Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La síndica de Aran, Maria Vergés, en una imagen de archivo / CONSELH GENERAU D’ARAN

La síndica carga contra la Generalitat por provocar la “desafección” de Aran hacia Cataluña

Maria Vergés pide en el Parlament cumplir los acuerdos de financiación entre las instituciones catalanas y el Conselh Generau, mientras alerta de la situación crítica del aranés

5 min

El Vall d’Aran muestra músculo en el Parlament. La síndica, Maria Vergés (UA), ha recriminado a la Generalitat de que trate al valle como “una comarca más” e incumpla los acuerdos de financiación del Conselh Generau para “laminar su autogobierno”. En la primera comisión entre los diputados de la cámara catalana y la dirigente aranesa --resultó electa en 2020-- esta, ha aseverado que las instituciones catalanas han hecho crecer “la desafección de Aran hacia Cataluña”.

La falta de inversiones y el “paternalismo” con el que la Generalitat trata al valle, según su dirigente, ha supuesto un muro entre los araneses y el resto de la autonomía. Vergés ha reafirmado el posicionamiento del Conselh Generau como máxima institución de pequeño territorio de los Pirineos y ha pedido, en primer lugar, cumplir los presupuestos dedicados a la lengua aranesa, más inversión y abrir un debate sobre los Juegos Olímpicos de Invierno de 2030. No solo la consulta que promueve el Govern. 

“El aranés está en la uci”

La síndica ha reiterado que son “catalanes y españoles en una tierra girada toda hacia Francia”, que tiene la particularidad de tener una lengua propia. “El aranés está en la uci”, ha sentenciado, en referencia a la infrafinanciación lingüística en el valle por parte de la Generalitat. Como ella misma avanzó a Crónica Global, el Conselh recibe aproximadamente 100.000 euros anuales del Govern para la promoción del idioma local. 

Vielha e Mijaran
Vielha e Mijaran

Todo ello, mientras la Generalitat subvenciona con 200.000 euros para fomentar el “conocimiento del occitano en Cataluña”. Esto supone el doble que la partida que recibe el Conselh Generau para la promoción del aranés. “Si muere la lengua, muere la institución, por tanto, sin gestión de proximidad --el Conselh-- desaparece la capacidad de tomar decisiones desde el territorio”, ha sentenciado Vergés.

Competencias y financiación

Ha reclamado de nuevo el traspaso de las competencias totales en cuestiones sociales y en la gestión de los servicios de salud, como ya comunicó a la Generalitat hace a penas un par de semanas. Basa su denuncia de “infrafinanciación” en parte con esta realidad. La síndica señala que es la institución local la que completa la dotación económica que necesutan para que los servicios públicos del territorio funcionen de forma correcta ante la inacción del Govern. 

La síndica de Aran, Maria Vergés (i), en la comisión del Parlament para hablar sobre las necesidades del valle / PARLAMENT.CAT
La síndica de Aran, Maria Vergés (i), en la comisión del Parlament para hablar sobre las necesidades del valle / PARLAMENT.CAT

No está obligado a ello, pero asegura que es una necesidad real. En 2020, el déficit del Govern con Aran solo en matria sanitaria se elevó a los 1.196.037,16 euros, una cuantía que no es precisamente menor por el músculo financiero con el que cuenta la administración comarcal. 

Juegos Olímpicos de invierno

Al final de su comparecencia en el Parlament, la síndica ha recordado que Aran fue el primer territorio en realizar una declaración institucional a favor a la candidatura de los Juegos Olímpicos de Invierno de 2030 de Barcelona-Pirineos. “Debe ser el motor para consolidar un modelo de desarrollo sostenible y respetuoso con el territorio, la diversificación económica y la fijación de la población con servicios públicos de calidad”, ha concluido ante los diputados de la Cámara catalana. 

En esta primera comisión bilateral entre Conselh Generau y Generalitat para Vergés. La lista de agravios con este territorio singular que desde 1313, con Era Querimònia, logró su autogobierno se basa en la demanda de más recursos económicos. Por ahora, la Generalitat no explora incrementar ni las partidas ni las concesiones políticas a este enclave de los Pirineos.