Menú Buscar
Carles Puigdemont, ante la web para hacerse voluntario del acto de Perpiñán / CG

Puigdemont revienta la unidad ‘indepe’ al exigir la presencia de Rovira en Perpiñán

El núcleo duro de Waterloo, que acusa a ERC de traición, le exige que acuda al show de los neoconvergentes, reconvertido en cónclave de 'exiliados'; pero Lluís Puig y Anna Gabriel no lo ven claro

6 min

La anunciada presencia de Carles Puigdemont en Perpiñán (Francia) para participar en un acto a mayor gloria de sí mismo acaba de dar la puntilla a la agónica unidad independentista. La insistencia del expresidente de convertir ese cónclave, previsto para el día 29 de febrero, en una reunión de exiliados ha indignado a ERC; en cambio, la exdiputada de la CUP, Anna Gabriel, también en el extranjero, pasa de momento de una oferta envenenada con la que los neoconvergentes calientan motores de cara a las elecciones catalanas. Incluso el exconsejero de Cultuta de Junts per Catalunya (JxCat), Lluís Puig, fugado en Bélgica, se lo está pensando.

Acto en Perpiñán / CG

Unas elecciones que todavía no tienen fecha --Quim Torra se comprometió a anunciarla tras la aprobación de los Presupuestos catalanes en el Parlament-- y que JxCat pretende retrasar a la espera de encontrar un cabeza de lista para su candidatura. No es tarea fácil conciliar los distintos sectores existentes dentro de Junts per Catalunya --los duros de la Crida, los moderados del PDeCAT…-- y de ahí que, de momento, ganen tiempo con actos como el de Perpiñán. Aunque en los últimos días se haya puesto en duda que Puigdemont acuda: algo que, según explican a Crónica Global fuentes soberanistas, también forma parte del show que se prepara desde Waterloo, con la inestimable ayuda de la Assemblea Nacional Catalana (ANC).

"Acto transversal"

Bajo el argumento de que el acto previsto en el corazón de la “Catalunya Nord” es “transversal”, desde el núcleo duro de Puigdemont hicieron llegar a ERC el mensaje de que su secretaria general, Marta Rovira --que se fugó a Suiza tras conocerse los procesamientos de dirigentes independentistas por el referéndum del 1-O-- debería desplazarse a Perpiñán y pronunciar un discurso en nombre de los republicanos. Y en caso de no ser posible, que intervenga por videoconferencia. “Puigdemont no se ha movido de Bélgica hasta no que no ha tenido inmunidad. Y ahora le pide a los demás que se muevan”, explican estas fuentes. “Atacan a ERC, a la que acusan de traidora y la que rompe la unidad, y ahora le envían estos mensajes”, añaden.

Marta Rovira comparece por videoconferencia en la denominada comisión del 155 del Parlamento de Cataluña / EUROPA PRESS
Marta Rovira comparece por videoconferencia en la denominada comisión del 155 del Parlamento de Cataluña / EUROPA PRESS

El núcleo duro de Puigdemont también le ha pedido a la cupaire Anna Gabriel, afincada igualmente en Suiza, que acuda a la fiesta de Puigdemont y que, en caso de no poder asistir, que grabe un vídeo de minuto y medio para emitirlo al principio del acto.

Las dudas de Lluís Puig

Asimismo, explican fuentes conocedoras del acto, también ha causado gran malestar en las filas neoconvergentes que Lluís Puig, exconsejero de Cultura fugado junto a Puigdemont y que fue recolocado como director del programa para el desarrollo de proyectos culturales del ámbito internacional, no haya confirmado todavía su asistencia.

Todo lo que rodea a esa performance de Perpiñán está cargado de tensión. La dimisión de Júlia Taurinyà, presidenta de la delegación nord-catalana del Consejo para la República el pasado día 11, encendió las alarmas en el mundo independentista. Los motivos alegados son ideológicos, lo que evidenció las presiones de Waterloo --Taurinyà había expresado su escepticismo sobre la estrategia del expresidente-- y destató las críticas del independentismo más intransigente.

Ahora circula en esa Catalunya Nord que el Ministerio de Interior francés estaría forzando al alcalde de Perpiñán a que no se celebre la concentración secesionista. La noticia fue divulgada en radios locales, pero se trata de una fake news que añade relevancia al acto.

Tal como publicó este medio, el Consejo para la República ha basado su estrategia mediática en la base de datos de la ANC, muy potente dado que, desde 2012, dispone de información sobre miles de simpatizantes del movimiento independentista. Además de las redes sociales, una de las vías de propaganda de la visita de Puigdemont a la ciudad fronteriza son los grupos de whatsapp de las agrupaciones locales de la ANC.