Menú Buscar
El activista independentista Germà Bel, en una imagen de archivo / EP

¿Por qué los ‘indepes irredentos cargan ahora contra TV3?

Germà Bel ve un “sesgo ideológico” en Catalunya Ràdio y TV3 en el tratamiento de la pandemia del coronavirus

4 min

El mundo independentista se siente incómodo. No sabe cómo retomar su proyecto, y se queja amargamente de que la Generalitat no tenga ahora las competencias para hacer frente al coronavirus, tras la declaración del estado de alarma. Uno de los más inquietos es Germà Bel, que ha decidido ahora cargar contra Catalunya Ràdio y TV3 por su “sesgo ideológico”.

¿Por qué? Bel, que fue exdiputado socialista, luego se aproximó a Artur Mas y después a Puigdemont y Torra, y que representa el independentismo “irredento”, considera que se sigue una distinta vara de medir en los medios públicos de la Generalitat. “El sesgo ideológico de los medios de la CCMA (Corporació Catalana de Mitjans Audiovisuals) es bestial: acribillan regularmente a Boris Johnson –primer ministro del Reino Unido—por haber flirteado con el ‘herd inmunization’ (inuinización por rebaño) y obvian que el Gobierno de socialdemócratas y otros partidos de izquierda hacen en Suecia, que sigue esa línea (PD: igual lo ignoran)”.

¿Periodistas ignorantes?

Así se destapa Germà Bel en su cuenta de Twitter, con todos sus seguidores, que le responden e inciden en ese “sesgo” de TV3. Es decir, el reciente independentista –aunque es del núcleo duro de Puigdemont—señala a TV3 de izquierdoso, al no querer ver lo que otros gobiernos de esa línea están haciendo, y critica a Johnson sólo por el hecho de ser el líder de los conservadores en el Reino Unido. Esa es su lógica, aunque deja entrever que igual no se han enterado, y que los periodistas de la CCMA son, en realidad, ignorantes”.

 

Tras todas las críticas y alabanzas que consigue, Bel responde que, de hecho, simpatiza con los suecos, pero que ese no es el problema. “Simpatizo más en general con el gobierno sueco, más que con el británico, aunque creo que la estrategia del ‘herd inmunization’ es un error, pero el asunto iba de que se ridiculiza a un político por lo que es: conservador, y no por lo que hace (herd imm). Pero, por cierto, en mi opinión Johnson le da vueltas a los locales”. Es decir, a Germà Bel le acaba gustando Boris Johnson, y lo ve más capaz que los políticos catalanes o españoles”.