Menú Buscar
Primeras planas

Alquileres, Gaspart en Metro y el "fin" de Vox

Podemos se carga el decreto de alquileres. Huelga del taxi: los "pesetos" se imponen a las "cucarachas". Aún quedan comunidades de propietarios "franquistas" en Barcelona

23.01.2019 10:37 h.
9 min

Toque de atención de Podemos al Gobierno. Han tumbado la ley de alquileres. La maniobra de Íñigo Errejón, cuyo impacto propagandístico ha sido letal para Pablo Iglesias, provoca de primeras que Podemos se comporte como se espera de Podemos. El Gobierno le había tangado en el apartado de intervenir los precios de los alquileres, asunto que no incluyó en el fugaz Real Decreto, y los morados se han cobrado la pieza en forma de palo al Gobierno bonito. Mandar por decreto tiene sus límites en un sistema parlamentario.

La consecuencia inmediata es que los contratos de alquiler suscritos entre el 13 de diciembre y ayer se regirán por la suspendida normativa, cinco años mínimo, un mes de fianza y no la intemerata más los gastos de papeleo a cargo del arrendador. El resto, como antes. Podemos quiere una ley más estricta porque el cisma interno les recuerda que no están en política para pactar con el sector inmobiliario, sino para intervenirlo. Las repercusiones para los pequeños propietarios no son de su incumbencia.

El conflicto entre el PSOE y Podemos en la materia pone de manifiesto que carecen por completo de una política de vivienda, que se han quedado en la retórica contra la banca, los desahucios y los fondos buitres, pura cháchara inconsistente. El ciclo inmobiliario se ha reanudado: precios altos, alquileres más altos e hipotecas con el diablo. Pero si hasta Pablo Iglesias e Irene Montero se han metido de bruces en el "sueño español" después de años de predicar el alquiler social.

El toque de Podemos en el morro del Gobierno es sólo una banderilla, según especificó la portavoz morada. De la crónica de Ana Marcos en El País: "Votamos en contra y no buscamos humillarles ni hacerles daño ni deshacer la mayoría que se formó en la moción de censura”, ha dicho Lucía Martín diputada de En Comú Podem, grupo inscrito en Unidos Podemos, que ha liderado con Mayoral el equipo de negociación con el Ejecutivo. Martín también ha querido separar su trabajo en las mesas de diálogo con Fomento del respaldo de su grupo confederal a los Presupuestos".

Taxis. El Govern ha cedido a la presión de los "pesetos" y las "cucarachas" se tendrán que pedir con el mínimo de una hora de antelación. O no. Hoy vota el gremio mientras las plataformas Uber y Cabify amenazan con retirarse de Barcelona. En Madrid, los taxistas bloquean los accesos a Ifema, donde hoy se inaugura el salón del turismo, Fitur. Como en Barcelona, el orden público también está en manos del albur en Madrid. La foto es Joan Gaspart en el Metro de Madrid aferrado a su roller con una cara entre la pena y el espanto de verse a su edad por primera vez en el suburbano. El hombre ha relatado su experiencia en lo de Cuní en la Ser. Que no es tan grave, dice, lo de ir en Metro. De no creer.

Otra foto del foro es la de Cristiano Ronaldo con su pareja, Georgina Rodríguez, recién salidos de "La dolce vita". Turín les sienta tan bien que él sonríe tras pagar 18,8 millones de euros para librarse de la trena por fraude fiscal. Gran glamour.

Noticias del proceso. Buena parte del nacionalismo da por perdido a Puigdemont, tras la salida de recurrir en el Constitucional contra Torrent y la mesa del ParlamentSí, el mismo Tribunal con cuyos requerimientos antes del 1-O se hacía fotos el mismo Puigdemont. Escribe al respecto Antoni Puigverd en La Vanguardia y el pronóstico no es bueno: "Una vez lo comparé a Ulises, que resistió el canto de las sirenas. Puigdemont sucumbió al canto y no convocó elecciones. El episodio de las sirenas forma parte del triste periplo de la Odisea: años de exilio marinero, muerte de todos los compañeros, matanzas en casa para recuperar el trono. Pero en un canto homérico anterior, la Ilíada, Ulises es el astuto que destruye Troya con la trampa del caballo. Exacerbar la trampa de la división es el último recurso del astuto Puigdemont. Necesita compensar el eclipse que sufrirá durante los meses de juicio. El protagonismo de Junqueras, Sánchez y compañía eclipsará a Puigdemont. Y si la condena es la previsible, su exilio parecerá dorado (aunque --como bien sé-- no lo sea). Apelar a un tribunal que detesta contra un compañero de viaje es un recurso propio de Ulises, el astuto. He ahí la hoja de ruta: dividir hasta el insomnio. Hasta que todos, empezando por él, lo perdamos todo".

Noticia de gran alcance en el Huffpost. "Anabel Alonso destroza a Vox con una sola frase". La leche, oigan. El partido iraní, masacrado por la brava actriz. Toda la prensa en contra y resulta que ha sido Anabel Alonso la que ha fulminado a Vox con un tuit. Tremendo. De la crónica del Huff: "La actriz Anabel Alonso se ha convertido en el azote de la derecha en redes sociales. La participante de Tu cara me suena (Antena 3) suele compartir en Twitter numerosos comentarios sobre noticias que retratan a líderes de la derecha. (...) Ahora, Alonso ha tirado de humor para responder a una noticia del diario El País, en la que se informa de la financiación de Vox, el partido de extrema derecha presidido por Santiago Abascal. "Vox se fundó con un millón de euros del exilio iraní", reza el titular de El País. A lo que la actriz que pone voz a la cinta de Disney Buscando a Dory ha escrito: "¡¡Yo soy español, español, español. Yo soy español, español, español!!!". Un tuit muy compartido en Twitter, donde casi 1.700 personas han dado a RT y más de 3.500 han dado a me gusta". 

Ahí va el histórico tuit original que se ha cargado al partido de los toreros, sólo que aún no se han enterado. En ascuas a la espera de la próxima información del citado medio, tal vez un mensaje de Gabriel Rufián, que Mejide era calvo y ya no o que Inda se ha caído por unas escaleras, Dios no lo quiera. 

Curiosidad barcelonesa con la firma de Andreu Merino en Nació Digital. 23 comunidades de propietarios se niegan a retirar las placas con la araña falangista: "L'Ajuntament de Barcelona ha retirat durant l'actual mandat 1.325 plaques de l'Instituto Nacional de la Vivienda (INV), instal·lades pel franquisme a les façanes de blocs de pisos. El consistori, però, no ha pogut esborrar totalment el rastre simbòlic de la dictadura de tots els habitatges. Hi ha 23 comunitats de propietaris que s'han negat a retirar les plaques de les seves façanes, segons ha pogut saber NacióDigital. (...) De les 23 comunitats que s'han negat a retirar la simbologia franquista, 13 són de Sarrià-Sant Gervasi, cinc de Sant Andreu, dos de l'Eixample i tres més de Sants-Montjuïc, Sant Martí i Les Corts".

23 de enero, santoral: Agatángelo, Clemente obispo y mártir, Emerenciana e Ildefonso.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información