Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Toni Comín y Carles Puigdemont en el Parlamento Europeo / EFE

Puigdemont prepara un nuevo recurso tras perder su pulso contra la Eurocámara

Toni Comín asegura que las euroórdenes de Llarena "son ilegales" y que tanto él como el expresidente mantienen su inmunidad

3 min

Carles Puigdemont prepara un nuevo recurso, esta vez ante el Tribunal de Luxemburgo, para mantener viva la batalla sobre su inmunidad tras perder su pulso judicial contra el Parlamento Europeo. El expresidente de la Generalitat y el exconsejero Toni Comín han argumentado, después de que el Tribunal General de la UE (TGUE) haya rechazado el recurso contra la Eurocámara por negarles inicialmente el escaño y la inmunidad asociada como eurodiputados, que la sentencia abre la puerta a la casación ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE).

Así lo han explicado en mensajes en sus respectivas cuentas de Twitter una vez el TGUE ha rechazado por inadmisible el recurso presentado por ambos y ha constatado que el entonces presidente de la Eurocámara se limitó a tomar nota de la situación jurídica de los dos políticos independentistas, cuyos nombres no figuraban en la lista de eurodiputados electos notificada por la Junta Electoral Central.

Euroórdenes "ilegales"

Según Puigdemont, la sentencia del TGUE deja claro que cuando el juez Pablo Llarena dictó las euroórdenes, en octubre de 2019, ya gozaban de inmunidad: "Ya no es, pues, un argumento de parte: ahora ya está en una sentencia europea". Por su parte, Comín defiende que la sentencia evidencia que tienen inmunidad desde el momento en que fueron elegidos, por lo que las euroórdenes de Llarena son "ilegales".

Así, cree que Llarena debería haber pedido el suplicatorio en el Parlamento Europeo antes de dictar dichas euroórdenes y las órdenes de detención en las que se sustentan, "unas y otras incompatibles con la inmunidad" de la que considera que deberían haber gozado entonces.

Ya estudian el recurso

Para Puigdemont, la sentencia permite abrir también "la opción de la casación, como ya pasó con la cautelares denegadas por el mismo TGUE y posteriormente aceptadas por el TJUE", algo que también ha contemplado Comín.

"Veremos si hay elementos suficientes para recurrir en casación ante el TJUE la sentencia de ayer. Recordemos que, hasta ahora, en todas las ocasiones que hemos recurrido las decisiones del TGUE ante el TJUE, este nos ha acabado dando la razón", ha sostenido.