Menú Buscar
El magistrado del Tribunal Supremo que instruye la causa al 'procés', Pablo Llarena / EFE

El Supremo confirma el procesamiento de Puigdemont y otros 22 investigados por rebelión

El juez Llarena rechaza los recursos del expresidente autonómico y el resto de imputados por el 'procés'

09.05.2018 14:22 h.
3 min

El juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena ha rechazado los recursos de reforma del expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont y otros 22 investigados en el caso del procés, de forma que confirma su procesamiento en la causa.

En un auto, el magistrado desestima los 23 recursos presentados --los exconsellers huidos Antoni Comín y Meritxel Serret han rehusado hacerlo-- contra el auto de procesamiento que él mismo dictó el pasado 21 de marzo por delitos de rebelión, malversación y desobediencia, por lo que ahora las defensas recurrirán a la sala de apelaciones del alto tribunal. Llarena reafirma en el auto que concurre el requisito de violencia​ en el delito de rebelión.

Conspiración para la rebelión

Llarena ha dejado la puerta abierta a que el delito de rebelión que se imputa a algunos de los investigados sea finalmente sedición o conspiración para la rebelión. En este sentido, el juez indica que en el "caso hipotético" que no se acreditara la violencia no supondría archivar la causa. En cambio, considera que los hechos también encajan con el delito de sedición y que la conspiración para rebelión existiría a pesar de que el proceso no hubiera tenido como objetivo una declaración unilateral de independencia, sino "forzar al Estado a modificar la realidad constitucional" en un contexto de "alzamiento violento". 

El magistrado también subraya que los datos entregados por el Ministerio Hacienda coinciden con los indicios de malversación recogidos en su investigación. Además, ha recordado que el ministro Cristóbal Montoro manifestó en la misma entrevista en la que negaba el uso de dinero público en el procés que habñía la "posibilidad material de que pueda existir una mecánica de fraude oculta y no confirmada".

Suspensión del cargo

Una vez la sala de apelaciones resuelva los recursos presentados --que puede ser en un plazo de tiempo corto o largo--, si mantiene el delito de rebelión para los acusados que son actualmente diputados, pueden quedar suspendidos de su cargo. El Código Penal contempla una "automática suspensión en el ejercicio de cargo público cuando haya auto de procesamiento o prisión provisional" contra los "rebeldes".

Los que conservan su acta de diputado y están procesados por rebelión son: Carles Puigdemont, Oriol Junqueras, Jordi Turull, Raül Romeva, Toni Comín, Josep Rull y Jordi Sànchez.