Menú Buscar
El presidente de la Generalitat, Quim Torra, en el Parlament / EFE

Torra insiste en el mediador y arremete contra ERC

El presidente catalán niega que la propuesta del "relator" sea una excusa o un pretexto para hacer descarrilar la mesa de diálogo con el Gobierno

5 min

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, insiste en la necesidad de que haya un mediador internacional en la mesa de diálogo con el Gobierno anunciada para este mes. Defiende que así es lo que se aprobó en el Parlament, y recuerda a ERC, quien no lo ve necesario, que “lo votó en sede parlamentaria. Y la CUP también”.

El Gobierno ha repetido en diversas ocasiones que descarta el llamado “relator” que reclama el dirigente de JxCat, y sus socios en la Generalitat insisten en que no debe ser una excusa para rechazar el diálogo. Torra advierte de que, si se niega la presencia de esta figura en las negociaciones, trasladará a la Cámara catalana si deben levantarse de la mesa. Una acción que podría suponer una votación distinta entre los diferentes partidos independentistas y evidenciar aún más su división.

Ataques a ERC

El presidente catalán, en una entrevista en El Punt Avui, recuerda a Esquerra que afirmaron que “hace falta a un mediador”. Tratando de poner contra las cuerdas a sus socios de gobierno, insiste en que "tanto la CUP como ERC cumplirán con aquello que han votado". Y lanza un dardo a los republicanos: "No podemos jugar a votar cosas que después no tiraremos adelante. O las votas o no las votas. Pero si votas sí asumes las consecuencias".

“Me cuesta entender que una votación que saca adelante el Parlament por la mayoría no sea respetada”, ha sido el mensaje que también le ha lanzado al presidente de la cámara autonómica, Roger Torrent (ERC), por aceptar su inhabilitación como diputado tal y como exigía la JEC. Y asegura que lo mismo sucede con la resolución aprobada sobre el mediador.

Negociación y elecciones

Torra niega que la citada figura sea una excusa o un pretexto para hacer “descarrilar” la mesa de diálogo. “De ninguna de las maneras”, exclama, y asegura que lo hace por falta de confianza. "No sé qué Pedro Sánchez encontraremos de aquí a tres meses", afirma, a quien le reprocha el apoyo a la aplicación del artículo 155 tras la declaración unilateral de independencia de Carles Puigdemont tras el referéndum ilegal del 1-O.

Pese al rechazo inicial del acuerdo entre ERC y PSOE que establecía la mesa de diálogo, ahora el posconvergente señala que "el proceso de negociación también deberá continuar mientras Cataluña esté en proceso de elecciones".

Fecha electoral

Sobre las elecciones que prometió convocar tras la aprobación de los presupuestos catalanes, Torra dice ahora que será entonces cuando anunciará la fecha y no cuando las convocará. Afirma que no el anuncio no se producirá antes para evitar que "el partidismo" y el "electoralismo" interfieran en la aprobación de los propios presupuestos y en las negociaciones con el Gobierno.

El dirigente de JxCat insiste en que no piensa volver a ser candidato, aunque el Tribunal Supremo revocara la sentencia que lo inhabilita. Pese a que el partido defiende que el cabeza de lista debe ser el expresidente fugado Carles Puigdemont, Torra se limita a decir que es “el líder indiscutible” del espacio político, pero que el candidato será "el que el espacio decida".

Traiciones y PSC

El presidente autonómico asegura que no se plantea alargar la legislatura hasta otoño para dar tiempo al espacio posconvergente a que se organice, como parece. Sí lo hiciese, "me traicionaría a mi mismo", afirma.

Preguntado sobre si JxCat y PSC podrían firmar un acuerdo de gobierno como el de la Diputación de Barcelona, apunta que lo ve "absolutamente imposible". "Sí quieres culminar un proceso de independencia, no te alías en el gobierno con un partido que no la quiere, ni le pides su apoyo", añade cuando se habla de un posible tripartito entre socialistas, ERC y Catalunya En Comú.