Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Primeras planas

Podemos causa un cisma en el Gobierno por el diputado rasta

La formación morada denuncia a Batet por prevaricación y amenaza con quebrar la estabilidad del Ejecutivo por la pugna entre Calviño y Díaz en torno a la reforma laboral

19 min

La idea en Podemos es que los jueces sentencian y ellos interpretan cómo se deben cumplir los fallos. Por ejemplo, los magistrados del Tribunal Supremo condenan a un diputado de Podemos por agresión a un policía a un año y tres meses de prisión sustituidos por una multa de 540 euros y en Podemos consideran que eso no implica la retirada del acta de diputado del condenado. O sea que Alberto Rodríguez, el hombre las rastas, debería seguir siendo señoría, a su juicio. Y tanto les da que los jueces digan que no, que la condena supone la inhabilitación del personaje del mismo que la condena por desobediencia le costó el cargo de presidente de las pancartas a Quim Torra.

Podemos ha dado un paso más en el hábito político que hasta ahora decía acatar las sentencias pero discrepar de ellas. Se trata de lo contrario. Podemos está de acuerdo, pero no acata. De momento, la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, a instancias del magistrado Marchena, le ha dicho a Rodríguez que puerta y en Podemos, antes de ponerse a buscar un hueco como asesor al sujeto (que es lo que han hecho con otros condenados, como Isa Serra, que ahora asesora en Igualdad), han decidido montar la tormenta perfecta. Está por ver si en un vaso de agua o en el centro de gravedad de lo que queda de legislatura. 

"Podemos provoca el choque entre los poderes del Estado y abre un cisma en el Gobierno" titula El Confidencial de apertura. Sostiene este digital que "la inhabilitación del diputado Alberto Rodríguez desata una pelea sin precedentes entre el Ejecutivo, el Legislativo y el Judicial que tensa al máximo las costuras del Gobierno de coalición". La información viene con las firmas de Beatriz Parera y Fernando H. Valls y dice así: "La tensión que venía acumulándose en las últimas dos semanas entre el Congreso y el Tribunal Supremo por la condena impuesta al diputado morado Alberto Rodríguez desembocó en la tarde de este viernes en un choque sin precedentes a tres bandas entre los poderes del Estado y deja a la coalición de Gobierno en una situación muy delicada, partida en dos. Todo se precipitó a lo largo de la jornada. La respuesta del TS a la solicitud de aclaración de la Cámara Baja sobre la inhabilitación de Rodríguez y la inmediata decisión de la presidenta parlamentaria Meritxell Batet de retirarle el escaño desembocó en una ristra de acusaciones de prevaricación contra el tribunal y contra la tercera autoridad del Estado por parte de Unidas Podemos, que ha anunciado querella. El fuego cruzado entre el ejecutivo, el legislativo y el judicial ha ido subiendo de intensidad y nada apunta a que vaya a rebajarse".

Continúa la pieza: "Los ataques contra el tribunal vinieron en forma de declaraciones formuladas nada menos que por una ministra del Ejecutivo. Ione Belarra, titular de Derechos Sociales, calificó como prevaricadora la retirada del escaño y acusó al TS de presionar a Batet. "Ambos saben que no es lo que dice la sentencia", indicaba la ministra en un tuit en referencia al tipo de condena de inhabilitación impuesta a Rodríguez. El argumento de Podemos es que la pena que pesa en su contra se limita a prohibirle el ejercicio del sufragio pasivo, es decir, ser elegido en unas elecciones. Pese a que la ley electoral y la jurisprudencia indican que este tipo de pena desencadena de forma automática la pérdida de la elegibilidad, y con ella el escaño, Podemos niega ese efecto. En medio de la escalada, el Consejo General del Poder Judicial reaccionó con duras críticas, en un tono muy poco común en el órgano de gobierno de los jueces. En un acuerdo respaldado por la mayoría de vocales —tres de ellos votaron en contra— mostró su "absoluto y rotundo rechazo" a las manifestaciones de Belarra. Explicó su rotundidad en la gravedad de las afirmaciones que atribuyen "un delito a los magistrados" del TS, algo que "excede absolutamente los límites del derecho a la libertad de expresión"".

Al tiempo, estallaba otra crisis en el seno del Ejecutivo por la aparente desautorización de la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, en la derogación de la reforma laboral. El presidente del Gobierno, en uso de sus atribuciones, ha decidido que la vicepresidenta y ministra de Economía, Nadia Calviño, esté presente en los contactos y negociaciones con los interlocutores sociales y eso le ha sentado a Díaz como una inesperada colleja en el colodrillo. "Guerra en la coalición: Podemos ve la mano de Sánchez para bajar el efecto Yolanda Díaz dicen en Vozpópuli. Atisban en el referido digital un "trasfondo de competencia electoral entre socios". El texto es de Javier Portillo: "Podemos ya no esconde una guerra, latente hasta ahora, con sus socios del PSOE. Pese a que la portavoz del Gobierno, Isabel Rodríguez, se esfuerce en decir que la coalición "goza de buena salud", lo cierto es que este viernes los morados acuartelaron a los suyos por lo que consideran una "injerencia" inaceptable de la ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, en la reforma laboral; el gran proyecto de Yolanda Díaz, una estrella política al alza que amenaza con hacer sombra al liderazgo de Pedro Sánchez. Según las fuentes consultadas, esta es la historia de un conflicto que esconde un trasfondo de competencia electoral entre socios y que ha estallado por un correo electrónico enviado por Calviño el jueves por la noche a la propia Díaz. En ese mensaje, la titular de Economía solicita a su colega morada coordinar los trabajos de la reforma laboral y tener sitio en la mesa negociación con los agentes sociales que lleva reuniéndose cinco meses. El mensaje sentó tan mal a la vicepresidenta, que decidió apretar el botón de crisis".

Continúa la nota: "Hecho y dicho. Horas después, Podemos, a través de la secretaria general, Ione Belarra, convoca la mesa de seguimiento del acuerdo de coalición. El PSOE acepta sentarse con su socio y pone a la vicesecretaria general, Adriana Lastra, a trabajar con Belarra para cerrar la reunión de un órgano que lleva varios meses sin activarse. El conflicto es "serio" y "grave". Y para muestra sirve la reacción de la propia Díaz, quien pese a su perfil más dialogante y menos beligerante que el de Pablo Iglesias, ha tenido que recurrir a su misma estratagema: airear los roces en los medios".

Hay quien sostiene que Yolanda Díaz es un fenómeno galáctico llamado a ser la primera presidenta del Gobierno de España y quienes consideran que lo de Díaz es un suflé hinchado por las encuestas que se desmoronará en cuanto se pongan en campaña. De los primeros es el diario Público, que titula así el conflicto: "Díaz se planta ante Sánchez y Calviño por la reforma laboral y exhibe su fuerza en el Gobierno de coalición". Según avanzan en este medio, "la vicepresidenta segunda interviene este sábado en la clausura del congreso de CCOO, y está previsto que haga un discurso contundente sobre la derogación de la reforma laboral. La convocatoria de la mesa de coordinación del acuerdo de coalición manda un mensaje claro al PSOE: no cumplir este compromiso tendrá consecuencias". De la información de Alexis Romero destacan estas líneas: "Desde el comienzo de la legislatura se han producido muchos choques entre ambos departamentos; los más sonados son los que tienen que ver con las sucesivas subidas del salario mínimo interprofesional, pero ha habido otros. Sin embargo, el de la reforma laboral podría tener unas consecuencias impredecibles y se puede considerar, sin duda alguna, la "madre de todas las batallas" entre Calviño y Díaz. Lo es porque la derogación de la reforma laboral es uno de los compromisos clave del acuerdo de coalición entre el PSOE y Unidas Podemos (negociada hasta la última coma por la vicepresidenta de Trabajo). También, porque hace ya muchos meses que Díaz logró el aval de Bruselas al nudo gordiano de la denominada derogación de la reforma laboral: simplificación contractual, revisión de la subcontratación y, sobre todo, reequilibrio de fuerzas en la negociación colectiva y revisión de la relación entre los convenios sectoriales y los de empresa.

Y, por último, es la batalla más importante porque el movimiento de Calviño amenaza a esa autonomía del Ministerio de Trabajo que ha permitido a Díaz desarrollar sus políticas en materia laboral".

En cuanto al primer asunto, la inhabilitación del señor Rodríguez, la aportación independentista al asunto de la experta todista Laura Borràs, que avisa a su colega Batet de que la expulsión del diputado podemita no respeta la autonomía del Congreso. Como suelen decir en los medios afectos a la causa de la república, "repasada" de Borràs a Batet y chimpún. Del asunto escribe Carme Rocamora en El Nacional: "La presidenta del Parlament, Laura Borràs, ha reprobado la decisión de la presidenta del Congreso de los Diputados, Meritxell Batet, de haber retirado el escaño al diputado de Podemos Alberto Rodríguez, condenado por el Tribunal Supremo: "De presidenta a presidenta. Lo que tiene que hacer es respetar la autonomía de su cámara como yo intento respetar la autonomía de la cámara legislativa de los catalanes", ha manifestado Borràs. En declaraciones a la prensa hechas desde Torrebesses, durante una visita a municipios del Segrià, Borràs ha subrayado que ella, como presidenta de la Cámara catalana, "ha reivindicado y ejercido siempre la preservación de la separación de poderes", y por lo tanto la "no injerencia de las instancias judiciales" en otros espacios, como es en este caso el legislativo".

O sea que la separación de poderes consiste ahora en que los tribunales no pueden condenar a los políticos. Doctrina Borràs, todo a un euro.  

Captura de Pantalla 2021 10 23 a les 8.31.53
Portada de 'La Razón' del 23 de octubre de 2021 / KIOSKO.NET

Premios Princesa de Asturias. "El Rey advierte de "la fragilidad de los valores demócraticos" y la importancia de su "firme defensa"" titulan en La Razón. La pieza viene con la firmas de Javier Ors y C. S. Macias y arranca así: "El Rey apeló al entendimiento, la solidaridad y la comprensión en su discurso de los Premios Princesa de Asturias y subrayó algunas de las lecciones que encarnan los galardonados de este año: «Las convicciones cívicas y los principios éticos fortalecen, cohesionan y definen a las sociedades que los hacen suyos; los valores inherentes a todo ser humano -la vida, la dignidad, la igualdad y la libertad- deben constituir un patrimonio de alcance universal». En el inicio de su intervención recordó a los afectados de La Palma, alabó las contribuciones al arte, las humanidades y las ciencias de los galardonados, y recalcó «la injusta situación de tantas personas en el mundo que no tienen acceso a todos estos beneficios. “La vacunación contra la Covid-19 debe llegar hasta el último rincón del planeta”, dijo. Aseguró que la lección tan duramente aprendida en “la lucha contra este virus debe servirnos para trabajar unidos, sin concesiones, en la vacunación mundial»".

Para que conste en acta, los premiados de este año son: Marina Abramović, Premio Princesa de Asturias de las Artes; Gloria Steinem, Premio Princesa de Asturias de Comunicación y Humanidades; Amartya Sen, Premio Princesa de Asturias de Ciencias Sociales; Teresa Perales, Premio Princesa de Asturias de los Deportes; Emmanuel Carrère , Premio Princesa de Asturias de las Letras; CAMFED, Campaign for Female Education, Premio Princesa de Asturias de Cooperación Internacional; Katalin Karikó, Drew Weissman, Philip Felgner, Uğur Şahin, Özlem Türeci, Derrick Rossi y Sarah Gilbert, Premio Princesa de Asturias de Investigación Científica y Técnica y José Andrés y la ONG World Central Kitchen, Premio Princesa de Asturias de la Concordia.

Noticias barcelonesas. "Los problemas de congestión y retrasos amenazan de nuevo el aeropuerto de El Prat" avisa La Vanguardia. Escribe Maite Gutiérrez: "La pandemia ha escondido algunas de las carencias crónicas de la industria aérea en España y Europa. Pero ahora que la reactivación se abre paso y el tráfico de pasajeros aumenta, estos largos conflictos aparecen de nuevo. El principal, el de la congestión del espacio aéreo, con los consiguientes retrasos en las salidas y llegadas de los vuelos, alertaron ayer desde la asociación de aerolíneas ALA, que agrupa a la mayoría de compañías que operan en el país. El problema, además, se agrava en los aeropuertos que ya de por sí están más tensionados debido a su infraestructura y su operativa, como el de Barcelona".

Sigue Gutiérrez: "La amenaza de que El Prat vuelva a destacar como uno de los aeropuertos más impuntuales del continente resurge con fuerza, más ahora que su ampliación ha quedado aparcada, alertó ayer el presidente de ALA, Javier Gándara, durante una jornada para hacer balance del año en el sector. “Desde el primer momento las compañías hemos planteado la ampliación del aeropuerto no solo para impulsarlo como hub intercontinental, sino también porque el aeropuerto estaba muy saturado en unas franjas del día y esa extensión permitiría tener más resiliencia”, subrayó. Según los cálculos de las compañías, los niveles de tráfico prepandemia se recuperarán a partir de la segunda mitad del 2022 y del 2023, “por lo que es probable –añadió el presidente de ALA– que vuelvan los problemas” de congestión en Barcelona para entonces. Las previsiones de Aena, en cambio, sitúan la recuperación total del flujo de viajeros hacia el 2025".

Captura de Pantalla 2021 10 23 a les 8.31.30 (1)
Portada de 'La Vanguardia' del 23 de octubre de 2021 / KIOSKO.NET

23 de octubre, santoral: Juan de Capistrano, Alberto Hurtado Cruchaga, Alucio de Campugliano, Benito de Herbauge, Etelfleda de Rumsey, Gaetano Catanoso, Ignacio de Constantinopla, Jozef Bilczewski, Juan de Siracusa, Pablo Tong Viet Buong, Román de Rouen, Severino de Boecio, Severino de Colonia y Teodoreto de Antioquía.