Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Pancartas independentistas en las fiestas para niños de la fiesta mayor de Torroella de Montgrí / @Pere_Cuadros (TWITTER)

Lazo amarillo y pancarta independentista en la fiesta para niños de Torroella de Montgrí

La localidad natal de la exconsejera de la Generalitat Dolors Bassa celebra su fiesta mayor en plena pandemia con simbología partidista incluso en sus actividades para niños

3 min

Nuevo episodio de politización y apropiación del espacio público por parte del independentismo en Cataluña. El ayuntamiento de la localidad gerundense de Torroella de Montgrí celebra estos días su fiesta mayor en plena pandemia de coronavirus con una enorme pancarta y un lazo amarillo de apoyo a los políticos presos del procés en uno de sus escenarios principales. Una simbología que ni siquiera se retira cuando se llevan a cabo en el mismo actividades infantiles.

Así lo ha denunciado este fin de semana el concejal de Ciudadanos en dicho municipio, Pere Cuadros, en su perfil de Twitter. Una denuncia de la que también dan fe las imágenes difundidas por el propio consistorio de Torroella, que en sus redes sociales ha difundido un vídeo en el que se ve a centenares de asistentes coreando, brazos en alto desde sus asientos, las canciones de un grupo musical para niños.

"Seguimos con los espectáculos familiares de la Fiesta Mayor de Sant Genís. Esta tarde hemos cantado las canciones del grupo Xiula con sonidos de adultos y letras reivindicativas para el público infantil", explica el tuit del Ayuntamiento de Torroella sobre la actividad llevada a cabo este domingo.

Las fiestas de Sant Genís de Torroella --localidad natal de la exconsejera de la Generalitat Dolors Bassa, actualmente en tercer grado por el procés independentista-- se celebran del 21 al 27 de agosto. Este mismo lunes, día 24, la Generalitat ha anunciado que prohibirá las reuniones de más de 10 personas en toda Cataluña para evitar los rebrotes y el preocupante crecimiento de la pandemia en toda la comunidad tanto en el ámbito privado como público, con tres excepciones: los centros de trabajo, el transporte público y las manifestaciones, a tres semanas de que se celebre la Diada independentista del próximo 11 de septiembre. Mientras tanto, también mantiene el cierre del ocio nocturno, la limitación horaria de la restauración y el veto al consumo de alcohol y tabaco en lugares públicos.