Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El diputado de ERC Joan Josep Nuet se dirige al Tribunal Supremo, en Madrid / EP

Nuet rechaza que el 'procés' fuera delito y se declara "inocente"

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo ha comenzado este miércoles el juicio contra el diputado de ERC por un delito de desobediencia

5 min

El diputado de ERC Joan Josep Nuet ha defendido este miércoles, a su llegada al Tribunal Supremo para ser juzgado por un delito de desobediencia en relación con el procés, que el debate sobre las llamadas 'leyes de desconexión' en el Parlament pudo ser "criticable" pero no un "acto delictivo", asegurando que es "inocente".

La Sala de lo Penal ha comenzado hoy el juicio a Nuet por haber votado, como secretario tercero de la Mesa del Parlament en la XI Legislatura, en la que era diputado de SíQueEsPot, a favor de la tramitación de las 'leyes de desconexión', pese a las advertencias del Tribunal Constitucional. La Fiscalía pide para él una multa de ocho meses e inhabilitación de un año y 4 meses.

Muestras de apoyo

"Afronto este juicio con valentía, con convicción, convencido de que soy inocente", ha dicho Nuet a su llegada al Tribunal Supremo, donde ha sido recibido con aplausos por dirigentes de ERC como Carolina Telechea, Montse Bassa, Mirella Cortés y Bernat Picornell, así como de Junts, PDEcat y CUP, y por el presidente del grupo parlamentario de Unidas Podemos en el Congreso de los Diputados, Jaume Asens. Nuet ha confiado en poder convencer a los magistrados de que "el debate parlamentario que se produjo en Cataluña es absolutamente criticable" pero no un "acto delictivo". "Una cosa es que sea criticable y otra cosa es que se nos trate como criminales. No somos criminales, somos dirigentes políticos que tenemos opiniones políticas y, si en un Parlamento no las podemos expresar, no sé dónde las vamos a expresar", ha planteado.

Sobre lo ocurrido en torno al referéndum independentista del 1 de octubre de 2017, Nuet ha señalado que "fueron días difíciles", indicando que "el debate que hubo en las calles de Cataluña se elevó al Parlament mejor o peor". Incidió en que "es criticable", aunque negó desobediencia al TC porque los implicados en el procés hicieron lo que pudieron para que "el debate se condujera de la mejor manera en el Parlamento catalán". En este contexto, ha aprovechado para reiterar que "por prohibir un debate" no va a "desaparecer", advirtiendo de que, "al contrario, ese debate va a emerger posiblemente pero de peor manera". "Si algo no se puede discutir en un parlamento se discutirá en la calle, en los bares, en las casas", ha subrayado.

Niegan la vulneración de derechos 

Mientras tanto, el fiscal del Tribunal Supremo Javier Zaragoza y la abogada del Estado Rosa María Seoane han solicitado el rechazo a la solicitud de la defensa de Nuet de la anulación del procedimiento en atención a dos premisas, la falta de competencia del alto tribunal y la vulneración de derechos fundamentales de su patrocinado, relacionados con la inviolabilidad como parlamentario autonómico. Para Zaragoza, el acto parlamentario que se aparta de su genuina inviolabilidad no es un acto amparado por el derecho. "El voto no tiene un efecto sanador de la ilegalidad de una desobediencia", ha manifestado, para añadir que tampoco cabe hablar de falta de competencia del TS cuando el propio Nuet se ha colocado como aforado ante este órgano al optar al cargo de diputado que ostenta.

Por su parte, la abogada del Estado ha coincidido con la Fiscalía al señalar "la inviolabilidad parlamentaria no es ilimitada, tiene un ámbito determinado, que se despliega sobre la función legislativa y control al gobierno, actividades que no se desarrollan en la Mesa del Parlament".