Menú Buscar
Artur Mas y Andreu Mas-Colell, exconsejero de Economía de la Generalitat

El gurú económico de Artur Mas torpedea la campaña 'indepe'

Miquel Iceta invoca las cifras del exconsejero Andreu Mas-Colell, quien ha desmontado la teoría del “España nos roba”, los perjuicios del 155 y la viabilidad de la ruptura unilateral

4 min

La sombra de Artur Mas es alargada. Y la de su gurú económico todavía más. Andreu Mas-Colell, exconsejero de Economía de la Generalitat, cerebro del business friendly impulsado por el Gobierno de CiU, se ha convertido en protagonista involuntario de esta recta final de la campaña del 21D. Sus cálculos sobre el déficit fiscal catalán desmontan la teoría del “España nos roba” que los independentistas defienden, tal como el candidato del PSC, Miquel Iceta, se encargó de recordar en el debate de aspirantes celebrado en TV3.

Y no solo eso: el reputado profesor de Harvard acaba de participar en un estudio económico en el que echa por tierra las afirmaciones de Junts per Catalunya y ERC sobre los efectos negativos del artículo 155 en la economía catalana.

No es gratuito que el socialista apelara al legado de quien formó parte de aquel “gobierno de los mejores” de Artur Mas. Mientras el exvicepresidente económico Oriol Junqueras sostiene que el déficit fiscal catalán asciende a 16.000 millones (un 10% del PIB), Mas-Colell redujo esa cifra a 2.405 millones de euros (el 1,2% del PIB catalán). Posteriormente, el exsecretario de Economía Albert Carreras, tras la correspondiente ejecución presupuestaria, redujo ese superávit a favor del Estado español a 428 millones.

Un acto simbólico

Con este informe, el exconsejero neutralizaba los motivos económicos de una independencia que, en su opinión, no es viable. Así lo dijo en plena precampaña, tras la celebración del referéndum del 1-O. “Ni la Generalitat ni el pueblo están en condiciones de hacer viable la independencia”, dijo en una entrevista. A su juicio, una proclamación de independencia no podía ir más allá de un acto simbólico.

Las alusiones de Iceta a los cálculos de Mas-Colell sublevaron a Marta Rovira (ERC) y Jordi Turull (Junts per Catalunya) durante el debate televisado. Y es que el candidato del PSC impactó en la línea de flotación independentista, representada por dos dirigentes que poco o nada saben de economía, pero que se abonaron a la tesis de que la aplicación del artículo 155 de la Constitución por parte del Gobierno español ha frenado la recuperación económica y las inversiones.

Aseguran los secesionistas que la fuga de las empresas se debe a la “violencia policial” del 1-O, y no a la situación de incertidumbre política que se vive en Cataluña.

Informe del Colegio de Economistas

También en eso tiene algo que decir Mas-Colell. Y no precisamente en el sentido apuntado por los secesionistas. El exconsejero ha participado en un estudio junto a Salvador Alemany, Carles Gasòliba, Joan Hortalà, Guillem López Casasnovas, Antoni Serra Ramoneda y Joan B. Casas, todos ellos miembros eméritos del Colegio de Economistas de Cataluña.

Aseguran que la economía es lo suficientemente sólida como para afrontar “choques puntuales”, que el número de sociedades mercantiles ha registrado un aumento de 15.753 unidades entre enero y octubre de 2017, y que este año el crecimiento del PIB será del 3,2%. Las cifras son igualmente positivas en cuanto a inversiones extranjeras y exportaciones. “Cataluña mantiene sus rasgos fundamentales que han hecho fuerte su economía", concluyen.