Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Retrato de Manuel Valls en su despacho en el Ayuntamiento de Barcelona / LENA PRIETO

Manuel Valls cree que la sociedad catalana sufre el "peronismo local" de Jordi Pujol

El concejal barcelonés advierte que los indultos "han arrancado sobre unas bases malas y erróneas" y recuerda que suponen "la renuncia del Estado en una acción punitiva contra los que violaron la ley"

3 min

El concejal de Barcelona Pel Canvi y exprimer ministro francés Manuel Valls, considera que la sociedad catalana "sufre de pujolismo, verdadera enfermedad infantil del catalanismo, la forma de peronismo local que le hizo perder su fuerza y su creatividad".

Valls denuncia en un artículo en La Vanguardia que la burguesía catalana "ya no existe como lo que era" y que ahora "va a remolque de nuevas fuerzas y de intereses simbolizados por el grupo Mediapro, el equipo dirigente del Barça o el nuevo conseller de Economía de la Generalitat, Jaume Giró".

El concejal también carga contra "los miserables CDR", que, dice, le obligaron a "vivir con escolta". "Al riesgo islamista o de la extrema derecha identitaria francesa se sumaba, en mi caso, el de determinados círculos separatistas catalanes. No era esta la idea que tenía de la tierra de mi padre", ha añadido.

Críticas a los indultos de los políticos presos

Valls también afirma que los indultos "han arrancado sobre unas bases malas y erróneas" y ha vaticinado que éstos "contienen todos los ingredientes para transformarse en una nueva guerra de trincheras".

"El indulto, forzosamente parcial, supone la renuncia del Estado en una acción punitiva contra los que violaron la ley y fueron condenados por los tribunales", señala.

Para Valls, "la cuestión catalana no tendrá solución sin un gran consenso tanto en Cataluña como en el resto de España", algo que "saben perfectamente ambas partes".

Evitar que el secesionismo se adueñe de Barcelona

El exprimer ministro francés, que concurrió a las elecciones bajo la plataforma Barcelona Pel Canvi, en la que estaba integrada Ciudadanos, "considera cumplida" su "tarea" en esta mitad del mandato y cuando se "encara la recuperación" económica.

"Francia es el espacio natural para un exprimer ministro", argumenta Valls, que afirma no obstante que no se arrepiente de haber sido candidato a la alcaldía, porque "ya es mucho" haber evitado que Barcelona tenga un alcalde independentista.