Menú Buscar
Rahola acusando a 'Crónica Global' a través de TV3 de "intimidar" a los periodistas independentistas / TV3

Pilar Rahola, el ariete del independentismo en los medios

La tertuliana lleva un cuarto de siglo cobrando del erario público y acumula falsedades, intimidaciones y censuras contra todo aquel que no comparte su ideología

23.04.2018 00:00 h.
7 min

Pilar Rahola, la tertuliana más conocida del sistema radiotelevisivo catalán, lleva 25 años viviendo del erario público de forma más o menos sostenida en el tiempo. Fue diputada de ERC en el Congreso de los Diputados, desde 1993 al 2000, así como teniente de alcalde del Ayuntamiento de Barcelona. Desde entonces, Rahola compagina su actividad política con participaciones en los medios públicos catalanes, hasta tener una presencia cada vez más activa en los años del procés.

También fue la persona elegida para escribir una biografía sobre Artur Mas por encargo del ideólogo y secretario de comunicación de CDC, David Madí, durante la candidatura de Mas en las elecciones de 2010.

Trato de estrella

Ahora, la exdirigente de ERC se ha convertido en la tertuliana estrella de TV3. Lleva años participando en decenas de programas, con contratos como el publicado en el portal de la transparencia de la Corporación Catalana de Medios Audiovisuales (CCMA) para su sección diaria Hola Rahola en el programa vespertino Tot es mou de la cadena pública.

En este caso, TV3, deficitaria y financiada con los impuestos de todos los catalanes, le entrega un cheque de 30.000 euros para intervenciones diarias durante un semestre, equivalente a 5.000 euros al mes.

Proselitismo independentista

Su espacio televisivo está dedicado principalmente a difundir las tesis secesionistas, sin contraparte y con un estilo propio abocado a la polémica y, a veces, con ataques personales a medios y políticos. Por ello, la tertuliana estrella de TV3 y del independentismo suscita las críticas prácticamente de todo el mundo que se posiciona en contra del secesionismo.

Societat Civil Catalana la denunció ante el Consell Audiovisual de Catalunya (CAC) por calificar a sus integrantes de “anticatalanes” durante una entrevista en 8TV. Esta misma actitud agresiva le ha costado también perder su puesto como miembro del patronato de la Fundación Tous.

En el momento en que se produjo la crisis con la organización de la empresa de joyería, la tertuliana había protagonizado diversas peleas a gritos en el programa de TV3 Preguntes Freqüents --producido por El Terrat--, que se emite en directo los sábados en horario de máxima audiencia. Entre sus episodios más sonados figura uno en el que intimidó a un diputado del PP en un amago de abalanzarse sobre él que la presentadora del programa frenó y otro cuando rehusó saludar a un miembro del partido ultraconservador Vox.

El amedrentamiento y la interrupción sistemática a todos aquellos políticos o periodistas que se oponen a sus tesis es su modus operandi habitual. Un comportamiento belicoso que no se debería alentar desde los medios públicos, aún menos si su actividad está dirigida al proselitismo político.

Censora de premios

Previamente a adquirir este rol de tertuliana vociferante, también había protagonizado actos de intolerancia, pero que trató de mantener fuera del foco mediático.

Uno de estos episodios se produjo cuando era concejal del Ayuntamiento de Barcelona y trató de impedir la entrega del premio Ciutat de Barcelona al libro Contra Cataluña del periodista Arcadi Espada.

Tiempo después Espada le afeó su conducta “censora” en directo por TV3. El periodista llamó a la televisión catalana después de que Rahola afirmara que él había dicho en Catalunya Ràdio que muchos niños en Cataluña no sabían hablar en castellano.

La tertuliana tuvo que disculparse en directo ante el autor de Contra Cataluña. “Usted ha hecho una alusión falsa que ahora trata de disfrazar como siempre”, le reprochó el periodista.

Libertad de expresión solo para ella

Pese a que la tertuliana estrella de TV3 hace un discurso a favor de la libertad de expresión cuando se trata de las amenazas o injurias al Jefe de Estado, no obró de igual manera cuando un grupo de música punk escribió una canción sobre ella en la que decían: “Voy a matar a Pilar Rahola con un gato de escayola”.

Rahola interpuso una denuncia contra la banda --Islam-- por considerar que el tema musical era una amenaza de muerte en toda regla. La fiscalía abrió diligencias y el juez envió una requisitoria a las autoridades norteamericanas para que Youtube retirara el vídeo, según explicó la propia Rahola.

El grupo musical respondió asegurando que en ningún momento pretendían amenazarla y que formaba parte del ámbito de la libertad de expresión.

El altercado de la multa

En 1996 salió a la luz un altercado de Rahola con un agente de la Guardia Urbana responsable del depósito municipal donde estaba su automóvil. A la columnista de La Vanguardia se le exigía el pago de la correspondiente sanción para la retirada del coche.

Tras varios minutos de discusión con el agente, la entonces dirigente de ERC ordenó a su chófer que sacase el vehículo. El incidente, que fue grabado por la cámara de seguridad del depósito, así como su comentario "Usted no sabe quién soy yo” --el que utilizaban los cargos franquistas para amedrentar a sus interlocutores--, fueron muy comentados durante años.

Sus falsos doctorados

Durante al menos cinco años, Rahola aseguraba en su web poseer dos doctorados en Filología Hispánica y Catalana.

En 2014, después de que un usuario en Twitter le preguntara sobre la cuestión, los títulos desaparecieron de su web.