Menú Buscar
La Diputación de Barcelona, sin el lazo amarillo en su fachada / ERC

La retirada del lazo amarillo de la Diputación recrudece la 'guerra' entre ERC y JxCat

La presidenta de la institución, Núria Marín, quita el símbolo de apoyo a los políticos presos para disgusto de JxCat, que anuncia una moción para reponerlo

24.07.2019 20:52 h.
6 min

La decisión de la nueva presidenta de la Diputación de Barcelona, la socialista Núria Marín, de quitar el lazo amarillo del balcón de la sede de dicho organismo ha encrespado aún más la guerra soterrada que mantienen los dos socios de gobierno de la Generalitat: Junts Per Catalunya (JxCat) y ERC.

La retirada de este símbolo de apoyo a los políticos independentistas en prisión preventiva por el procés, anunciada ayer por Marín, se ha hecho efectiva este mismo miércoles, para disgusto de ambas formaciones nacionalistas. Pero el hecho de que los postconvergentes sean socios del PSC en la Diputación ha sido aprovechado por ERC para lanzarles duros reproches. 

Moción para reponerlo

Y eso a pesar de que JxCat ha reaccionado con rapidez anunciando que presentará una moción para reponer el lazo amarillo, que había sido colgado por el postconvergente Marc Castells durante el anterior mandato.

El presidente del PDeCAT, David Bonvehí, ha explicado que JxCat --espacio del cual forma parte el partido heredero de la antigua Convergència-- ya ha adoptado ya esta medida: "Me consta que JxCat ha entrado la moción en la Diputación de Barcelona, donde esperamos tener mayoría para que este lazo, como es nuestra voluntad, vuelva a estar", ha dicho en TV3.

Bonvehí fue, precisamente, quien firmó el pacto de gobierno con el PSC que dio la presidencia a los socialistas en dicho organismo. Un escrito en el cual ambas partes acordaron dejar a un lado las cuestiones relativas al proceso independentista catalán.

Indignación en ERC

Pero las palabras de Bonvehí no han sido suficientes para ERC, que tanto como partido como varios de sus dirigentes han criticado con dureza a JxCat, cuyo pacto con el PSC de Marín les ha impedido optar a gobernar la Diputación.

Rubèn Arenas, diputado provincial de los republicanos, ha sido uno de los primeros en criticar a los postconvergentes: "Hola JxCat, se os ha caído el lazo amarillo de la Diputación, ¿lo podéis volver a poner, por favor?", ha escrito en su perfil de Twitter.

Dionís Guiteras, alcalde de Moià (ERC) y exvicepresidente de la Diputación, se ha expresado en estos términos: "Estimado David Bonvehí, bromas las justas, por favor". Y se ha quejado de que "ahora la jugada maestra es pedir a ERC que blanquee el acuerdo de Puigdemont y el PSC en la Diputación".

En la misma red social, el vicesecretario de organización de ERC, Isaac Peraire, ha preguntado en tono irónico si el presidente del PDeCAT ha aprovechado su entrevista en TV3 "para explicar el pacto que ha servido para entregar la tercera institución del país al PSC".

La retirada del lazo también ha sido criticada por otros cargos como los concejales republicanos de Barcelona, Eva Baró, y de Badalona, Oriol Lladó, entre otros. Este último, por ejemplo, ha recordado que "la primera decisión del PSC" en su ciudad después de la moción de censura con PP y Ciudadanos "también fue quitar la pancarta de apoyo" a los políticos presos.