Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Primeras planas

Las ofertas de Feijóo y giro bélico en Ucrania

El nuevo presidente del PP se reunirá con Pedro Sánchez y le ofrecerá un ramillete de pactos. Las tropas rusas tratan de recuperar la iniciativa en el Donbás. Colau desconcierta a sus socios

17 min

Etapa Feijóo. El nuevo presidente del PP acapara las aperturas de los medios. La crisis de mediados de febrero es a principios de abril un trampolín de visibilidad. El anuncio es que el PP se renueva con el acceso a la primera línea de un notorio puñado de elementos directivos con experiencia en los escalones intermedios, tanto en la administración como en la fontanería doméstica. El punto de equilibrio parece estar en el eje galaico andaluz, un nuevo corredor de poder frente a Madrid y el Mediterráneo.

El dirigente llamado a encarnar la oposición no es un personaje estridente, sino de la escuela de Mariano Rajoy, contención y cautela con pinceladas de humor gallego, esa onda irónica. Dice estar por la "oposición de Estado", por la "política de adultos". Por los pactos. Claro. ¿A quien no le gustan las mascotas? Advierte de que se han acabado las "batallas culturales", mira con suficiencia y desdén a Vox y trata de marcar territorio en el ala de las derechas con promesas de propuestas pragmáticas. El congreso extraordinario del PP en Sevilla en un spot electoral. 

"Feijóo ofrecerá a Sánchez "un pacto de gobernabilidad" para alejarlo de Podemos", se afirma en El Mundo sobre una crónica de Jaime Lamet que arranca así: "En la Conferencia de Presidentes de La Palma, Alberto Núñez Feijóo quedó en «verse» con Pedro Sánchez cuando terminase el XX congreso del PP. Ayer, La Moncloa contactó con el nuevo líder popular para cerrar el encuentro pasado mañana «o el jueves». Esta reunión marcará el pistoletazo de salida institucional del nuevo estilo de oposición del nuevo PP, que quiere «un enfoque diferente a decir 'no' a todo» y busca tender la mano «de verdad» al Ejecutivo para llegar a acuerdos. Con el 98,35% del voto de los compromisarios del partido y con todas las fuerzas territoriales populares unánimemente de su lado, Feijóo se siente legitimado para aplicar su plan al pie de la letra. Por eso, en la reunión, y según las mismas fuentes, el flamante nuevo presidente del PP le planteará al jefe del Ejecutivo un ramillete de pactos de Estado. En Política Exterior, reclamando el compromiso de pactar por adelantado las grandes decisiones. En Sanidad, con una Ley de pandemias que sirva de parapeto normativo para el futuro. En Economía -con especial énfasis en la política tributaria y la reducción del gasto-, en políticas sociales o en el fomento de la igualdad efectiva entre hombres y mujeres. Pero el más importante de todos será un «pacto de gobernabilidad» para que el PSOE deje de depender parlamentariamente de Unidas Podemos. «Si pacta con el PP, el Gobierno de Sánchez no tendrá que escorarse hacia Podemos», detallan en Génova".

Portada de 'El Mundo' del 3 de abril de 2022
Portada de 'El Mundo' del 3 de abril de 2022 

Están de ofertas en Génova, 13. Hay nuevo jefe en la oficina. El punto de ruptura sería un acuerdo para la renovación del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ).

En Vozpópuli describen la euforia desatada en el PP con la proclama de que "Tenemos presidente, pero para La Moncloa". Ahí es nada, como si Sánchez fuera un cono en un rondo de la selección española formado por Bendondo, Gamarra, Moreno Bonilla y González Pons. Pues hombre... Del texto de Jesús Ortega: "El nuevo presidente del PP, de hecho, aprovechó el congreso celebrado los últimos dos días en Sevilla para lanzar un mensaje claro, en este sentido, a propios y ajenos. El nuevo Partido Popular no va a perder en tiempo en cuestiones ideológicas de género, tipos de familia, "falso patriotismo", o sobre un modelo de Estado fijado por la Constitución. A cambio, se centrará en plantear soluciones a las diferentes crisis por las que atraviesa el país, centrándose, sobre todo, en la económica".

Continúa líneas después: "En esa hoja de ruta, el nuevo presidente del PP quiere contar con el respaldo del mundo empresarial. Y, para ello, se ha trabajado, desde el minuto uno, la interlocución directa con los más altos ejecutivos del país -una comunicación que quiere afianzar a través de la Oficina del Presidente- y la reconciliación con la CEOE tras los meses de tensiones entre la patronal y el partido en la época de Pablo Casado. Feijóo, de hecho, no desaprovechó la oportunidad que le brindó el congreso para escenificar esa nueva etapa de entendimiento con la Confederación Española de Organizaciones Empresariales. Junto a Fátima Báñez, presidenta de la Fundación de la CEOE, acudió a la jornada del domingo en el Palacio de Congresos y Exposiciones Sevilla Antonio Garamendi, líder de la patronal".

Pero también está la parte brumosa, "un ambiente interno lleno de dudas", según cuenta Ángel Carreño en El Independiente: "Alberto Núñez Feijóo ya presume de galones. El PP le ha confiado una sola tarea tras convertirse en el faro que apuntará el camino desde Génova. Aunque es complicada: volver a ser ese «partido de las mayorías» y convertirse en «la casa común de los españoles». La ‘marca’ Feijóo es uno de los pocos grandes valores que pueden palparse dentro de las filas populares junto a Isabel Díaz Ayuso o Juanma Moreno: líderes con carisma -en menor o mayor grado-, que saben transmitir el mensaje correctamente y que garantizan a medio plazo cierta seguridad electoral. El gallego, además es la calma, la meticulosidad y la contemplación; la valoración interna y la meditación mientras el grueso general de los actores políticos ‘ladran’. Al menos lo es en Galicia, en la cual, por mucho peso que tenga, sólo es un pedazo de la compleja pluralidad territorial".

Sigue la nota: "Feijóo tendrá que lidiar con ello, hacerse con el terreno madrileño y, más adelante con una de las dos grandes cámaras representativas. Por lo menos, como parece, el Senado a corto plazo. Recoge el testigo cargado de energía y motivación. Lo acredita la hora dedicada a su primer discurso presidencial, tras haber recibido el aval de casi el total de compromisarios del PP designados para el XX Congreso Nacional Extraordinario. Un 98,35% de ellos lo han apoyado por su reivindicación de una «política seria y para adultos» que desista del «entretenimiento infantil» que actualmente la caracteriza".

Carreño hace una descripción ajustada en su crónica del tipo de liderazgo que encarna Feijóo: "Presume de ser el hermetismo en persona, en cuanto a estrategia y verborrea, algo que parece haber acabado extendiéndose al estadio físico: allá donde pasa, arrastra una marea humana que incapacita cualquier contacto y acceso a él: de seguridad, de su equipo y, ahora, de multitud de prensa, que edifica a su alrededor un cerco inexpugnable".

Mientras tanto, Ayuso maquina nuevas maniobras y prepara su unción como presidenta del PP de Madrid. Así lo cuenta Carmen Morodo en La Razón: "La estructura popular se duele de las heridas internas que ha dejado el amplio plan de renovación implementado por Pablo Casado y su equipo. Y el nuevo presidente, Alberto Núñez Feijóo, ha optado por entrar con precisión de bisturí, evitar pulsos con los dirigentes autonómicos en la confección de los máximos órganos de dirección, Junta Directiva y Comité Ejecutivo, y centrar sus poderes en la cúpula que llevará en el día a día el partido. En este reparto de cuotas, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha utilizado la proporción que le correspondía por su peso territorial para colocar en la cúpula nacional a «peones» hábilmente seleccionados con la vista puesta en su congreso regional".

 

Portada de 'La Razón' del 3 de abril de 2022
Portada de 'La Razón' del 3 de abril de 2022

Y: "Por el pacto alcanzado con Feijóo, la presidenta sabe que la intención de la nueva dirección nacional es convocar cuanto antes los congresos regionales que están pendientes de celebrar. En el choque con el anterior equipo, Casado decidió retrasar el Congreso del PP de Madrid y utilizarlo como arma contra Ayuso. El retraso tenía como objetivo buscar la manera de controlar la organización madrileña para que no quedara en manos de Ayuso. Feijóo ya comunicó a la presidenta que el congreso se convocará de inmediato y que él deja el camino libre para que se pronuncie la militancia madrileña y Ayuso, como es de esperar, asuma la Presidencia regional".

Eso, pues, en mayo. La próxima noticia será el destino de Casado. ¿Un despacho de abogados? ¿Un gabinete de estudios? ¿Una academia de liderazgo?

Internacional. El País se pregunta en un rincón de su portada si no estará perdiendo la guerra Putin. Habla el diario de Prisa de "reveses" en una "contienda cuya inercia está cambiando". El texto es de A. Rizzi y M. Zafra: "La acumulación de reveses sufridos en la primera fase de la invasión está forzando a Rusia a un amplio repliegue. Fallos de carácter estratégico y táctico, junto con la habilidad y la valentía de las fuerzas ucranias que reciben apoyo occidental, explican el grave desgaste de las tropas rusas. Este conjunto de factores ha generado un punto de inflexión en el conflicto. El Kremlin trata ahora de recobrar la iniciativa en la región oriental de Donbás. El pasado 24 de febrero, Rusia lanzó contra Ucrania la ofensiva militar de mayor envergadura en Europa desde el fin de la II Guerra Mundial, con objetivos políticos que suponían la subyugación del país vecino. Algo más de un mes después, un cúmulo de reveses está forzando un amplio repliegue y reorganización de las fuerzas rusas, en teoría entre las más poderosas del mundo. La guerra experimenta un punto de inflexión".

Portada de 'El País' del 3 de abril de 2022
Portada de 'El País' del 3 de abril de 2022

Continúa la crónica: "Rusia ha infligido gravísimos daños a Ucrania, pero a su vez está sufriendo ingentes pérdidas en términos humanos y materiales. La constatación del fracaso en varias líneas de ataque ha inducido una clara retirada en el frente norte, y muy en especial de las posiciones alrededor de Kiev. El Pentágono calculaba que un 20% de los efectivos rusos se habían retirado de la zona el pasado día 31. En los días siguientes, la dinámica se ha profundizado".

De vuelta a la actualidad nacional, en El Confidencial se hacen eco de las últimas andanzas de la alcaldesa de Barcelona. "Las ocurrencias de Colau irritan al PSC: 'La alcaldesa está fuera de foco, en un bucle'", se titula la pieza de Antonio Fernández, quien escribe: "La tensión en el Ayuntamiento de Barcelona entre el PSC y los comunes va en aumento por las "ocurrencias" de Ada Colau. Al tiempo que la alcaldesa presenta ahora eventos que demonizaba hace solo unos meses, también se ha desmarcado de sus socios de Gobierno con una propuesta para rebajar el 50% el precio del transporte público. El problema es que hace dos años su intención era encarecer el billete y solo un plante monumental de los socialistas logró que el precio se congelara. La medida, tildada de "electoralista, populista y sin sentido", ha sido rechazada por todos los partidos, empezando por el PSC y ejemplifica cuál es el clima en la coalición".

Y: "En el PSC, liderado por el teniente de alcalde Jaume Collboni, hay un profundo malestar porque consideran que Colau gobierna para ella sola y no les consulta nada, aunque públicamente guardan un discreto silencio para no alterar aún más el Gobierno municipal. Pero el cabreo aumenta día tras día por las 'jugarretas' de la alcaldesa, que se apropia de los éxitos del PSC presentándolos como propios. "Es un síntoma de nerviosismo y de improvisación", dicen en el Ayuntamiento sobre la medida planteada para rebajar el transporte, que se reconoce como la gota que ha colmado la paciencia".

Jordi Sànchez no se presentará a la reelección como secretario general de Junts per Catalunya (JxCat) en el congreso que se celebrará en junio. Los Jordis salen del escenario en la décima temporada de "El Procés". Fueron los primeros en entrar en la cárcel.

3 de abril, santoral: Ricardo de Wyche, Cresto de Tomis, José Himnógrafo, Juan de Nápoles, Luis Scrosoppi, Nicetas de Medicio, Papo de Tomis, Sixto I papa y Ulpiano de Tiro.