Menú Buscar
Quim Torra (d), presidente de la Generalitat de Cataluña, Laura Borràs (c), candidata a diputada en el Congreso, y el consejero Damià Calvet / EFE

Laura Borràs miente: Torra no visitó a todos los heridos por los disturbios

El presidente catalán se acercó solo al Hospital de Sant Pau a rebufo del Gobierno y sin informar a ERC, su socio en la Generalitat de Cataluña

31.10.2019 14:18 h.
4 min

Son las mentiras de Laura Borràs, candidata de Junts per Catalunya (JxCat) al Congreso de Diputados. La aspirante ha faltado a la verdad al sostener que ella y el presidente de la Generalitat de Cataluña, Quim Torra, han visitado a "todos los heridos" por los disturbios independentistas sucedidos en las últimas semanas en Cataluña. No es así. Torra acudió en visita privada el domingo, 20 de octubre, al Hospital de Sant Pau. Lo ha vuelto a hacer esta semana acompañado de Borràs. No se ha acercado al resto de centros sanitarios que han tratado a las personas lastimadas, tanto manifestantes como policías.

Lo han confirmado las portavocías de prensa y sindicatos de los distintos hospitales de Barcelona a los que fueron evacuados los heridos durante los enfrentamientos en la calle. Quim Torra no se ha personado en ningún centro salvo en Sant Pau. Y eso que las algaradas provocadas por secesionistas dejaron al menos 600 personas lastimadas, casi la mitad policías. El president solo visitó los de un centro, y lo hizo a regañadientes tras comprobar que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, sí modificaban su agenda y arropaban a los efectivos policiales golpeados durante los choques con los Comités de Defensa de la República (CDR) en la calle.

Solo visita Sant Pau a rebufo...

El hecho es que de los 600 heridos que ingresaron en distintos hospitales, incluyendo los de más envergadura, como Sant Pau, Parc de Salut Mar (PSMAR), Vall d'Hebron Barcelona Hospital Campus, Hospital Clínic Barcelona y Sagrat Cor, Torra acudió solo al primero. Lo hizo un día después de que Grande-Marlaska se acercara a dar ánimos a los funcionarios heridos de la Unidad de Intervención Policial (UIP) en otro centro. En una primera instancia, además, no tuvo contacto con los pacientes y sus familias: solo se reunió con la gerencia de la ciudad sanitaria.

Torra ha vuelto esta semana a Sant Pau en visita privada, según han apuntado fuentes sanitarias y no ha confirmado ni desmentido la portavocía del hospital. Lo ha hecho acompañado de Laura Borràs. También ha sido en visita privada. Esta vez sí ha mantenido contacto con las personas que estaban ingresadas. Tres eran manifestantes y uno, el policía nacional herido grave que ha sido trasladado a un hospital de Vigo (Galicia).

...y sin informar a ERC

También es desconcertante que Torra y Borràs, que no tiene cargo alguno en el Gobierno catalán, no informaran al departamento de Salud de su visita. La consejera del ramo, Alba Vergés (ERC), no acudió al contacto de la pareja con los heridos, pese a que es el área de su competencia. Fuentes sanitarias apuntan a que el president no avisó a su socio de gobierno de que se personaría en un hospital que, además, dirige la Generalitat, con mayoría en el patronato de la Fundación de Sant Pau.

El gazapo de Laura Borràs con la presunta visita de Torra a "todos los heridos" por los disturbios --difundido a través del programa televisivo Espejo público--llega después de que la propia Generalitat de Cataluña orquestara un boicot a otra visita institucional: la del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. El Ejecutivo autonómico allanó el terreno para un escrache a Sánchez, que perpetraron los sindicatos y TV3 amplificó.