Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La diputada de ERC Najat Driouech, que se defiende de los insultos racistas recibidos por militantes de Junts

Najat Driouech (ERC) responde a los insultos racistas: “Ensucian el movimiento independentista”

La diputada republicana recibió ofensas por parte de los militantes de Junts que se manifestaban en el Parlament antes de la suspensión de Laura Borràs

3 min

La diputada de ERC, Najat Driouech, ha roto su silencio tras los insultos racistas que recibió por parte de los militantes de Junts que se movilizaron durante la mañana del jueves en las puertas del Parlament, antes de la suspensión de Laura Borràs. "Es intolerable y vaya por delante mi rechazo frontal a quien ensucie el movimiento independentista y debilite la sociedad con mantras racistas inadmisibles", ha manifestado en una carta abierta publicada a través de las redes sociales. 

Driouech asegura que, día tras día, lucha contra insultos que "ya no le hacen daño". "He recibido muchos durante años y todavía recibo muchos". Sin embargo, ha mostrado su rechazo a que vengan dirigidos, precisamente, de quienes son sus socios de gobierno. "Seguramente, la línea roja la quiero más clara con quien comparto objetivo político. La República Catalana que anhelo, el proyecto independentista que represento como tantos otros, no acepta el racismo", añade en la misiva. 

Carta de la diputada Najat Driouech (ERC) tras los insultos racistas / TWITTER
Carta de la diputada Najat Driouech (ERC) tras los insultos racistas / TWITTER

"Levantar un muro contra el racismo"

En este sentido, la diputada republicana ha lanzado un dardo hacia la expresidenta de la Cámara y líder de Junts, que tras su suspensión pronunció unas duras palabras contra los partidos independentistas e instigó a los manifestantes a continuar "luchando". "Quiero hacer un llamamiento a todos los que tengan responsabilidades políticas y un papel social clave en el día a día de la gente, para levantar un muro contra el racismo", que no es una anécdota, sino todavía algo estructural. 

Por contra, los manifestantes de Junts que ayer apoyaban a Borràs dudan de las palabras de la republicana, que a través de las redes le reclaman imágenes que demuestren los insultos. 

Solidaridad con la diputada

Las ofensas racistas indignaron a ERC, que salió en defensa de su diputada al conocer la noticia. Algunos miembros destacados de Junts, como el expresidente Carles Puigdemont, también se han pronunciado: "Ninguna excusa, ninguna empatía, ningún espacio a discursos racistas y de odio. Ni en discursos políticos ni en expresiones ciudadanas. Ni de forma estructural y organizada, ni de forma anecdótica. Nunca. Mi solidaridad con la diputada". 

No lo ha hecho, en cambio, la ya expresidenta Laura Borràs.