Menú Buscar
La alcaldesa de Barcelona Ada Colau junto al líder de ERC, Oriol Junqueras, en una foto de archivo / EFE

Ofensiva de CDC para dinamitar la entente entre ERC y Colau

Los duros de la nueva Convergència preparan abucheos contra la alcaldesa en la Diada y consignas mediáticas contra sus socios de gobierno por sumarse al tripartito de izquierdas

3 min

El independentismo celebrará la Diada inmerso en una profunda división. La decisión de ERC de sumarse a Podemos y CUP en una manifestación en Sant Boi de Llobregat (Barcelona) con motivo de la fiesta catalana ha indignado a los antiguos convergentes. Según ha podido saber Crónica Global, el sector más duro del Partit Demòcrata Català (PDC) prepara silbidos y abucheos contra la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, quien ha anunciado que acudirá a la manifestación independentista que se celebrará en la capital catalana. Pero los dardos están dirigidos contra ERC, pues PDC quiere torpedear una posible entente entre republicanos y en comunes. Es más: el partido presidido por Artur Mas prepara un argumentario mediático contra la “deslealtad” de la formación liderada por Oriol Junqueras.

La decisión del presidente de ERC de acudir al acto de Sant Boi azuza el fantasma de un futuro tripartito de izquierdas, máxime cuando los republicanos no pierden de vista la necesidad de crecer en el área metropolitana de Barcelona. Y eso pasa, según algunas voces republicanas, por “esconder la bandera” y acentuar el discurso social.

"Daño al proceso"

La desunión independentista a las puertas de una fecha tan señalada como la Diada “hace daño al proceso”, afirmaba el lunes la coordinadora general de PDC, Marta Pascal. Pero también hace daño a los antiguos convergentes, con perspectivas electorales muy adversas frente a una ERC que aguanta muy bien. Este malestar se suma a la difícil convivencia gubernamental entre CDC y ERC, donde el vicepresidente económico Junqueras acaba de poner sensatez a la euforia del equipo del presidente Carles Puigdemont por el previsible apoyo de la CUP en la cuestión de confianza del próximo día 28, advirtiendo de que la legislatura puede concluir precipitadamente si los antisistema tumban por segunda vez los presupuestos de la Generalitat.

Por todo ello, los sectores más duros de PDC, encabezados por la facción de Reagrupament, preparan un abucheo contra Colau con la finalidad de enturbiar las balbuceantes relaciones entre ERC y la órbita podemita. En paralelo, los ideólogos de la antigua CDC preparan argumentarios mediáticos contra los republicanos que serán convenientemente distribuidos entre analistas y opinadores afines