Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La alcaldesa de L'Hospitalet de Llobregat, Núria Marín / PSC

Núria Marín pedirá el archivo de su causa porque siempre ha actuado "con legalidad"

La alcaldesa de L'Hospitalet insiste en su inocencia tras declarar ante el juez en el caso del Consell Esportiu

2 min

La alcaldesa de L'Hospitalet de Llobregat, Núria Marín, ha defendido este viernes tras declarar ante los juzgados por la causa del Consell Esportiu que siempre ha actuado "con legalidad" y ha explicado que pedirá el archivo de su causa.

"Siempre he actuado con la máxima legalidad y asesorada jurídicamente por los responsables municipales. Espero y confío poder pedir mi archivo lo antes posible", ha dicho tras su declaración en la Ciudad de la Justicia, en la que ha respondido a todas las preguntas.

Confianza en la justicia

Marín, que está investigada por supuesta prevaricación, malversación de caudales públicos y por omisión del deber de perseguir el delito, ha sostenido que "confía plenamente en la justicia" y que a partir de su declaración y de la del resto de investigados se puedan esclarecer los hechos. Su abogado, Fermín Morales, ha explicado que no se ha aportado nada a la causa del volcado de móvil: "Parece que no hay cosas relevantes", ha añadido.

La alcaldesa ha declarado en torno a las 10.45 horas, tras hacerlo su jefa de gabinete, Montserrat Pérez, y después la jueza ha tomado declaración al secretario de Deportes de la Generalitat, Gerard Figueras, y al teniente de alcalde Cristian Alcázar.

Figueras niega anomalías

Precisamente, Figueras ha defendido que las subvenciones del Consell Català de l'Esport al Consell Esportiu de L'Hospitalet de Llobregat se han revisado y que siempre han sido "correctamente justificadas y que pasaron todos los filtros y revisiones y se adjudicaron correctamente.

Igualmente, ha detallado que cuando tuvieron conocimiento de que el Consell Esportiu de L'Hospitalet iniciaba una auditoría, encargada tras el aviso del concejal del PSC denunciante, Jaume Graells, para revisar las posibles irregularidades, los técnicos del Consell Català de l'Esport también comprobaron la documentación y acreditaron que no había ninguna anomalía.