Menú Buscar
El escueto escenario que ha preparado la Academia de Televisión para el cara a cara del lunes.

Rajoy y Sánchez, en busca del 40% de indecisos

El presidente del Gobierno en funciones y el secretario general del PSOE protagonizan este lunes un cara a cara que debería ser decisivo

Redacción
4 min

Mariano Rajoy, por el PP, y Pedro Sánchez, por el PSOE, protagonizarán mañana su único cara a cara, en el que cada uno intentará convencer al elevado número de indecisos que reflejan las encuestas ante las elecciones del 20D. Más de un 40%, según el último barómetro del CIS.

Será el sexto debate de la democracia entre los dos principales aspirantes al palacio de la Moncloa y, al igual que en las últimas ocasiones, será la Academia de Televisión la encargada de organizarlo.

Algo menos de dos horas

El presidente de la Academia, Manuel Campo Vidal, será el moderador de una cita que, según lo pactado, tendrá 110 minutos de duración y en la que se abordarán cuatro bloques: economía y empleo, Estado del bienestar, reformas institucionales y España en el mundo.

Rajoy y Sánchez han dedicado la tarde del domingo a preparar el debate tras participar por la mañana en sendos actos de campaña.

El jefe del Ejecutivo prepara el debate con varios de sus colaboradores más cercanos, entre ellos la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría; su jefe de Gabinete y responsable de la campaña del PP, Jorge Moragas; y la secretaria de Estado de Comunicación, Carmen Martínez Castro.

Rajoy, por el futuro

Ya dedicó la tarde del pasado martes a prepararlo, y el sábado, que tenía previsto hacerlo también, explican que estuvo finalmente muy ocupado con las consecuencias del atentado de Kabul en el que murieron dos policías españoles. Rajoy avanzó esta semana que su objetivo es que el cara a cara de mañana sea "sensato, equilibrado" y centrado en "el futuro".

Tal y como ha venido subrayando desde hace semanas, este debate es el más relevante ante el 20D porque se enfrentan el candidato del partido en el Gobierno y el líder de la oposición y es mucho más ágil que otros con más protagonistas.

El secretario general del PSOE encara el debate como un examen final para tratar de remontar en las encuestas, aunque su equipo subraya que, pese a ser importante, no será decisivo en el resultado de las urnas.

Sánchez, por rendir cuentas

Sánchez centrará su estrategia en hacer que Rajoy "rinda cuentas por su gestión", en especial, en lo referido al paro, los recortes y la desigualdad, y en exigirle explicaciones por los casos de corrupción que afectan al PP.

"Vamos a decir las cosas claras y poner la verdad encima de la mesa", señalan desde su entorno, que temen que Rajoy busque un debate bronco en el que "no pueda rodar el balón". Añaden que lo fundamental en un cara a cara es no cometer errores, aunque puntualizan que eso no significa que Sánchez vaya a ser cauteloso.

El plató en el que debatirán tiene forma semicircular y en el centro habrá una pequeña mesa en la que sólo estarán separados por 1,70 metros para dar sensación de cercanía entre los dos líderes.

Televisión Española, Antena 3 TV, laSexta, 13 TV, 24 Horas, Telemadrid, Canal Sur, Aragón Televisión, Canal Extremadura y Castilla-León Televisión, entre otras cadenas y medios, han solicitado la señal del debate a la Academia de Televisión.