampliacions per matisar l'apartat que més esmenes ha rebut per part de la militància. S'ha optat per incloure la defensa del català com a llengua vehicular prioritària, però a la vegada es referma la necessitat "d'actualitzar i modernitzar" el projecte a l'escola catalana en funció de la realitat sociolingüística de cada centre per "avançar cap a un model plurilingüe" que permeti flexibilitzar el projecte de cada centre amb l'objectiu últim que que els alumnes acabin l'ESO amb un coneixement adequat de les tres llengües, el català, el castellà i l'anglès".

Animado tal vez por las conclusiones del PSC y las definiciones y variaciones en torno a la plurinacionalidad de España, el PSOE elucubra con un referéndum nacional, según afirma Carlos Cuesta en Ok Diario bajo el titular "El PSOE planea un referéndum nacional sobre la unidad de España qué dejaría ver el apoyo en Cataluña". Y escribe Cuesta: "Pedro Sánchez quiere cerrar un pacto de avance hacia el separatismo que fuerce la Constitución, pero sin llegar a romperla. Los separatistas quieren algo más que una votación de un nuevo Estatuto de Autonomía expandido: quieren que Sánchez les trate y reconozca como nación soberana diferenciada de la española. Y como los socialistas descuentan que van a tener que ceder más de lo deseado para evitar unas terceras elecciones, han dado ya orden a sus juristas de empezar a buscar nuevas fórmulas más allá de lo que sería una mera reforma estatutaria: una de las ideas que ha surgido se apoya en un referéndum nacional sobre las exigencias de los independentistas".

Continúa la pieza: "Y es que, aunque esa votación con toda probabilidad quitaría la razón a los separatistas a escala nacional, permitiría dar los resultados por comunidades autónomas, con lo que, por primera vez, habría un dato oficial de un escrutinio sobre los deseos de los catalanes y vascos de separarse de España. A partir de ahí, la gran pelea sería el contenido del texto de la pregunta".

En cuanto a las negociaciones propiamente dichas, Isabel Garcia Pagan entrevista a Pere Aragonès en La Vanguardia, quien afirma que habla siempre que hace falta con Pedro Sánchez y reivindica algunas novedades judiciales, como efecto de la presión de ERC sobre el PSOE. Ahí van las preguntas y respuestas sobre la cuestión: 

-"Plantean el fin de la represión y en pocos días no se han presentado recursos al TC, Fiscalía cambia la estrategia con los CDR..." 

-"Hemos exigido que se active la vía política y se desactive la vía penal y judicial. Queda mucho camino por recorrer. Tenemos gente en la prisión y el exilio, hay procedimientos abiertos teñidos de arbitrariedad política en marcha en la Audiencia Nacional, el TSJC, el Tribunal de Cuentas, el juzgado 13... donde el Gobierno del Estado es parte activa por decisión política".
-"Así, ¿detrás está ERC?"
-"No tiene sentido iniciar una dinámica de diálogo donde una de las partes tiene que defenderse de la represión del otro. Todo lo que ayude en esta línea será bienvenido".
-"¿Y la libertad de los presos?"
-"El fin de la represión pasa también por encontrar soluciones para aquellas personas que están condenadas de manera absolutamente injusta. Eso tendrá que estar también sobre la mesa de negociación".

No deja de resultar singular al respecto el hecho de que la administración penitenciaria catalana se muestre tan prudente con la clasificación de los políticos presos, mientras ERC sitúa en la negociación la solución de los problemas de los reos.

Encuesta. La Razón solaza a sus lectores dominicales con un trabajo demoscópico orientado a demostrar que la negociación de socialistas y republicanos pasaría factura a los primeros, que se habrían dejado algo así como 350.000 votos en la gatera. Estos son los datos si hoy se celebraran elecciones:  PSOE, 27,1%, 116-118 (120); PP ,21,6%, 90-93 (89); Vox, 15,6%, 52-52 (52); UP, 13,1%, 35-36 (35), Cs, 5,8%, 7-8 (10).

Firma el análisis en este diario de Planeta Carmen Morodo: "El primer tanteo electoral tras los comicios de abril confirma lo que ya han empezado a temer dentro del PSOE, que la negociación con ERC puede llegar a salvar a Pedro Sánchez en La Moncloa, está por ver por cuánto tiempo, pero también puede destrozar electoralmente al partido. No hay elecciones cerca y esto es lo que anima a Sánchez a sentirse con manos libres para hacer lo que haga falta para conseguir el acuerdo con los independentistas. Ese hacer lo que haga falta, como defiende el líder de socialistas catalanes, Miquel Iceta, deriva en que desde el 10-N los socialistas han perdido entre dos y cuatro escaños con respecto a esos comicios. En un mes de negociación el PSOE se deja 354.199 votos".

Colapso en la Cumbre del Clima. No hay manera de llegar a un acuerdo y la negociadora chilena suelta las riendas en favor de la ministra española Teresa Ribero, según apunta Manuel Vilaseró en El Periódico: "Tras más de dos días de absoluto bloqueo de las negociaciones, Carolina Schmidt, la presidenta de la Cumbre del Clima de Madrid, pasó anoche las riendas del grueso de las conversaciones a la ministra española de Transición Ecológica, Teresa Ribera. En un emotivo discurso pronunciado ante un pleno informal, la chilena reafirmó el deseo de su país de que la cita acabe con un gran avance en la lucha contra el cambio climático y pidió disculpas por la prolongación de la conferencia, que lleva camino de batir todos los récords".

En el ABC abundan en el disenso. De la nota de Isabel Miranda: "Una pila de estiércol en la puerta del recinto ferial de Ifema. Esa fue la explícita valoración que dejaron ayer los activistas climáticos de Extinction Rebellion sobre la marcha de las negociaciones en la Cumbre del Clima, y el reflejo del ánimo que imperaba. Porque ya en su tiempo de prórroga, la presidencia no lograba dar con un texto que fuera aceptable para los casi 200 países presentes, el agotamiento se extendía y la reunión plenaria --donde debía votarse el posible texto final-- era pospuesta y pospuesta hasta el amanecer".

El diario madrileño ilustra su primera página con una entrevista con Al Gore, ese fenómeno que tras no alcanzar la presidencia de los Estados Unidos se ha dedicado a hacer dinero a cuenta del clima. Entrevistado por Elena Cue, el tipo asegura que si mandara, se cargaría toda la industria de la automoción mundial. Ahí va la respuesta a una pregunta clave de Elena Cue: 

-"Y si en ese momento tuviera responsabilidades de Gobierno, ¿qué medidas adoptaría en su país para ayudar a revertir el cambio climático?"

-"Número uno, eliminaría todos los subsidios del Gobierno para los combustibles fósiles. Número dos, pondría un precio al carbón, lo que requeriría también la acción del Gongreso. Ahora es el momento de probar el apoyo a esa medida, porque creo que está ahí. Número tres, aceleraría la eliminación de los vehículos de combustión interna, como automóviles y camiones, y los reemplazaría por vehículos eléctricos. A continuación, alentaría a la agricultura regenerativa a secuestrar más carbono en la superficie de la tierra y a plantar tantos árboles como sea posible. Finalmente, lanzaría un programa importante para hacer que todos los edificios y fábricas sean mucho más eficaces, con un mejor aislamiento, ventanas, iluminación y niveles mucho más altos de eficiencia".

Del hambre y las guerras en el mundo, ni palabra.

15 de diciembre, santoral: Cristiana, María Crucificada de Rosa, Urbicio y Valeriano.