Menú Buscar
Una protesta ante la fábrica Germans Climent de Sants, donde los Almiral Bellido proyectan un tanatorio / CG

El Tanatorio de Sants sortea otro trámite con cero apoyos políticos

Barcelona en Comú promete "parar" el proyecto en la fábrica modernista Germans Climent si el Govern "emite un solo informe negativo"

5 min

Escaso apoyo. El proyecto de levantar un tanatorio en pleno barrio de Sants ha sorteado otro trámite sin ningún voto favorable de los grupos con representación en el Ayuntamiento de Barcelona. El pleno de distrito de Sants-Montjuïc ha dado trámite al plan especial para transformar la antigua fábrica modernista Germans Climent y abrir un equipamiento funerario. Lo ha hecho por la vía automática, con la oposición de ERC y la abstención del resto de fuerzas, incluyendo Barcelona en Comú y PSC --en el gobierno municipal--, Ciudadanos, Junts per Catalunya y Barcelona pel Canvi. 

El escollo sorteado hoy por el futuro Tanatorio de Sants significa poco. Los impulsores, la familia de inmobiliarios Almirall Bellido, ya han conseguido la aprobación inicial, por lo que la elevación a pleno de distrito era un mero trámite. Los inversores deben esperar ahora a los informes de patrimonio y movilidad que elabore el Gobierno catalán, más la resolución de las alegaciones y un recurso que presentarán los vecinos al Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC). Tras ello y si los documentos son favorables, la propuesta se volverá a elevar, esta vez al plenario municipal.

BComú promete "pararlo" si hay opción

Lo relevante del procedimiento municipal de hoy jueves es que, por primera vez, Barcelona en Comú (BComú), partido de la alcaldesa Ada Colau, ha prometido "parar" la intervención si "hay un solo informe desfavorable". Ha pedido para ello la confluencia de izquierdas el auxilio de ERC, que se ha opone al proyecto, como al resto de grupos, pero que además es uno de los dos partidos que conforman el Govern de la Generalitat de Cataluña. "Un informe negativo de movilidad o patrimonio podría detener este proyecto. Quedamos a la espera de ustedes", ha señalado Marc Serra, edil del distrito de BComú.

Además de la plataforma de Colau y los republicanos, otros partidos han mostrado su desacuerdo con esta intervención urbanística. Ciudadanos, muy duro, ha recordado que los Almirall Bellido planificaron la transformación del antiguo recinto fabril "sin informar a los vecinos". Por su parte, desde Barcelona pel Canvi, el partido del ex primer ministro francés Manuel Valls, han lamentado la "escasa información" que existe del proyecto.

Funeraria San Ricardo

Cabe recordar que fue este medio el que avanzó que la familia de inmobiliarios había logrado el primer visto bueno municipal en enero de este año para construir un macrotanatorio en la antigua fábrica modernista Germans Climent, una edificación catalogada. Los Almirall Bellido se camuflaban tras un desconocido operador: Funeraria San Ricardo, una firma de nuevo cuño que comparte sede con una oficina aseguradora de Ocaso. Pese a la vinculación, el gigante de los seguros asegura que no tiene mano en el proyecto de equipamiento funerario.

Tenga vinculación o no, lo cierto es que la propuesta de transformación urbanística del inmueble protegido --la fachada y la cubierta lo están-- ha levantado en armas al barrio de Sants. Se ha creado una plataforma contraria al tanatorio, grupo vecinal que alega que habrá fuertes efectos de movilidad, comerciales y urbanísticos si el Ayuntamiento da el visto bueno a las obras. Asimismo, los contrarios a la instalación recuerdan que los equipamientos actuales para el último adiós tienen una ocupación media del 50% al 70%, por lo que "no tiene sentido" crear más oferta.