Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Recreación digital del Hermitage Barcelona, que construirá Toyo Ito en la zona portuaria / CG

El Gobierno burla a Colau y apuntala el Hermitage Barcelona

Los representantes del Ejecutivo en el Puerto de Barcelona votan a favor del museo pese al ayuntamiento había pedido "más tiempo", encarrilando la inversión

5 min

El Gobierno fintó ayer a Ada Colau y apuntaló el proyecto de un Museo Hermitage para Barcelona. Los representantes del Ejecutivo votaron a favor de la concesión a los promotores de la galería horas después de que el ayuntamiento pidiera "más tiempo". 

Así lo indican fuentes cercanas a la inversión citando datos que reveló con poco cuidado la teniente de alcalde de Urbanismo de Barcelona, Janet Sanz, que estuvo en el consejo del Puerto que desencalló la obra. Sanz desveló tras la reunión que solo ella, el alcalde de El Prat de Llobregat, Lluís Mijoler, de El Prat en Comú, partido vinculado al de Ada Colau, y la Abogacía del Estado votaron en contra de la concesión del Hermitage. Tres votos

El Gobierno vota a favor...

Lo que dejó entrever Janet Sanz, y que destacan fuentes cercanas al proyecto es que los otros 12 representantes votaron a favor. Desbloquearon el Hermitage Barcelona y apuntalaron una inversión de 50 millones que creará 400 empleos entre directos e indirectos. Entre los consejeros que confirmaron la obra están los cuatro de la Generalitat de Cataluña...y los dos del Gobierno: la delegada, Teresa Cunillera, y el vocal de Puertos del Estado, Álvaro Sánchez

Preguntado por la cuestión, una portavoz del Puerto de Barcelona ha recordado que los consejos son confidenciales y que no podían informar de cada voto. Eso sí, la misma voz ha indicado que la propia Janet Sanz ha revelado que su no recibió tres apoyos, incluido el suyo. Planteada la cuestión a la Delegación del Gobierno, el equipo de Cunillera también ha declinado comentar. 

...apuntala la inversión...

Las cifras, no obstante, hablan por sí solas. Doce votos a favor y tres en contra, según la representante del Ayuntamiento de Barcelona. Ello significa que Govern de la Generalitat y Gobierno apuntalaron el Hermitage pese a que Ada Colau y su gobierno habían pedido "más tiempo". En el caso del Ejecutivo catalán, el revés llega a las puertas de una reunión entre la propia Colau y Pere Aragonès, nuevo presidente autonómico. Será hoy

En el caso del Gobierno, sus representantes optaron por reafirmar una inversión que el ayuntamiento ha demorado tanto como ha podido tras anunciar a principios de 2020 que la vetaría. El gobierno local de Colau jamás ha querido el Hermitage. Ahora, ante la presión de la sociedad civil y la alianza de sus promotores con la Fundación Gran Teatre del Liceu, trató de ganar tiempo. Ha sido en vano. El Puerto ha acelerado un proyecto que lleva gestándose nueve años. 

Dos meses para el proyecto

El voto del Gobierno es llamativo por cuanto los partidos que lo forman, PSOE y Unidas Podemos, son hermanos de los que gobiernan Barcelona: BComú y PSC. Tres concejales de la Administración local pidieron horas antes del consejo del Puerto parar la votación. No solo no lo consiguieron, sino que se llevaron un correctivo. En un consejo de la Autoridad Portuaria al que muchas veces faltan, Colau y los suyos levantaron solo el 20% de apoyos. El 80% del gobierno del Puerto votó a favor del Hermitage

¿Qué pasará ahora? Los promotores del Museo Hermitage en Barcelona --el fondo luxemburgués Varia y la sociedad Cultural Development Barcelona-- tienen dos meses para presentar su proyecto. Este irá de la mano de la Fundación del Liceu. Su aprobación depende del Puerto, sí, pero sobre todo de un convenio Autoridad Portuaria-Ayuntamiento. Es un formalismo que podría utilizar el gabinete de Colau para vetar la inversión. Ello, no obstante, les costaría una reclamación, posiblemente patrimonial, que se sumaría a las causas judiciales pendientes por subvenciones a afines o el caso Buenos Aires