Menú Buscar
El portavoz de Ciudadanos en el Parlament, Carlos Carrizosa, ha valorado la extradición ordenada por la Justicia de Alemania / EFE

El PSC y Cs niegan que Alemania cuestione la Justicia española

Precisan que el tribunal alemán solo se pronuncia sobre la equivalencia entre rebelión y la alta traición regulada en ese país, mientras que los comunes y la CUP ven un nuevo golpe a la vía Llarena

12.07.2018 14:15 h.
4 min

PSC y Ciudadanos ha coincidido hoy en negar que Alemania haya cuestionado la Justicia española al aceptar la extradición de Carles Puigdemont solo por malversación. Ambos partidos entienden que los tribunales alemanes se limitan a comparar la alta traición regulada en este país con la malversación lo que, a su juicio, no vincula a las futuras resoluciones de la Justicia española.

El diputado del PSC, Ferran Pedret, ha expresado su respeto a las decisiones judiciales. “Todavía hay un recurso pendiente y esperaremos a que se acabe de producir todo el recorrido judicial”, ha dicho. Ha precisado que “la Justicia alemana se pronuncia sobre la equivalencia del delito de rebelión español respecto al delito de alta traición de este país, pero no se pronuncia sobre el tipo penal español. Hay que leerlo así”. El socialista no ve críticas a la actuación de Llarena en las resoluciones alemanas y, por tanto, podría mantenerse del delito de rebelión y no aceptar la extradición solo por malversación.

"Puigdemont debe dar la cara, es una buena noticia"

El portavoz de Ciudadanos, Carlos Carrizosa, ve una buena noticia que Puigdemont “tenga que venir a Cataluña a dar la cara ante los tribunales de justicia, como todas las personas que estuvieron involucradas en este golpe contra la democracia. La Justicia alemana ha confirmado que Puigdemont se ha quedado con el dinero de los catalanes para pagar ese golpe”. Ha coincidido con Pedret en que los tribunales alemanes compara la alta traición y rebelión. Ha subrayado que el tribunal alemán niega que existan presos políticos en España.

Por el contrario, la portavoz de Catalunya en Comú Podem, Elisenda Alamany, cree que ha habido un “golpe a la vía Llarena que no hace más que acumular derrotas”, pues “se descarta que hubiera violencia, es decir, no hubo rebelión”. Por ello ha emplazado al Gobierno socialista ha hacer un punto y aparte en la judicialización de la política. Y ha instado a la nueva fiscal general del Estado a dar un golpe de timón en la estrategia judicial sobre el procés.

Desigualdad

El portavoz del PP, Santi Rodríguez, ha advertido de que la extradición de Puigdemont solo por malversación puede provocar una situación de desigualdad respecto a otros políticos independentistas que se encuentran en prisión preventiva.

“Si el papel de la justicia es impartirla, temo que no exista una igualdad entre la situación de Puigdemont y quienes están privados de libertad”, ha dicho el dirigente popular. “Es una anomalía que quien intenta eludir la acción de la Justicia salga beneficiado”, ha concluido.

Para la diputada de la CUP, Natàlia Sànchez, si ve un reproche a la Justicia española. Y ha aprovechado las novedades judiciales para expresarse en contra de cualquier tipo de pacto con la Fiscalía, tal como se viene asegurando en algunos medios. "Exigimos la libertad de todos los presos, que se cierren los centenares de causas abiertas relativas a situaciones de represión. Esta persecución política no cabe en un marco democrático".