Menú Buscar
El 'conseller' de Ensenyament de la Generalitat, Josep Bargalló. UGT pide su cese / EP

UGT pide la dimisión de Bargalló por sus críticas a los funcionarios

El sindicato exige su "cese inmediato" por haber dicho que "estaríamos mejor" sin ellos y que muchos trabajadores de la escuela pública "están apalancados"

03.10.2019 17:53 h.
3 min

El sindicato FeSP-UGT exige el "cese inmediato" del consejero de Educación de la Generalitat, Josep Bargalló, por sus críticas hacia los funcionarios. En concreto, contra el colectivo de "trabajadores de la escuela pública, que han sufrido y siguen sufriendo una situación de precariedad que se alarga desde hace años y con un porcentaje de interinos absolutamente escandaloso", según explica en un comunicado.

Según el sindicato, Bargalló ha manifestado, literalmente, que "estaríamos mejor sin funcionarios", y que "hay un montón de funcionarios que están apalancados de puta madre", afirma la nota. Unas afirmaciones ante las que FESP-UGT muestra su "sorpresa e indignación".

"Falta de respeto intolerable"

"Estas palabras expresan un menosprecio evidente al conjunto de trabajadores y trabajadoras de los servicios públicos que, hay que recordarlo, han sostenido la administración pública a lo largo de una de las peores crisis que ha vivido nuestro país", afirman.

"A pesar de los recortes, de los incumplimientos sistemáticos de los acuerdos alcanzados, los trabajadores de los servicios públicos, con su profesionalidad y vocación de servicio, han sido un ejemplo de compromiso y con la ciudadanía", destacan.

Por último, el sindicato subraya que "acusar de gandules, con un lenguaje grosero, a miles de maestros, profesores y profesoras es una falta de respeto inaceptable e intolerable, que merece una respuesta por parte del Govern y el cese inmediato del consejero Bargalló".

Petición insólita 

Desde UGT han explicado a Crónica Global que las polémicas declaraciones de Bargalló se han producido este jueves en el marco de una protesta de personal del sector educativo, a la entrada de una reunión en las Terres de l'Ebre (Tarragona). El grupo de trabajadores en cuestión reclamaba mejoras y solucionar muchos de los problemas laborales que padecen, como por ejemplo la interinidad.

"Nunca la UGT había pedido el cese de nadie", apuntan desde UGT, recordando que el sector sufre recortes desde 2010. "Pensábamos que era una persona seria. Nos ha dejado sorprendidos e indignados, puesto que además tiene experiencia desde la época del Tripartit, con responsabilidades desde el gobierno y la oposición", afirman. "Es un ataque a aquellos que, de forma neutral, profesional y vocacional atienden a la ciudadanía. Somos servidores públicos", lamentan