Menú Buscar
Primeras planas

Derrota del Gobierno en el Congreso y Villarejo, "la Polla"

El Congreso rechaza el plan de los remanentes municipales del Gobierno. El caso Dina cerca a Pablo Iglesias. El entorno de Rajoy echa balones fuera en el caso Kitchen. Efecto Villarejo

15 min

Revolcón parlamentario del Gobierno de coalición. El Congreso tumbó la propuesta gubernamental de que los ayuntamientos cedan al Ejecutivo sus remanentes a cambio de un anticipo. Le tocaba defender la idea a la ministra de Hacienda y portavoz María Jesús Montero, que se agarró un rebote del quince. No estuvo precisamente didáctica y es que el apaño tiene una venta difícil. En El País, por ejemplo, lo explica así José Marcos: "El punto de discordia era la polémica fórmula para que los municipios pudieran acceder a una parte de los 14.000 millones de superávit que se han ido acumulando en los bancos, sin poder emplearse, desde la aprobación de la Ley de Estabilidad Presupuestaria del PP en 2012. La solución de Hacienda era que los ayuntamientos saneados cediesen voluntariamente de 10 a 15 años sus ahorros al Gobierno, que les compensaría con un anticipo del 35% de sus ahorros entre 2020 y 2021 a fondo perdido. Esto es, que no tendrían que devolver".

La portada de 'El País' de este viernes 11 de septiembre / KIOSKO.NET
La portada de 'El País' de este viernes 11 de septiembre / KIOSKO.NET

Suena raro y los alcaldes no socialistas ni podemitas se alzaron vara al aire en fuenteovejunesca revuelta. El colofón de la asonada municipal fue una derrota parlamentaria que en el ABC se califica de histórica, Escribe Ana I. Sánchez: "El pleno del Congreso asestó ayer la primera gran derrota política al Gobierno al tumbar el real decreto-ley con el que Hacienda pretendía asumir el remanente de los ayuntamientos a cambio de entregarles un fondo de 5.000 millones. La votación arrojó el rechazo masivo anunciado, con un total de 193 «noes» sumados entre todos los partidos de la oposición, salvo Teruel Existe. Esta formación apoyó la convalidación pero explicó que el voto telemático le jugó una mala pasada por lo que puede decirse que los socios de coalición, PSOE y Unidas Podemos, se quedaron solos. Lo único que lograron evitar fue el desgarro interno de la formación morada. Su confluencia catalana, Los Comunes, amenazaba hasta el miércoles con unirse a la oposición y votar en contra del decreto pero, finalmente, se avino a apoyar el texto. Los «síes» se quedaron en solo 156, no hubo abstenciones y el hemiciclo estalló en aplausos cuando la presidenta de la Cámara, Meritxell Batet, leyó el resultado".

La cronista parlamentaria del ABC explica líneas después el alcance del batacazo: "La derrota sufrida ayer por el Ejecutivo no es baladí. Convierte a Pedro Sánchez en el primer presidente de la democracia al que el Congreso tumba dos decretos en vigor. Un dudoso honor al que se suma el de ser el primer candidato en perder un debate de investidura y el único que ha pasado dos veces por este trance. No en vano, la derogación de un decreto en vigor es algo excepcional. De los 678 textos de este rango que los distintos gobiernos han remitido a la Cámara Baja solo cinco , incluyendo el de los ayuntamientos, han corrido esta suerte. Una cifra que da idea de la trascendencia política de la votación de ayer".

Corrupción en Miami. El día viene con dos expedientes, el móvil de Dina y el caso Kitchen, asuntos enlazados por el expediente de ese pedazo de comisario que fue Villarejo. En El Español abren con la última declaración en sede judicial del exabogado de Podemos Calvente, que no deja títere con cabeza, según cuenta María Peral en el antecitado El Español: "Los problemas que la pieza Dina está causando a Pablo Iglesias parecen lejos de acabar. Cuando aún no se ha disipado la sombra de la sospecha sobre la conducta del líder de Unidas Podemos al retener en su poder durante meses la tarjeta del móvil de su antigua asesora con información íntima de ella, la declaración que este jueves ha prestado el abogado José Manuel Calvente dejó en quienes le escucharon la clara impresión de que el caso Dina fue un "montaje" de Podemos "conocido y autorizado" por el actual vicepresidente segundo del Gobierno".

Sigue Peral: "Calvente aseguró ante el juez García-Castellón que "le consta" que Iglesias "sabía" que la difusión pública en julio de 2016 de los mensajes del móvil de Dina -en los que el líder de Podemos afirmaba que "azotaría a [la presentadora] Mariló Montero hasta que sangrase"- no fue una operación orquestada por las 'cloacas del Estado' tras robar el móvil a Bousselham, sino una filtración interna de alguien del partido. Pese a ello, "autorizó" --dijo Calvente-- la estrategia de acudir a la Audiencia Nacional e iniciar el caso Dina para sacar provecho político: Podemos y su máximo dirigente se presentaban como "víctimas" de la "policía patriótica"".

Policía patriótica que dirigía el antecitado Villarejo. Del caso Kitchen escribe en La Razón Carmen Mordo para recoger la versión exculpatoria que van por ahí difundiendo las extensiones marianistas. "'Caso Kitchen'”: Rajoy se exculpa y descarga en el «número dos» de Interior el espionaje" se titula el texto del diario de Planeta que arranca así: "Mariano Rajoy guarda silencio en público sobre las novedades que se están conociendo del «caso Kitchen», y que afectan a su equipo y a él mismo. Sin embargo, los canales que ya utilizaba en Moncloa han empezado a hacer circular una teoría exculpatoria que carga toda la responsabilidad sobre el «número dos» de Interior, Francisco Martínez, por la presunta relación personal, «demasiado íntima», que llegó a tener supuestamente con el entonces comisario de Policía José Manuel Villarejo. Esto es lo que dicen las voces que hablan por el ex presidente del Gobierno".

Portada de 'La Razón' del viernes 11 de septiembre / KIOSKO.NET
Portada de 'La Razón' del viernes 11 de septiembre / KIOSKO.NET

Continúa la pieza líneas después: "«Él no conocía, él no sabía, Villarejo obró por su cuenta, y Paco [Martínez] se equivocó al traspasar la raya y hacerse demasiado amigo de Villarejo», cuentan desde ese entorno suyo, que estaba con él en Moncloa, y con el que sigue manteniendo una estrecha relación personal".

Nueva nota sobre el lenguaje y la manera de proceder de Villarejo. Cada grabación hunde aún más el prestigio de quienes mantuvieron tratos con semejante personaje, periodistas incluidos. Escriben Antonio Salvador y Carmen Lucas-Torres en El Independiente bajo el siguiente titular: "Villarejo: "Soy la polla de bueno en mi trabajo; llevo 30 años haciéndolo y nunca he fallado"". Ahí va el comienzo del texto: ""Soy la hostia en mi trabajo, soy la polla de bueno porque llevo 30 años haciéndolo y nunca he fallado. ¡Nunca! Por eso las cosas más delicadas de este puto país me las encargan a mí, ya sea la izquierda, la derecha, el centro, su puta madre… Que no me fío de ninguno de ellos". Corría el mes de septiembre de 2014 y el comisario Villarejo se expresaba en estos términos en una conversación que mantuvo con Sergio Ríos Esgueva, el chófer de la esposa de Bárcenas al que captó la Policía como confidente para tratar de robarle el ex tesorero del PP documentación comprometedora para Mariano Rajoy".

Sigue la información: "La Operación Kitchen, desarrollada entre 2013 y 2015 e investigada en la actualidad por dos juzgados de la Audiencia Nacional, llevaba más de un año desplegada y Villarejo aprovecha dicho encuentro con el conductor para mostrarle su malestar por el hecho de que éste le hubiera facilitado una copia de un material a un subordinado suyo y no a él, que era --en palabras propias-- «el director de la orquesta».«Tengo cierto mosqueo contigo», le espetó a Sergio Ríos. «La reacción tuya de ser radical cuando te dije: ‘Tío, déjame una copia de eso tal y cual…’. Aquí somos todos soldados, tronco», añadió. Cuando el chófer declaró ante el juez García-Castellón en enero de 2019 detalló que fue Villarejo quien lo captó como confidente, para lo que pidió ayuda al inspector Andrés Gómez Gordo. Éste era un policía de confianza de María Dolores de Cospedal desde los tiempos de ésta en la Presidencia de Castilla-La Mancha".

Y semejante individuo, Villarejo, gozaba de gran prestigio y reconocimiento. Recuérdese que era contratado por bancos y empresas, que hablaba con jueces y fiscales, se abraza con periodistas (García Farreras) y que, efectivamente, se le considera "la polla". Total que con la polla y lo que cuelga tendrán que comparecer Mariano y sus cuates en el Congreso para explicar las andanzas policiales en sus tiempos de Gobierno. Y Ciudadanos votará a favor de la comisión de investigación, según detalla El Confidencial. Escribe Paloma Esteban. "Aunque todavía no lo ha confirmado públicamente, dirigentes del partido insisten en que su postura frente a cualquier acto de corrupción, independientemente del partido político, contará con su apoyo a la hora de investigar en el Congreso. En otras legislaturas, el partido naranja ya fue muy combativo con comisiones e iniciativas relacionadas con casos de corrupción del PP y su posición no cambiará ahora, a pesar de gobernar en coalición en cuatro comunidades autónomas, y conscientes de que para Pablo Casado acarreará un “desgaste importante”".

Sigue Esteban: "Sí reconocen malestar después de que el PSOE no respaldara la comisión que pretendía investigar la financiación de Unidas Podemos --la Mesa dio vía libre, pero en la junta de portavoces, los socialistas se negaron--. “Es una vergüenza que impidan esa comisión. Nosotros vamos a investigar a nuestros socios en distintos gobiernos y ellos deberían hacer lo mismo”, insisten desde el partido. Más todavía cuando el fiscal ya se ha pronunciado y es partidario de centrar las indagaciones en los contratos de la consultora Neurona, cercana a Juan Carlos Monedero".

Diada. El presidente de la Generalitat, Quim Torra, soltó ayer la tradicional pedrada televisada para conmemorar la cosa. Que persistirá y tal y que el Rey y Sánchez pidan perdón por el fusilamiento de Companys como dice que lo hizo Alemania en 1990. El caso es que en la Generalitat le cambiaron el nombre al ministro que supuestamente pidió perdón. Del e-notícies: "El Departament de Presidència s'ha equivocat amb el nom del ministre d'Exteriors alemany durant la reunificació Hans-Dietrich Genscher en el missatge institucional amb motiu de la Diada. Presidència, en el discurs, ha canviat el nom de la històrica figura política alemanya i Quim Torra l'ha citat com a Karl Friedrich Genscher enlloc de Hans-Dietrich Genscher".

Coronavirus. De la pieza de Laura Cercós en El Nacional: "La setmana que ve comença el curs escolar més atípic de la història i des de les autoritats sanitàries repeteixen que, tot i que les escoles són segures, inevitablement hi haurà contagis. Segons ha assegurat el secretari de Salut Pública, Josep Maria Argimon, hi haurà un cas de coronavirus per cada 1.424 alumnes d'entre 0 i 17 anys. Per aquest curs 2020-2021, hi ha 1.587.395 alumnes maticulats en centres catalans d'educació infantil, primària i secundària".

Estamos avisados.

11 de septiembre, santoral: Domingo de Silos, Pafnucio de Egipto, Elías Espeleota y beato Buenaventura de Barcelona.