Menú Buscar
Jaume Asens, líder de los 'comuns' en el Congreso / EUROPA PRESS

¿Se hubiera despertado de noche Pedro Sánchez con este Asens?

El perfil marcadamente soberanista del líder de Podem en Cataluña, relativizando los incidentes como "violencia contra las cosas", preocupa al entorno de Colau porque no apela a su votante potencial

20.10.2019 00:00 h.
4 min

Jaume Asens pasó de corregir a Pablo Iglesias en los medios catalanes sobre su disposición a aplicar el 155 a relativizar "la violencia contra las cosas" que se ha producido estos días en las calles de las principales capitales catalanas. El perfil marcadamente soberanista del candidato a las elecciones generales del 10 de noviembre preocupa a Ada Colau y a un sector muy importante de los Comuns, que ven que su discurso es más cercano al de la CUP que al votante potencial de Podem. 

Si la elección de Asens no logró ilusionar a las bases del partido, que se inclinaron con mayor proporción hacia el voto en blanco que hacia su candidatura, la coyuntura de tensión y caos actual no juega a favor de los intereses de Podem Cataluña. Y es que el hombre fiel del secretario general de Podemos en Cataluña compite en sus postulados con el de la izquierda antisistema independentista y sus críticos consideran que éste no es el nicho natural que representa Colau ni Podemos en el resto de España.

Además, por primera vez en su historia, la CUP ha decidido concurrir a las elecciones generales y todo indica que capitalizará el voto más visceral contra la sentencia del Tribunal Supremo a los líderes independentistas y atraerá el voto joven independentista que justifica o entiende las algaradas que se han producido en las calles de Cataluña como protesta al fallo judicial. 

Asens, fuera de juego

En este sentido el discurso de Asens puede pasar factura a Podem. En un tuit criticaba que "quienes más se indignan con la violencia sobre las cosas, luego callan cuando afecta a las personas" y lamentaba que Albert Rivera, líder de Cs, no hubiera condenado "el linchamiento neonazi de hoy".

En la mayoría de sus pronunciamientos públicos ha mostrado mayor preocupación por algunes de las actuaciones desproporciandas de las fuerzas y cuerpos de Seguridad del Estado y la violencia de la extrema derecha que en los actos vandálicos que, de forma coordinada, se han producido por todo el territorio. Asens no ha mostrado apenas sensibilidad con todo aquél votante de clase obrera, que usa transporte público y que estos días ha sido el principal afectado de los cortes de carreteras y vías. Por contra, la alcaldesa de Barcelona sí que ha tenido palabras hacia los vecinos que sufren los incidentes de los violentos.  

Las palabras premonitorias de Sánchez

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, dijo unas palabras en una entrevista televisada que captaron la atención de los medios y la opinión pública. El líder socialista afirmó que la división de criterios entre Podemos y Podem respecto a Cataluña provocaría que no pudiera "dormir por la noches" si hubiera pactado un gobierno de coalición rojo-morado.  

Sus palabras fueron antes de que se anunciara la sentencia por sedición en el Tribunal Supremo, y no se preveía que la reacción a nivel de calle llegara a estos extremos. Ello, sumado al actual discurso de Asens, mucho más afín a las tesis nacionalistas, hubiera abierto muy probablemente una crisis de gobierno entre socios.