Menú Buscar
La vicepresidenta de Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, quien deberá combatir la España vaciada / EFE

Las propuestas catalanas a Sánchez sobre la España vaciada

El PSC participa activamente en los consejos que los socialistas lanzarán para combatir la despoblación, uno de los objetivos de la nueva vicepresidencia de Reto Demográfico

4 min

Una de las principales novedades del nuevo Gobierno de Pedro Sánchez es la creación de una vicepresidencia de Transición Ecológica y Reto Demográfico, con Teresa Ribera al frente. Poner freno a la llamada España Vaciada es uno de los principales objetivos del Ejecutivo, hasta el punto que, en cuestiones territoriales, tanto PSOE como Podemos han precisado que el conflicto territorial catalán es importante, pero la despoblación afecta a toda España. Y así lo rubricaron en su programa de Gobierno de coalición.

Acto reivindicativo de la España Vaciada en Madrid / EUROPA PRESS
Acto reivindicativo de la España Vaciada en Madrid / EUROPA PRESS

De Cataluña proceden precisamente algunas de las propuestas que los socialistas quieren poner en común. El PSC aprobó en su reciente congreso un documento, aprobado por unanimidad y en cuya elaboración participaron alcaldes y concejales de todo el territorio catalán, presentado por el diputado Òscar Ordeig, impulsor de numerosas iniciativas en el Parlament relacionadas con la Cataluña vacía, extrapolables a otras comunidades españolas. Y es que, como explica Ordeig, Cataluña no es una excepción, pues registra un profundo desequilibrio territorial.

La situación en Cataluña

Así, mientras el área metropolitana de Barcelona y las áreas costeras del país tienen densidades de población que van desde los 711 habitantes por kilómetro cuadrado (h/km2) o los 125 h/km2 de Tarragona, en las zonas del interior, especialmente en las Tierras del Ebro o en el Pirineo, la densidad poblacional desciende a 54 h/km2 y 12 h/km2, respectivamente. Según el Observatorio de la Ruralidad de Cataluña ha denunciado que esta situación de despoblación pongan en peligro la supervivencia de pequeños municipios.

Mapa de las zonas más despobladas de España / SENADO
Mapa de las zonas más despobladas de España / SENADO

Por ello, la receta de los socialistas catalanes para combatir esos retrocesos es fortalecer los mecanismos normativos e institucionales de reconocimiento de las necesidades de los municipios pequeños. En este sentido, proponen crear un estatuto singular de los municipios con menos de 5.000 habitantes para facilitar a sus alcaldes más financiación y competencias.

Òscar Ordeig, diputado socialista / EP
Òscar Ordeig, diputado socialista / EP

Asimismo, apuestan por garantizar el crecimiento inclusivo y sostenible mediante la revisión de la Política Agraria Común, la consolidación de actividades agrícolas, ganaderas, forestales, cinegéticas y pesqueras, con la incorporación plena de las mujeres; promover nuevos sectores y modelos de negocio y una política fiscal que incentive la creación y asentamiento de empresas.

Ayudas a la autoocupación de jóvenes, teletrabajo, un plan de infraestructuras digitales o la revisión de la participación de los municipios rurales en los fondos del Estado (con criterios de dispersión, envejecimiento y lejanía) son algunas de las medidas que también defiende el PSC.

Despoblación: variación de población de Cataluña / CG
Despoblación: variación de población de Cataluña / CG

Igualmente importante, a juicio de los socialistas catalanes, es garantizar el mantenimiento y el acceso a los servicios públicos básicos de calidad: despliegue de planes de rehabilitación de la vivienda rural, vinculación integral de la escuela rural en el territorio, potenciar las universidades a distancia, así como las alianzas formativas de investigación.

Mejorar las infraestructuras y los equipamientos básicos pasan, según los socialistas, por una nueva estrategia de movilidad, la redacción de un mapa de viario, de telecomunicaciones, de recursos energéticos e hidrológicos, así como el refuerzo de identidades territoriales y catalogación del patrimonio inmaterial.