Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Miquel Sàmper, consejero de Interior de la Generalitat, responsable del cuerpo de Mossos d'Esquadra / EP

Sàmper reclama sacar a los Mossos de las negociaciones para formar Govern

El consejero defiende los proyectiles de 'foam' y reclama mayor contundencia en la denuncia de los disturbios: "Me he sentido solo"

4 min

Ejercicio de equilibrismo del consejero de Interior tras una intensa semana de disturbios en Cataluña. Miquel Sàmper ha pedido este domingo a todas las fuerzas políticas que se excluya a los Mossos d'Esquadra de cualquier negociación para formar Govern, aunque ha reconocido que los altercados han puesto sobre la mesa la disputada cuestión sobre el modelo policial catalán.

En una entrevista en RAC1, el político ha reiterado su propuesta de revisión del modelo de orden público, aunque ha distinguido este posicionamiento de cualquier replanteamiento de la policía como tal. Pese a la indignación de los agentes, Sàmper ha ratificado unas palabras que han obligado a convocar una reunión de urgencia con las asociaciones policiales este mismo domingo. "En ningún caso he cuestionado el modelo de policía", ha aclarado el conseller, quien ha asegurado que su intención era sacar del debate público al cuerpo policial.

Defensa del 'foam'

Sin embargo, Sàmper ha admitido que algunas actuaciones llevadas a cabo durante la última semana no le han gustado: "No puedo estar satisfecho de ninguna intervención cuando han pasado cosas feas, aunque la intervención de los Mossos es aquélla que pueden hacer con los medios que tienen".

Para complementar este aserto, también ha dicho que no existe ninguna alternativa óptima para sustituir los proyectiles de foam, por lo que ha defendido su uso por parte de los antidisturbios. "El foam se está utilizando porque está amparado por el Parlament. El gas pimienta, el agua a presión o los caballos, como se usan en el Reino Unido, también tienen problemas", ha explicado. "El orden público nunca gusta", ha concluido.

La "soledad" del consejero

Por otro lado, Sàmper ha reafirmado su condena de la violencia que ha tomado las calles de Barcelona tras el encarcelamiento del rapero Pablo Hasél. "Ayer presenciamos robos en directo en paseo de Gràcia. Esto evidencia que, en el marco de unas movilizaciones que se hacen en ejercicio de derechos fundamentales como la libertad de expresión, se convierten en la comisión de delitos", ha declarado.

Y ha reconocido que se ha sentido "muy solo" al constatar "ciertas conductas no recriminatorias" sobre los graves altercados ocurridos en distintos puntos de Cataluña. Pese a las preguntas del entrevistador, el conseller no ha revelado qué sectores políticos habrían incurrido en estas conductas, aunque ha achacado a la CUP la reapertura de este debate. Sàmper ha reclamado serenidad para tratar un asunto que, además, merece un foro adecuado como el Parlament. "Entiendo lo que dice la CUP, pero esto debe hablarse con mucha calma. No en dos semanas para formar un Govern", ha manifestado.

Destacadas en Política