Menú Buscar
Odio y autodestrucción

Una treintena de heridos leves en las protestas contra los encarcelamientos

Los Mossos d’Esquadra cargaron contra los manifestantes que trataban de superar el cordón policial en la Delegación del Gobierno en Barcelona

2 min

Las protestas por los encarcelamientos de políticos independentistas el viernes dejaron 35 heridos –33 leves y dos con pronóstico menos grave–, según el recuento del Sistema de Emergencias Médicas (SEM) entre las 20 y las 24 horas. La concentración organizada en la zona de la Delegación del Gobierno en Barcelona, situada en la calle Mallorca con Roger de Llúria, tuvo momento de tensión y cargas policiales.

Los agentes antidisturbios de los Mossos d’Esquadra cargaron en varias ocasiones contra los manifestantes, que en algunos momentos intentaban superar el cordón policial que se había formado. Así pues, los heridos presentan en su mayoría contusiones y no son de carácter grave.

La decisión de Llarena

Las entidades soberanistas ANC y Òmnium Cultural, y los Comités de Defensa de la República (CDR) habían convocado a los concentrados. Fue por la tarde, tras conocer la decisión del juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena de enviar a prisión incondicional a los cinco líderes independentistas que comparecieron el mismo viernes ante la Justicia: Jordi Turull, Josep Rull, Carme Forcadell, Dolors Bassa y Raül Romeva.

La tensión en la manifestación aumentó por la noche, cuando se conoció también la orden de detención internacional de los huidos: Puigdemont, Gabriel, Rovira, Comín, Serret, Puig y Ponsatí. Según la Guàrdia Urbana, unas 10.000 personas llegaron a manifestarse ante la Delegación del Gobierno en la capital catalana.