Menú Buscar
Imagen del acto a favor de la independencia convocado por la ANC en la Diada 2019 / EP

El ‘no’ a la independencia aventaja en siete puntos al ‘sí’

El 48,8% de los catalanes rechaza la independencia, por el 41% que la apoya, según el último barómetro del CEO

4 min

Los catalanes que no quieren la independencia se imponen ya con una distancia de siete puntos sobre los que la apoyarían. Ese es el resultado de la encuesta sobre Cosmopolitismo y localismo en Cataluña, que ha elaborado el CEO, (Centro de Estudios de Opinion), dependiente de la Generalitat, entre el 16 de septiembre y el 7 de octubre. Mientras que el 48,8% de los catalanes rechaza la independencia, el 41,9% la apoya. Es el porcentaje más bajo para el independentismo desde junio de 2017, a las puertas, en aquel momento, del referéndum del 1-O.

Se trata de una tendencia que ya se reflejó en la última encuesta del CEO del pasado julio. En aquel momento, el 48,3% se inclinaba por el no y el 44% por el .

Antes de la sentencia

Ahora, el sondeo, enfocado hacia esa cuestión, indica que las distancias se están incrementando. Hay que tener en cuenta cuándo se realizó la encuesta, antes de la publicación de la sentencia del 1-O y antes, por tanto, de las acciones violentas que se vivieron tras conocerse el fallo en las calles de Barcelona, pero también en otras localidades catalanas.

Torra en el Parlament rechaza la sentencia del 1-O / Canal Parlament

La encuesta se ha realizado con una muestra de 1.500 personas, y un margen de error de 2,53, tal y como ha señalado el director del CEO, Jordi Argelaguet.

 

¿Una independencia irreversible?

El argumento del independentismo, siempre que se publican encuestas sobre la independencia, es que todo se podría conocer con exactitud si se convocara un referéndum de autodeterminación. Y, de hecho, ese es ahora el objetivo de formaciones como Esquerra Republicana, que piden una negociación con el Gobierno y los poderes del Estado que permitan a medio plazo esa consulta.

Sin embargo, eso contrasta con las aseveraciones tanto de Oriol Junqueras como de Pere Aragonès, que insisten en que la independencia es “irreversible”, porque, a juicio de los dirigentes de Esquerra, los catalanes apostarán por una república catalana y la implementarán en los próximos años. Eso no coincide con los resultados, en todo caso, de la encuesta del CEO.

Monarquía y Mossos

En la encuesta se ofrecen también otros datos, como el grado de apoyo a la monarquía. Tras el discurso del Rey, del 3 de octubre de 2017, el independentismo ha atacado a la institución monárquica, y eso se ha traducido en un mayor distanciamiento. El 72,9% de los catalanes, según el CEO, suspenden la monarquía, mientras que el 25,1% la aprueba.

Respecto a las propias instituciones del autogobierno y otras del Estado, la realidad también es compleja, y difiere a lo que considera una parte del independentismo que ha atacado, por ejemplo, a los Mossos d’Esquadra, por su trabajo en las algaradas producidas en las calles de Barcelona en las últimas semanas. Sobre el grado de confianza que se otorga al Govern de la Generalitat, el resultado es un 4,44, un suspenso. Menor es respecto al Gobierno central, con un 3,08, pero los Mossos obtienen un aprobado alto, con un 6,18, mientras que las mejor valoradas son las universidades, con un 6,8, y que han sido, curiosamente, apropiadas por el independentismo en las últimas semanas.