Menú Buscar
Antidisturbios franceses, desalojando independentistas que ocupaban la autopista AP7 en Le Perthus / EFE

Tsunami Democràtic boicotea una autopista ya colapsada en el País Vasco

Los independentistas pretendían ralentizar el tráfico en la frontera, donde ya habían colas kilométricas por los numerosos camiones y un accidente

3 min

La plataforma independentista Tsunami Democràtic exporta sus sabotajes a otros puntos de la geografía española. A sus cortes de autopista en Cataluña se suman ahora otros similares en el País Vasco, donde en las últimas horas están sufriendo las molestias causadas por los radicales del procés.

Así, este martes por la tarde, han cortado la frontera de Behobia, según informan los promotores de esta organización secesionista. Una interrupción que ha causado, aseguran, 15 kilómetros de retención en la frontera "con cientos de coches implicados".

El colapso, sin embargo, no ha llegado solo. Y es que, a la cola habitual de camiones en ese punto, se ha sumado un accidente de tráfico en la localidad de Bera de Bidasoa, que ha causado grandes retenciones en las horas previas. La caravana, que ya existía, se ha visto agravada por la convocatoria de Tsunami Democràtic, que a partir de las seis de la tarde ha llamado a bloquear la frontera entre Gipuzkoa y Francia en la AP-8, con una caravana de coches desde Oiartzun hasta Behobia. Su intención era ralentizar el tráfico circulando a 60 km/h en ambos carriles... algo que, por razones obvias, no han podido hacer.

Accidente previo

El accidente previo había causado retenciones de unos diez kilómetros en la autopista AP-8, en sentido Irún, en la frontera entre Gipuzkoa y Francia, según han informado la Ertzaintza y el Departamento vasco de Seguridad. Las colas en el paso fronterizo alcanzaron los diez kilómetros, con tráfico lento.

Las retenciones, habituales todos los martes en este lugar, se habían originado debido a la acumulación de vehículos pesados, más numerosos hoy debido a que ayer fue jornada festiva en Francia y los camiones no pudieron circular por el país vecino.

A esta circunstancia se sumó el accidente de tráfico ocurrido en la N-121-A, a la altura del municipio navarro de Bera de Bidasoa, que ha obligado a cortar esta vía, que parte de las proximidades de la frontera para conectar Gipuzkoa con Navarra.