Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Primeras planas

La verdad de Marsé, la de Camus y las citas en papel

Reunión entre Sánchez, Iglesias y Rivera en el Triángulo de las Bermudas. Ecos de la cita secreta entre Junqueras y Sánchez. Un ciudadano devuelve una cartera con 7.600 euros

Pablo Planas
6 min

ABC: Sánchez pacta el apoyo de Convergència a cambio de alivio fiscal para Cataluña

El Mundo: Los críticos de Sánchez teme que pacte con el separatismo

El País: El diálogo a tres se abre entre reproches y desconfianza

La Razón: El "pitufeo" de Podemos: personas sin recursos donan 5.000 euros

Ara: L'autoritat fiscal culpa Montoro del dèficit

El Periódico: PSOE, Podemos y C's intentan el desbloqueo

El Punt Avui: Rajoy pren la seva medicina

La Vanguardia: Los papeles de Panamá sacuden la cúpula del fútbol

Hay días, cada vez más, en que la prensa de papel es un "como decíamos ayer", pero nada que ver con Fray Luis de León. En La Vanguardia se reiteran en los papeles de Panamá. Se conoce que los directivos de la Uefa, la Fifa y el Pufo también tienen sociedades fantasma. Sin embargo, la novedad es que Vargas Llosa también tuvo su empresita panameña. Cabría recordar que ser rico no es delito, aunque se dé el agravante de haberlo conseguido escribiendo o traficando con metáforas sin relación alguna con las metanfetaminas. El que no tiene una empresa en Panamá no es nadie. Y sólo cuesta 1.000 euros, una chorrada, presumir de "Isla Chiquita S. L." o "Paraná Corporation".

El caso es que Sánchez se vio a solas con Junqueras tras reunirse con Puigdemont. Les sonará de ayer, pero es la noticia de papel del día. Lo dijo Cuní en su informativo y salió una nota en La Vanguardia como por cumplir con el compañero. Derivada: Cumbre en el Triángulo de las Bermudas. Sánchez, Iglesias y Rivera, por orden de diputados, son los ángulos del objeto, las tres patas para un banco, el tridente dinamita que amenaza los planes de Rajoy. Se verán hoy y pretenden quedar más veces. De entrada, no hay "feeling", pero tampoco lo hay entre Anna Gabriel y Turull y no les queda más remedio que sentarse juntos.

El billar a siete bandas de Sánchez demuestra lo poco que manda Puigdemont y lo largo que es el "viceoriol" Junqueras. Ni que decir tiene que ningún medio cita a ningún medio. La información es de todos, no del que la trabaja. Interesados en el tema, pregunten en CRÓNICA GLOBAL. Salvador Sostres, en el ABC, analiza el pacto y aprovecha para zarandear al jabalí como Obélix con un romano: "Es tal la preocupación en Convergència por su naufragio electoral, que Francesc Homs, en una reunión mantenida recientemente con los socialistas en Madrid para expresarles su incondicional apoyo, llegó a ofrecerse preguntándoles literalmente si preferían la abstención o el voto favorable, renunciando por completo al tan reclamado referendo a cambio de ganar tiempo, en la confianza de que un gobierno de PSOE y Podemos será siempre más amable con las necesidades financieras de la Generalitat que uno del PP. La misma estrategia siguió el presidente catalán, Carles Puigdemont, en su encuentro con el líder socialista celebrado en Barcelona. el pasado 15 de marzo".

Y ahora el "face to face" secreto de Sánchez con Junqueras en la versión del comentarista abecedario: "Por su parte, Oriol Junqueras, que el pasado 15 de marzo se reunió en secreto con Pedro Sánchez, se mostró más reacio a cualquier acuerdo que no incluya la consulta. Al filtrarse la noticia de su encuentro secreto con Sánchez el entorno convergente le acusó ayer de traidor, ante la sorpresa del líder republicano, que precisamente conoció la estrategia de Homs por boca de Sánchez. Una estrategia que para nada contempla la unidad de acción tan reclamada por los convergentes, y que tiene por único objetivo frenar las expectativas electorales de Esquerra".

La prensa de papel era antes el guión de los telediarios. Y la prensa digital lo es ahora de la tradicional. Destaca sobremanera un artículo en Libertad Digital de Tomás Cuesta. Alude a la moral política: "Esa jactancia impune, esa desfachatez obscena con que la secta podemita (y la abuelita, ay abuelita, que dientes tan grandes tienes) ahorma las palabras y deforma los hechos, es la que Albert Camus denunció en sus Cuadernos cuando los revolucionarios de café y los custodios de la sacralidad soviética le motejaron de blasfemo y le expulsaron del templo. "La libertad, en primera instancia, consiste en no mentir", sostiene alguien que quiso empadronarse en la verdad sabiendo que al hacerlo se convertía en extranjero. Y luego, a vuela pluma, remacha el argumento: "La libertad consiste en no mentir puesto que allí dónde los embustes proliferan la tiranía se acentúa o se desvela"".

La buena noticia del día viene patrocinada por Cafés Solysombra y es que un probo y anónimo ciudadano ha entregado al servicio de atención al cliente de TMB una cartera que se encontró en el Metro con la inaudita cantidad de 7.600 euros. La perdió una mujer brasileña y el dinero era para la nómina de un grupo de filólogos. No se embalen. Filólogos de portugués, no de Koiné. La cartera y la nómina han sido retornadas a la legítima tenedora. Como si fuera la cosa más normal. Se busca al héroe, pero nada se dice del señor o la señora de atención al cliente. Lo suyo también tiene mérito.

En todos los medios sale el genial Juan Marsé. Dice que casi todo es una mierda.

7 de abril, santoral: Alberto, Caliopio, Juan Bautista de la Salle y San Jorge de Lesbos, tumba de Europa y lápida de la UE.