Menú Buscar
Diputados independentistas en el Parlamento de Cataluña / EUROPA PRESS

El Parlament rechaza incluir el castellano como lengua vehicular en la educación con apoyo del PSC

Los socialistas votan junto a los independentistas de JxCat, ERC y la CUP y los 'comuns' para tumbar dos propuestas de ley de Cs y PP

5 min

El pleno del Parlamento de Cataluña ha rechazado este miércoles continuar la tramitación de dos proposiciones de Cs y PP para modificar la Ley de Educación catalana para incluir el castellano como lengua vehicular en la educación pública.

Ambas propuestas han sido descartadas al haberse aprobado las enmiendas a la totalidad presentadas por JxCat y ERC, los comuns y el PSC-Units, con 90 votos favorables de JxCat, ERC, PSC-Units, los comuns y la CUP, y 38 en contra de Cs y PP.

Trilinguïsmo con usos de entre el 25% y el 40%

La iniciativa de Cs, titulada Proposición de ley de garantía de la enseñanza efectivamente trilingüe, planteaba que catalán, castellano e inglés tengan estatus de lenguas vehiculares y que cada una de las lenguas tenga un porcentaje de uso ni inferior al 25% ni superior al 40% de las horas lectivas.

La del PP, titulada Proposición de ley por la enseñanza plurilingüe en Catalunya, establecía el catalán y castellano como lenguas vehiculares con un mínimo de 25% de horas lectivas para cada una, y que otro 25% se imparta en una lengua extranjera.

Debate sobre la inmersión lingüística

El diputado del PP Daniel Serrano ha defendido que su propuesta busca establecer una educación plurilingüe que supere el "anacrónico sistema educativo monolingüe contrario a la Constitución" y ha acusado al PSC de ser la comparsa del independentismo por haber presentado una enmienda a la totalidad.

Por parte de Cs, Sonia Sierra ha calificado el modelo de inmersión lingüística como una injusticia, ha culpado al independentismo de usar "falacias y mentiras" para defenderlo y ha puesto como ejemplo al presidente de JxCat en la Cámara, Albert Batet, como un catalán que no domina el castellano, según ella.

Desde la bancada del PSC, partido que este fin de semana debatirá en su Congreso si apuesta por flexibilizar la inmersión lingüística, Esther Niubó ha afirmado que el aprendizaje del catalán es una herramienta de cohesión social, pero que "nada es sagrado" y que la revisión del modelo lingüístico para mejorarlo no puede ser un tabú ni se puede politizar esta cuestión.

Críticas a PP y Cs y el papel de los 'comuns'

Mientras tanto, la portavoz de los comuns, Jéssica Albiach ha cargado contra el PP y Cs por intentar, a su modo de ver, "socavar uno de los pocos consensos" que en su opinión quedan en Cataluña, y ha sostenido que el catalán se debe proteger y promover, pero que no debe hacerse con sectarismo, sino con pedagogía.

Mònica Palacín, de ERC, ha reivindicado que el modelo de inmersión lingüística ha logrado que la población catalana sea bilingüe y ha sospechado que el PSC se plantea modificar su posición sobre esta cuestión "para intentar captar el votante que está perdiendo".

Xavier Quinquillà, de JxCat, ha insistido en el consenso con el que se impulsó la inmersión lingüística y ha asegurado que este modelo garantiza "la convivencia, la cohesión y la igualdad de oportunidades" en Catalunya.

El diputado de la CUP Carles Riera ha expresado su preocupación por que el PSC pueda "romper el consenso poniendo en cuestión la inmersión lingüística haciendo seguidismo de Cs", y ha advertido del riesgo de segregación entre alumnos si se acaba con este modelo.