Menú Buscar
Fotomontaje de un uniforme de la policía local junto a la carta enviada por el sindicato SPPM-Cat

Un sindicato de policías carga contra la CUP: "Se nos está criminalizando"

SPPM califica la moción de "asedio normativo" y pone de relieve "el intercambio político" del que son "objeto" por las presiones de la formación antisistema al Govern

4 min

El Sindicato Profesional de Policías Municipales de Cataluña, SMMP-CAT, ha hecho público su descontento con la moción Veritat. Justícia. Reparació: Contra la impunitat i les vulneracions de DDHH per part dels cossos de seguretat presentada por la CUP y que fue aprobada conjuntamente con los votos de Junts pel Sí --con el apoyo de Catalunya Sí Que es Pot y PSC en algunos apartados--.

La moción, aprobada el pasado 10 de noviembre, insta al Síndic de Greuges a elaborar un informe anual específico que incluya todas las denuncias de vulneración de los derechos humanos de todos los cuerpos policiales que actúan en Cataluña, o que la Consejería de Interior pueda investigar si hay indicios de vulneración de éstos por parte de la policía sin necesidad de esperar a una denuncia previa.

La cuestión ha trascendido ahora dado que la central sindical --que además de los Cuerpos Locales también engloba a un colectivo de los Mossos d’Esquadra-- ha enviado una carta al presidente de la Comisión de Interior del Parlament, Matías Alonso, mostrando su oposición a dicha moción.

Presunción de inociencia

En la misiva exponen que: “Se pone en entredicho la presunción de inocencia de los Policías que formamos parte de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado Español en Cataluña y más concretamente de Mossos y Policías Locales de Cataluña”.

Una fuente del sindicato explica a Crónica Global que se les “está criminalizando” como colectivo y “vulnerando la presunción de inocencia” en temas tan serios como el de “la tortura”. “En un Estado democrático como estamos no se debe poner en duda ese tipo de cosas. Y más, cuando el propio sistema ofrece métodos de control sobre este tipo de cosa. Se nos está criminalizando”, sostiene.

Todas las culpas a la CUP

SPPM-CATDe forma velada, esgrimen que la aprobación de la moción responde a “los intereses partidistas” de un “grupo determinado” con “ideas que nada tienen que ver con el derecho y la Policía”. Eximiendo en su mayor parte de responsabilidad al Parlamento autonómico y al Gobierno de la Generalitat de lo que califican un “acto político desafortunado”. 

Asimismo, afirman no sentirse “sorprendidos” por unas “agresiones intelectuales y legislativas” que las sitúan “cerca de un asedio normativo continuo” hacia los cuerpos de seguridad catalanes. “Estamos hartos de ser objeto de intercambio político o de ser considerados los malos de los partidos que querrían tener una Policía idílica, que nosotros no conocemos en el mundo”, remachan.

La fuente consultada por este medio, además, añade que “les duele especialmente” que el PSC, “una formación con experiencia de Gobierno”, haya podido votar a favor de la moción.

“Desconfianza política”

Según el sindicato, en la actualidad ya existen las herramientas que ofrece el Estado de derecho para “corregir” posibles abusos o conductas extralimitadas. “La Policía de Cataluña (...) no debe ser motivo de revisión normativa, ya que no es hoy un servicio público incontrolado, represivo o ajeno a los derechos de los ciudadanos que deba someterse a una continua desconfianza política”.

De momento, ningún representante del Govern ha atendido a sus reclamaciones.