Menú Buscar
Joan Canadell, presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona / EFE

El presidente de la Cámara de Comercio de BCN llama a la movilización tras la sentencia del 1-O

El independentista Joan Canadell sugiere un 'paro de país' como el del 3 de octubre del 2017, pero pide para ello el apoyo de los empresarios

Gerard Mateo
30.07.2019 18:56 h.
3 min

El presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona, el independentista Joan Canadell, empieza a preparar el terreno para cuando se conozca la sentencia del 1-O. De hecho, llama a la movilización, un paro de país similar al del 3 de octubre del 2017, pero para ello pide el apoyo de los empresarios. En caso contrario, asume que todo será más complicado.

En declaraciones a Europa Press, Canadell explica que "un 3 de octubre", tras conocer la sentencia (que asume que será condenatoria), es "aceptable", y confía en que "una parte importante de la sociedad empresarial" acepte "algo más" que un paro de país. En cualquier caso, rechaza que la movilización sea indefinida, puesto que nadie en Europa les hará caso: "Internacionalmente nadie dudará de estas sentencias, si no va a Estrasburgo y se revocan".

Visita a los presos

Con todo, la Cámara de Comercio preguntará a sus asociados sobre cuál tiene que ser la respuesta a la sentencia, a través del mecanismo de consultas internas que quiere impulsar el nuevo equipo directivo y que espera que empiece a funcionar a partir de octubre: "Nos posicionaremos seguro. Lo que pasa es que no es lo mismo si tenemos detrás miles de empresarios que nos han dado respuesta o si lo tenemos que hacer sin este apoyo", ha expuesto.

Canadell, por otra parte, ha visitado este martes a los políticos encarcelados en Lledoners (Barcelona) y está a la espera de tener fecha para encontrarse con la expresidenta del Parlament Carme Forcadell y la exconsellera Dolors Bassa, que se encuentran en las prisiones de Mas d'Enric (Tarragona) y Puig de les Basses (Girona), respectivamente.

Alusión directa a Jordi Cuixart

También se ha pronunciado tras esta visita: "La presidencia de la Cámara considera que es grave que un empresario [en alusión al presidente de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart] lleve casi dos años sin poder gestionar su empresa".

Canadell ha resaltado que ha podido constatar que los políticos independentistas "siguen animados y contentos de servir a la causa, pero muy tristes cuando ven que puede no haber servido para nada: esto puede comportar falta de unidad": "Ellos son conscientes de que las revoluciones implican peajes como las cárceles y hasta peores en algunos casos. Pero estas penas solo valen la pena si han servido para consumar la revolución, si han tenido éxito", ha agregado.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información