Menú Buscar
Una tozudez digna de estudio

Torrent arremete contra el 155 y recuerda a los políticos presos en su primer discurso

El nuevo presidente del Parlament exige a los diputados respeto a la institución y promete “coser la sociedad” quebrada

Nuria Vázquez / Maria Jesús Cañizares
3 min

Roger Torrent ha dedicado su primer discurso como presidente del Parlamento catalán​ a recordar la ausencia en el hemiciclo de los políticos que cumplen condena preventiva en la cárcel, así como los que permanecen en Bruselas tras la declaración de independencia.

“No sería honesto ni responsable si no denunciase contundentemente esta situación”, ha dicho un presidente novel todavía no acostumbrado a decidir si se une o no a los cánticos de “libertad” que concluyen la sesión y que provoca la salida en masa de los principales grupos de la oposición.

Contra el 155

El republicano ha arremetido contra la aplicación del artículo 155 que sigue en vigor en Cataluña como medida tomada por el Gobierno de Mariano Rajoy y ha prometido “trabajar incansablemente” para recuperar las instituciones catalanas y “que la política vuelva a situarse en el centro de todo”.

Y para ello, el primer paso es “poner fin inmediatamente a la intervención de nuestras instituciones” y recuperar, según dice, la normalidad. Ha pedido colaboración de todos los diputados --“He de defender el derecho de expresión de todos ellos”-- y ha exigido que muestren el respeto que el Parlamento catalán merece.

"Coser la sociedad"

“Hagamos que nuestro trabajo sea útil, que el progreso social sea un objetivo irrenunciable”, ha pedido Roger Torrent. Sostiene que pretende contribuir a “coser la sociedad”, quebrada por el proceso independentista en el que su partido colaboró activamente, a través de la democracia y la convivencia y recuerda que las urnas son la máxima expresión de lo que representan los miembros de la Cámara.

No ha querido pasar por alto los comentarios sobre su juventud: “Se trata de un síntoma de un relevo natural y necesario de los espacios”, ha apuntado tras reconocer que la presidencia que recién estrena es una gran responsabilidad, sobre todo en los tiempos que corren.